Cuidado con las falsas promociones de marcas en Instagram

Cuidado con las falsas promociones de marcas en Instagram.

Los ciberdelincuentes trabajan incansablemente para llegar al mayor número de personas posibles con el mínimo esfuerzo. La forma más obvia de hacerlo es utilizar como gancho las marcas más conocidas, y mover las estafas a través de las redes sociales más populares.

En estas últimas semanas han proliferado en Instagram unas extrañas promociones supuestamente promovidas por grandes marcas como Audi, El Corte Inglés, Springfield, Pull&Bear, y otras. Regalan cheques-regalo por valor de entre 150 y 300€ a los primeros usuarios de Instagram que se hagan seguidores de su cuenta.

La propia Policía Nacional ha alertado en su cuenta de Twitter que este tipo de promociones en Instagram son una estafa:

En efecto, estas supuestas promociones son anunciadas por cuentas falsas en Instagram que simulan ser las originales, y al pinchar en los enlaces que proponen no obtienes un cheque regalo por valor de 150€, sino un intento de robarte tu cuenta o introducir un troyano o un software espía en tu dispositivo.

Tal como explica Panda Security, resulta sencillo identificar este tipo de cuentas falsas de grandes marcas de ropa, supermercados, coches, etc.

En primer lugar, tal como puedes ver en la siguiente imagen, no suelen seguir a otras páginas. Además, tampoco tienen publicaciones:

Estafas en Instagram

Por otro lado, las cuentas oficiales de las marcas y comercios suelen seguir a muchas otras cuentas, y tienen abundantes publicaciones:

Estafas Instagram

La Reina de Instagram tiene 86 años y 900.000 seguidores

Como siempre ocurre en estos casos, lo más práctico es aplicar el sentido común. Ofrecer un cheque-regalo (dinero) por hacerse seguidor, sin sorteos, es comprar seguidores, algo que está prohibido por la mayoría de las redes sociales. Y aún así... ¿de verdad crees que alguien te va a pagar 300€ sólo por hacerte seguidor?

Siempre hay que estar alerta ante cualquier tipo de regalo/promoción/concurso que nos llega a través del email o las redes sociales. También es importante asegurarnos de que tenemos instalado un software anti-malware y un antivirus por si nuestro sentido común falla, y el software espía intenta penetrar en nuestro dispositivo.