Seat Ibiza (2017), probamos su tecnología

¿Qué es LIFE?
¿Qué es LIFE?
Así es el Seat Ibiza (2017) FR desde el punto de vista de la tecnología

Hace años que la tecnología y el motor van de la mano, y en esta prueba del nuevo Seat Ibiza FR (2017) vamos a conocer mucho más a fondo todas las tecnologías de coche conectado que esconde tanto por dentro como por fuera este modelo. La que hemos probado nosotros es la versión de más alta gama del nuevo Ibiza, la versión FR, que es la que también presume del acabado más deportivo.

El Seat Ibiza (2017) tiene un precio de partida de 11.760 euros -desde 15.830€ en el FR-, y se trata de un coche que en su acabado de más alta gama se puede configurar para que venga cargado de tecnologías tales como el control de crucero adaptativo, un navegador compatible con Android Auto y Apple CarPlay o una base de carga inalámbrica para el móvil, entre muchos otros. Veamos de qué es capaz el nuevo Ibiza desde el punto de vista tecnológico.

En vídeo: nuestra prueba del nuevo Seat Ibiza

¿Qué otros coches hemos probado en nuestra Zona Motor? Volkswagen e-Golf, probamos este coche cien por cien eléctrico | Tesla Model X, lo probamos | Opel Astra (2017), así es la tecnología que lleva a bordo

Es importante señalar que en este análisis de la tecnología del Seat Ibiza FR de 2017 no vamos a mencionar ni una sola palabra acerca del motor gasolina 1.0 de 115 caballos que traía nuestra unidad, así como tampoco hablaremos de su cambio manual de seis velocidades, ni de su consumo combinado homologado de 4,7 litros a los cien. De todo eso ya se han encargado nuestros compañeros de AutoBild.es, de forma que nosotros nos podemos permitir el privilegio de hablar única y exclusivamente de lo que más nos interesa en ComputerHoy.com: la tecnología.

Así es el Seat Ibiza (2017) desde el punto de vista tecnológico

Probamos la tecnología del Seat Ibiza

Primero, demos una vuelta alrededor del Seat Ibiza (2017) para conocer las tecnologías que esconde por fuera este coche. La quinta generación del Ibiza alberga en la parte delantera un radar que se encarga de analizar constantemente todo lo que ocurre delante de nosotros, y gracias a eso hablamos de un coche que -entre otras cosas- dispone del ya más que de sobra conocido ACC: el Control de Crucero Adaptativo.

El radar que trae en la parte delantera el nuevo Ibiza de Seat

El ACC se puede activar a partir de una velocidad de 30 kilómetros por hora, y no es otra cosa que un control de crucero inteligente con el que nos podemos olvidar de tener que andar regulando manualmente la velocidad mientras circulamos por la autopista. Estableces una velocidad de crucero, y el coche se encarga de adaptarla en función del tráfico. Hablaremos de su funcionamiento más a fondo después, cuando salgamos a la carretera.

Pero este radar también resulta de utilidad en la ciudad, ya que el nuevo Ibiza cuenta con un Asistente de frenada en ciudad que, además de avisarnos en el caso de que haya una detención brusca en nuestro camino, también se encargaría de detener el vehículo si detectara que no hemos empezado a frenar ante un peatón cruzando la calzada.

El coche autónomo de Google ya acepta pasajeros

Ahora que ya conocemos un poco mejor el coche por fuera, entremos en su interior para descubrir todas las tecnologías de a bordo del nuevo Ibiza. ¿Tiene asistente por voz este coche de Seat? ¿Qué puedo hacer desde el navegador si conecto mi teléfono por cable? ¿Es verdad eso de que tiene carga inalámbrica? Veámoslo.

Así es por dentro el nuevo Ibiza

Así son las tecnologías que esconde por dentro el nuevo Ibiza

Empecemos por el volante. Bajo la insignia de FR que distingue a este Seat Ibiza de otras versiones en las que también está disponible en el configurador, en este volante a la izquierda tenemos tres controles: el de avanzar hacia adelante o hacia atrás (para cambiar una canción, por ejemplo), la ruleta del volumen y el botónde llamada; a la derecha, están los botones que nos permiten navegar por los menús de la pantalla del cuadro de instrumentos, el botón del control por voz y la ruleta de navegación.

Tecnología del Seat Ibiza, análisis a fondo

Detrás del volante, lo que tenemos es un cuadro de instrumentos protagonizado por dos relojes analógicos que están divididos en el medio por una sencilla pantalla en blanco y negro que en todo momento nos muestra información relacionada con nuestro viaje. Desde ahí podemos ver el estado del vehículo (si están o no todas las puertas cerradas, por ejemplo), la media de consumo o las alertas de Drive alert (dichas alertas aparecen en los momentos en los que llevamos mucho tiempo seguido conduciendo, y en esos casos el coche nos recomendará que paremos a descansar).

El coche conectado, ¿el gran sensor del Internet de las Cosas?

El navegador de ocho pulgadas

En cualquier caso, resulta indiscutible que el verdadero protagonista del interior del nuevo Seat Ibiza es el navegador. Está encabezado por una pantalla táctil de ocho pulgadas, y desde aquí podemos acceder a todas las funciones multimedia del vehículo: desde algo tan cotidiano como la radio hasta el navegador, pasando por los boletines de tráfico actualizados en tiempo real y Full Link. ¿Full Link? Sí, la tecnología de Seat que nos permite conectar nuestro móvil al coche.

El navegador del nuevo Ibiza, con su pantalla táctil de ocho pulgadas

Desde hace un tiempo, los fabricantes de coches han decidido apostar de lleno por las dos plataformas más importantes en lo que al mundo de la telefonía móvil se refiere: Android Auto, en el caso de los móviles con el sistema operativo de Google, y Apple CarPlay, en el caso de los iPhone. Seat no se ha querido quedar atrás, y el navegador de su nuevo Ibiza funciona con ambos sistemas.

Para poder utilizar Android Auto o Apple CarPlay, ambas compatibles con la gran mayoría de teléfonos del mercado, primero es necesario conectar el móvil por cable al coche (en el caso de este Ibiza (2017), tenemos dos puertos USB disponibles para ello). En el momento en el que lo hagamos, la interfaz del navegador cambiará para permitirnos controlar buena parte de las funciones del teléfono desde la pantalla del coche.

Así es el aspecto de Apple CarPlay en el navegador de este coche de Seat

¿Qué podemos hacer desde el navegador después de haber conectado el móvil por cable? Prácticamente de todo: abrir Google Maps (o la aplicación de Mapas de Apple, en el caso de los iPhone) y buscar un destino en el mapa, entrar en Google Play Music, Spotify o Apple Music, leer los últimos mensajes de texto, contestar a notificaciones, escuchar podcasts... en resumen, es como tener todas las funciones del móvil pero en una pantalla más grande.

La tecnología avanza cada vez más rápido: Pronto podremos cargar la batería del móvil en segundos

Para navegar por todas estas funciones, el Seat Ibiza (2017) nos ofrece diferentes opciones: podemos utilizar la pantalla táctil, podemos utilizar las ruletas que hay a los lados del navegador, podemos utilizar los botones del volante... y, también, podemos utilizar el control por voz.

Así es el botón del control por voz

En los coches de Seat, el botón del asistente de voz tiene dos funciones: una consiste en que, si lo pulsas una sola vez, lo que se abre es el asistente de la propia Seat (y le puedes pedir acciones tales como que cambie de emisora de radio, por ejemplo); pero si lo mantienes pulsado durante un par de segundos, lo que se pondrá en marcha será el asistente de tu móvil. Dependiendo de su sistema operativo, podrá ser Google Now (en el caso de los móviles Android) o Siri (en el caso de los iPhone).

Esta infografía te dice si es mejor Siri o Google Assistant

Pero más allá de todas estas funcionalidades, lo que más nos ha llamado la atención es que el nuevo Ibiza tiene carga inalámbrica para móviles. Ahora que con los nuevos iPhone 8 y iPhone 8 Plus se está hablando mucho de la carga inalámbrica, está muy bien saber que con este coche podrás cargar la batería del móvil incluso aunque al salir de casa te hayas olvidado del cable.

La base de carga inalámbrica

La base de carga inalámbrica del nuevo Ibiza está justo debajo del navegador, y su funcionamiento es muy sencillo: basta con dejar el móvil apoyado sobre la superficie, y automáticamente se iniciará la carga de la batería. Es compatible tanto con los móviles Android como con los iPhone de Apple (en este caso, solamente con los nuevos iPhone 8), y funciona prácticamente con todos los móviles que dispongan de carga inalámbrica.

Esta función de carga inalámbrica se engloba dentro de lo que la marca denomina como Connectivity Box, que es el nombre que recibe la superficie que permite cargar el teléfono sin necesidad de conectar ningún cable. Esta superficie, por cierto, también dispone de un amplificador de señal para evitar que tengamos problemas de cobertura mientras el móvil se está cargando.

Y así son las tecnologías del Seat Ibiza (2017) en la carretera

Ahora veamos de qué es capaz el nuevo Ibiza en la carretera

Una vez salimos a la carretera, la tecnología más interesante es la del ACC (Control de Crucero Adaptativo). Es muy sencilla de utilizar, y una vez lo pruebas ya no querrás volver al control de crucero convencional: en este Seat Ibiza (2017), basta con dar un toque a la palanca que hay detrás del volante para activar esta función, y después regular la velocidad de crucero o la distancia de seguridad es tan sencillo como mover la palanca hacia un lado u otro.

El ACC del Seat Ibiza

Las mejores apps de radares para evitar multas

Por otra parte, también merece la pena hablar de Seat Drive Profile. Resulta que el Seat Ibiza trae de serie tres modos de conducción diferentes (el Eco, el Normal y el Sport), pero además de eso también nos ofrece un cuarto modo adicional que presenta la peculiaridad de que es totalmente personalizable. Puedes elegir la dureza de la dirección, el comportamiento de la suspensión o la respuesta del motor, entre otros, y todo lo que configures queda guardado dentro de este perfil.

Seat Drive Profile

Este cuarto modo personalizable (llamado Individual en el menú) es interesante no solamente desde el punto de vista de la conducción deportiva, en la que un usuario podría querer modificar a su gusto cada ajuste del vehículo, sino también para algo tan cotidiano como un viaje por carretera. ¿Por qué? Porque nos permite -por ejemplo- modificar la dureza de la dirección sin necesidad de cambiar ningún otro parámetro, lo que se traduce en que puedes llevar una dirección un poco más dura en la autopista para así evitar tener que andar corrigiendo la trayectoria a cada rato.

Seat Ibiza (2017), precio y disponibilidad

Seat Ibiza FR

El nuevo Seat Ibiza está a la venta con un precio de partida de 11.760 euros para la versión más sencilla, mientras que el modelo FR tiene un precio que arranca en los 15.830 euros. Para conseguir una versión similar a la que nosotros hemos tenido la oportunidad de probar, el precio final se iría por encima de los 17.000€.

Te invitamos a conocer nuestra Zona Motor, con el mundo de las cuatro ruedas analizado desde el punto de vista de la tecnología