EEUU regala 10.000 Fitbit a cambio de datos en tiempo real

¿Qué es LIFE?
¿Qué es LIFE?
EEUU regala Fitbit en un estudio científico sobre salud.

Los datos personales son el nuevo petróleo, o eso dicen, en particular los que tienen que ver con la salud. Son muchas las aseguradoras y sistemas sanitarios que pagarían por conocer en todo momento el estado físico de sus clientes y usuarios, y la prueba más evidente de ello es el curioso estudio científico que promueve el Gobierno de Estados Unidos: monitorizar en tiempo real la actividad física y la salud de 10.000 personas.

Los voluntarios, escogidos por el National Institues of Health, recibirán una pulsera monitorizadora de Fitbit totalmente gratis. Lo único que se les pide es que cedan todos sus datos, información y registros a esta institución pública. El objetivo del estudio, encuadrado dentro del Big Data y el Data Mining, es ver hasta qué punto de puede mejorar el servicio sanitario y la salud de estas personas estudiando todos sus parámetros.

La salud, los wearables y el Big Data: un triángulo de futuro

Actualmente son pocas las compañías tecnológicas que no tengan proyectos relacionados con la salud y los datos o no lo estén desarrollando. Prácticamente todas las marcas incluyen aplicaciones monitorizadoras en sus móviles, por no hablar de las que venden wearables deportivos para monitorizar la actividad física.

Google y Apple incluso se hallan inmersas en una carrera por crear dispositivos específicos para ciertos sectores, como por ejemplo los diabéticos. Apple va más allá y desarrolla un medidor de azúcar en sangre con tecnología de infrarrojos para su Apple Watch.

Probamos la Fitbit Alta HR y la Charge 2, protagonistas de este estudio

El evidente interés de todas las firmas tiene que ver con el gran negocio sanitario, particularmente en Estados Unidos, aunque la preocupación por la salud de uno mismo es generalizada en todo el mundo. El objetivo final de todas y cada una es disponer de los suficientes datos acerca de los usuarios para prevenir enfermedades o hacer un seguimiento mucho más efectivo.

Para eso es imprescindible disponer de una ingente cantidad de datos recopilados poco a poco, y ahí es donde entran los wearables.

Galería de fotosFitbit Charge 2, galería de la pulsera fitness más versátilver las 18 fotos

¿Por qué Fitbit?

Son muchos los fabricantes de pulseras fitness monitorizadoras, aunque la marca elegida por esta agencia del Gobierno de EEUU ha sido Fitbit. En concreto, dos de sus modelos: la Fitbit Alta HR y la Fitbit Charge 2. Ambas cuentan con ventajas varias, como su capacidad para monitorizar el ritmo cardíaco y el sueño.

Además son compatibles con Android e iOS, los dos principales sistemas operativos. También monitorizan con excelente precisión las horas y patrones de sueño, uno de los principales campos de estudio de este experimento científico. Por eso han sido las elegidas, más allá de la autonomía de su batería.

[Fuente: TechCrunch]