La realidad virtual ayudará a inculpar a criminales de guerra nazis

La realidad virtual ayudará a inculpar a criminales de guerra nazis

La mayoría de las personas asocian la realidad virtual a los videojuegos y la diversión, Y en cierto modo es así, porque los principales dispositivos, como PlayStation VR, Oculus Rift o HTC Vive, están pensados para divertirse con juegos y experiencias VR.

Pero la realidad virtual tiene muchas otras aplicaciones en educación, negocios, empresas, medicina... e incluso en investigaciones criminales.

Una compañía alemana llamada LKA ha desarrollado una versión virtual del campo de concentración de Auschwitz con el objetivo de que la oficina federal de investigación de los crímenes nazis pueda encontrar pruebas para llevar ante la justicia a criminales de guerra nazis. ¿Cómo puede ayudar la realidad virtual en esta tarea?

La realidad virtual ayudará a inculpar a criminales de guerra nazis

25 preguntas y respuestas de la realidad virtual

Entre 1940 y 1945, un millón cien mil personas fueron exterminadas en el campo de concentración de Auschwitz. Han pasado más de 70 años desde su cierre, pero aún sobreviven algunos de los soldados y oficiales nazis que trabajaban en Auschwitz y participaron en el mayor holocausto de la Humanidad.

Durante estas siete décadas muchos de estos soldados nazis fueron detenidos, pero alegaban que desde sus torres o desde su puesto de guardia no se podía ver si los prisioneros eran exterminados o llevados a cámaras de gas, y ante la falta de pruebas fueron puestos en libertad.

La compañia LKA ha desarrollado una detallada versión de realidad virtual del campo de concentración de Auschwitz que, literalmente, nos pone en los ojos de los soldados de las SS que patrullaban el campo o vigilaban desde una determinada torre o barrancón. De esta manera se puede saber con total precisión lo que cada soldado veía desde su puesto, y con ello descubrir si veían o no las filas de prisioneros que eran llevados a las cámaras de gas.

"Este software puede ser usado en juicios de crímenes de guerra en donde el acusado asegura que no fue testigo de ejecuciones o de marchas hacia la cámara de gas desde su puesto en el campo de concentración", asegura Jens Rommel, jefe de la oficina federal de investigación de los crímenes nazi.

Más de 70 años después, las heridas del Holocausto aún no han sido cerradas. La realidad virtual puede ayudar a conseguirlo. Las víctimas se lo merecen.

[Fuente: Digital Trends]