Dropbox se cae durante horas, niega ataque hacker

Dropbox sin servicio durante varias horas, niega ataque hacker

Durante la noche del viernes al sábado 11 de enero, Dropbox permaneció sin servicio en su web al menos durante dos horas.

Al mismo tiempo, un grupo hacker llamado The 1775 Sec reivindicó el ataque, asegurando a través de Twitter que había penetrado los sistemas de seguridad de Dropbox. Y para demostrarlo,  publicó una supuesta caché de datos de usuarios en Pastebin.com.

Durante estas tensas horas, el acceso al almacén de ficheros de los usuarios a través de la web resultó imposible, apareciendo el mensaje de error que puede verse en la foto de apertura.

Como es lógico, la noticia corrió como la pólvora por Internet, desatando el pánico.

Dropbox es, posiblemente, el sistema de almacenamiento en la nube más popular, con millones de usuarios que guardan sus ficheros personales en sus servidores.

En todo momento, Dropbox negó esta intromisión hacker, asegurando que todo se debía a incidencias durante su periodo de mantenimiento. Algo más de dos horas más tarde, la web volvió a la normalidad.

El grupo hacker The 1775 Sec reconoció finalmente que no había realizado el hackeo, aunque sí un ataque DDoS contra Dropbox, para reivindicar la memoria del activista Aaron Swartz.

Este joven hacker, genio precoz que luchó contra las leyes que restringían la libertad en Internet, y las que abusaban del copyright, se suicidó con sólo 26 años, tras varios juicios pendientes por sus acciones asociadas con la liberación de datos restringidos.

Aaron Swartz

¿Necesitamos tanto espacio en la nube?

The 1775 sec asegura que han utilizado bots para lanzar un ataque DDoS contra Dropbox. Este tipo de acción de denegación de servicio es relativamente fácil de llevar a cabo, pues simplemente consiste en realizar millones de peticiones de acceso de entrada al mismo tiempo, haciendo que el sistema se sature. Como máximo consigue bloquearlo durante unas horas, pero no supone ningún riesgo para la seguridad.

En palabras sencillas, es como poner silicona en la cerradura de una puerta. La bloquea, pero no la abre.

Dropbox ha negado también este ataque, insistiendo en sus problemas con el mantenimiento.

Sea como fuere, lo importante aquí es que parece que los datos de los usuarios no han sido comprometidos. Aunque esta inseguridad sobre nuestra privacidad es el precio que hay que pagar por almacenar nuestra vida en Internet...

Fuente: AppleInsider