Una bacteria intestinal ayuda a tratar la obesidad y la diabetes

¿Qué es LIFE?
¿Qué es LIFE?
bacteria tratamiento obesidad diabetes

Un equipo de científicos de la Universidad de Wageningen en Países Bajos ha llevado a cabo un estudio que podría allanar el camino para encontrar nuevos tratamiento para la diabetes y la obesidad. En los experimentos con ratones, los investigadores han demostrado que la bacteria intestinal Akkermansia muciniphilia tiene efectos beneficiosos duraderos para los ejemplares con sobrepeso y también con los roedores con diabetes tipo 2.

Durante años, los científicos han estado estudiando esta bacteria para entender mejor su comportamiento en el organismo, ya que tradicionalmente se ha asociado a que reduce la obesidad, la diabetes y la inflamación. Este nuevo trabajo ayuda a consolidar los resultados anteriores y arroja nuevos datos sobre cómo ayuda el microbio a mejorar estas enfermedades. 

Para llevar a cabo el estudio, los investigadores administraron a los ratones con sobrepeso y con diabetes tipo 2 un tratamiento especial basado en la Akkermansia muciniphilia. Descubrieron que sus efectos son los mismos incluso cuando se administra pasteurizada, una acción que inactiva al microorganismo pero no bloquea la proteína responsable de los beneficios para la salud.

Los resultados del estudio demuestran que la bacteria es capaz de detener la progresión de la enfermedad en los ratones obesos y con diabetes tipo 2. También se ha observado un efecto inhibidor sobre la inflamación intestinal, por lo que resulta útil para tratar la colitis crónica o el síndrome de intestino irritable, entre otras dolencias del aparato digestivo.

Hallan un método para combatir la obesidad y adelgazar sin comer menos

Además, el estudio supone un importante avance porque ha sido posible identificar la proteína que tiene los efectos beneficiosos, lo que permitirá sintetizarla para desarrollar medicamentos en forma concentrada.  

El equipo de investigadores está llevando a cabo ensayos clínicos con personas en la actualidad. Asimismo, ha solicitado una serie de patentes sobre sus conclusiones, y una empresa spin-off se está encargando de la producción de la bacteria y de la proteína para su futura comercialización.