Fabrica grafeno desde tu cocina sin morir en el intento

fabrica grafeno con una batidora

Todo apunta a que el grafeno va a ser el material del futuro. Pero, ¿por qué?

Este material tiene características que lo hacen idóneo en una gran cantidad de aplicaciones y dispositivos.

¿Y si pudieramos fabricar nosotros mismos nuestro propio grafeno? pues parece que esto ya es posible.

La dificultad que se planteaba a la hora de fabricarlo es uno de los escollos más difíciles de salvar por los investigadores, que ya trabajan con él.

Esto hacía que se planteara la duda de fabricarlo a gran escala pero con defectos, o hacer menos cantidades y más calidad. Sin duda una dicotomía que lo hacía dificil de manejar. 

Sin embargo un investigador en Irlanda informó el domingo de una nueva forma de fabricar grafeno de forma totalmente casera, según señala Business Insider

Qué es el grafeno

Así, con una simple batidora, grafito en polvo, detergente y agua se puede obtener grafeno.

Para conseguirlo colocaron grafito en polvo (material del que está hecha la punta de los lapiceros) en un recipiente, mezclado con medio litro de agua y entre 10 y 25 mililitros de detergente.

El resultado se tradujo en hojas minúsculas de grafeno de un nanómetro de espesor y 100 nanómetros de longitud suspendidas en el agua. 

La fuerza generada por la batidora hizo que se separaran las capas de grafeno sin dañar su estructura. 

Las lentillas de grafeno permitirían visión térmica e infrarroja

"Hemos desarrollado una nueva forma de hacer hojas de grafeno", declara Jonathan Coleman, profesor de física y química del Trinity College de Dublin y protagonista de esta investigación, quien añade que "este método da un montón de grafeno sin defectos".

El material producido se puede transmitir a superficies para su aplicación en materiales compuestos como plásticos reforzados o pintura.

De esta manera tan casera se pueden producir cantidades reducidas pero aplicando este método de manera industrial se pueden obtener toneladas

El grafeno es la sustancia más delgada del mundo y ofrece una resistencia mayor que la del acero

Hay un gran interés en el grafeno para sustituir a los semiconductores de próxima generación de ordenadores, pantallas táctiles, baterías y células solares.