UberEATS ya reparte comida a domicilio en Madrid

Just Eat, Deliveroo y ahora UberEATS. La oferta de aplicaciones y servicios de reparto de comida a domicilio no para de aumentar y hacerse más competitiva. La última app en llegar a España es la de Uber, que ya funciona en Madrid con más de 200 establecimientos adheridos.

Desde hoy miércoles 18 de enero puedes hacer pedir comida desde casa a través de UberEATS, cuya aplicación ya se puede descargar gratis para iPhone y Android. En ella no sólo se puede consultar el menú y la carta de los distintos restaurantes sino que se puede seguir el recorrido del mensajero en tiempo real.

Precio fuera de mercado

Las solicitudes se tramitan en un horario de 12 a 24 horas con un máximo de 30 minutos de espera. Es una flota conductores de motocicletas y de ciclistas la encargada de repartir la comida para Uber. Según la distancia a la que te encuentres, será uno u otro medio el encargado de llevar la comida.

El coste del envío es de 2,50€ sin importe mínimo, aunque durante las primeras semanas UberEATS reparte comida a domicilio con envío gratis como parte de su oferta promocional.

La llegada a España es limitada, y es que sólo opera dentro el anillo de la M-30 de Madrid. Al igual que con sus otros servicios, es muy probable que Uber se expanda en los próximos meses a otras zonas de la capital y del resto del país

Los mejores servicios de comida online precocinada que no son UberEATS

Un modelo de negocio muy criticado

Como siempre que esta compañía llega a una ciudad, la polémica está servida. Los repartidores de Uber deben ser autónomos, poner su propio vehículo y tener el permiso de circulación en vigor. Por ahora la plataforma no acepta otro tipo de vehículos. Tampoco lo ha hecho en las otras 50 ciudades en las que trabaja.

Barcelona fue durante nueve meses campo de pruebas para UberEATS, aunque se terminó retirando de la ciudad condal para para corregir errores y preparar el desembarco definitivo.

No te lo pienses más: usa este código descuento Just Eat

Trabajar en Uber como repartiendo comida a domicilio es una opción que muchos verán con buenos ojos. Ya hay otras aplicaciones similares que siguen este modelo de negocio, en el que los trabajadores cobran por número de entregas realizadas y utilizan bicicletas para llegar a los clientes.

Este modus operandi ha provocado quejas de sindicatos por los nulos derechos laborales y de los trabajadores, que quieren un mayor número de repartos para poder obtener más ingresos.

[Fuente: El País]