Lector de huellas funciona con gatos, pezones... y el pene

El lector de huellas del iPhone 5S funciona con todo tipo de apéndices

La tecnología Touch ID incorporada al iPhone 5S dispone de un sensor capaz de reconocer una huella, e incluso las capas de epidermis que hay debajo.

También detecta el calor y la composición de la piel, así que es capaz de saber si lo que pones encima del lector es un órgano vivo o una copia (ya sea con arcilla, con plastilina, o en el hipotético caso de que te corten un dedo...).

Pero presenta dos problemas importantes.

El primero es que basta con usar un somnífero o un poco de cloroformo con la víctima para que se duerma, y así poder usar su huella para desbloquear su iPhone 5S.

Esto también puede ser problemático con parejas celosas que desbloqueen el móvil de su compañero mientras está dormido para cotillear sus mensajes...

Y el mismo principio se aplica si el dueño de la huella está borracho, y sus amigos entran en su smartphone para gastarle una broma pesada enviando mensajes en su nombre a través de Facebook o Twitter...

Otra cuestión interesante es que el ser humano tiene huellas no sólo en los dedos, y por lo visto, el lector es incapaz de saber a qué parte del cuerpo pertenecen...

Así, por ejemplo, hay gente que ha conseguido desbloquear el iPhone 5S con el dedo del pie.

También, con la nariz:

 

E incluso con los pezones:

Y como no, si hay gente que prueba con el pie o la nariz, pues inevitablemente (todo sea por la ciencia), hay algún curioso marrano que también ha probado con el pene... y funciona...

Lector huellas

La próxima vez te lo pensarás dos veces cuando alguien te preste su iPhone 5S para hablar por teléfono...

Por último, parece que no sólo funciona con personas. También lo hace con patas de gato:

 

No es que Touch ID falle, sino que es muy versátil, pues al parecer sólo funciona con el apéndice que previamente has registrado como huella-llave.

No sabemos hasta que punto todos estos vídeos son reales, pero desde luego si hay algo que Apple está consiguiendo, es que todo el mundo hable de su lector de huellas y de su iPhone 5S. No es extraño que se haya agotado en sólo cuatro horas...