El secreto del éxito de Comuniame, la alternativa a Comunio

¿Qué es LIFE?
¿Qué es LIFE?
Comuniame, mejor alternativa Comunio

Aunque casi nadie recuerde su nombre Riccardo Albini es el principal responsable de la adicción de moda entre los amantes del fútbol, seducidos por la posibilidad de actuar como el manager de su propio club gestionando fichajes y alineaciones en juegos online como Comunio, Netliga, Futmondo, LaLiga Fantasy o Comuniame, que ha experimentado un crecimiento espectacular en solo siete meses de existencia. 

Albini, un conocido periodista italiano, rescató de Estados Unidos -concretamente del béisbol- un juego que se introdujo de puntillas por Italia bajo el nombre de FantaCalcio y que permitía a los amantes del fútbol componer sus propios equipos entre todos los jugadores de la liga italiana para demostrar a sus amigos que ellos eran los que más sabían del calcio

La idea caló poco a poco entre los aficionados, que pasaron de enviar sus equipos a Albini a través del correo a hacerlo mediante las cabeceras de los periódicos. El modelo se comenzó a reproducir en otros países, incluido España donde llegó por medio de la Liga Fantástica Marca que se organizó por primera vez en 1994. 

Un sector en expansión

Casi treinta años después el sector de las ligas fantásticas -denominadas fantasy en inglés- presume de músculo en nuestro país, donde no han dejado de crecer en los últimos años y parece que así seguirá la tendencia en los próximos a la vista de cómo está el panorama en Estados Unidos, donde las fantasy mueven ya 3.000 millones de dólares al año.

Para hablar de fantasy en España hoy resulta imprescindible referirse a Comunio, el juego por excelencia que aglutina a más de un millón de usuarios pero que vive en estos momentos sus horas más bajas por sus habituales problemas de conexión y la aparición de una docena de competidores que amenazan más que nunca su trono.

Los mejores fichajes de Comunio para la Liga 2015/16

Probablemente la liga fantástica que más se ha beneficiado de los problemas del referente en el sector sea Comuniame, un juego creado a imagen y semejanza de Comunio pero sin problemas de sobrecarga conocidos y con la ventaja diferencial de que se pueden importar las ligas activas en Comunio -que hoy son mayoría- a su plataforma en cuestión de minutos.

"El principal motivo por el que surge Comuniame se debe a los numeros fallos y caídas del sistema sufridas por Comunio que impedían el acceso en horas punta y perjudicaban enormemente la experiencia de usuario", explica vía correo electrónico Javier Marín, una de las únicas dos personas que forman parte -por ahora- del equipo de Comuniame.

 

 

Crecimiento récord

En apenas siete meses desde su creación Comuniame ha conseguido seducir a medio millón de usuarios que han conformado 80.000 ligas registradas, buena parte de ellos tras buscar entre las mejores alternativas a Comunio al padecer graves problemas de conexión al inicio de la temporada.

De hecho, la posibilidad de importar una liga de Comunio a Comuniame es uno de los reclamos que utiliza la plataforma en la portada de su página web, que promete un diseño más claro, moderno y bonito, nada de limitaciones ni caídas del sistema y la posibilidad de configurar el mercado de fichajes dentro de cada liga.

Comparativa de las mejores alternativas a Comunio

"Comuniame extrae la información de varios proveedores de datos externos a Comunio que son los encargados de actualizar los jugadores, sus precios, indicar si están lesionados o convocados, y los resultados de los partidos", explica Marín.

El fundador de la plataforma asegura que Comuniame es totalmente independiente de Comunio. "Si Comunio estuviera caído una semana, los usuarios de Comuniame seguirían jugando como siempre y no notarían en nada la diferencia", asevera.

Modelos de pago en Comuniame

Uno de los principales retos para estas plataformas consiste en monetizar las vertiginosas cifras de usuarios y páginas vistas. El modelo de Comunio, que ofrece versiones premium a cambio de varias funcionalidades y un acceso "prioritario" cuando los servidores sufren sobrecarga, no ha seducido ni a los usuarios ni a la competencia.

Desde Comuniame aseguran que no van a diferenciar entre usuarios de pago o gratuitos en el futuro para dar acceso a la página como sucede en Comunio, ya que según Marín la posibilidad de que los servidores de Comuniame se lleguen a colapsar es mínima ya que se escalan automáticamente. Pero sí llegarán a corto plazo los modelos premium.

Trucos para Comunio

"En Comuniame planeamos introducir dos modelos de pago para la próxima temporada. Por un lado, un modelo de pago para la creación de ligas 'premium', con más tipos de alineaciones, más opciones de abonos por jornada o la posibilidad de realizar trueques de jugadores entre usuarios (entre otras) y, por otro lado, un plan de pago por usuario que elimine la publicidad en la página", explica Marín.

Diseño Web Comuniame

Batalla por el trono de Comunio 

El crecimiento de Comuniame durante los últimos años ha sido enorme, pero ahora además de tener competir contra Comunio lo deben hacer contra la Liga, que acaba de lanzar su propia liga fantástica, así como la de los dos principales diarios deportivos del país, AS y Marca.

Para Comuniame el futuro pasa por mejorar la plataforma de cara al usuario con nuevas funcionalidades como las notificiaciones push que ya son una realidad y permiten recibir a los jugadores un aviso en tiempo real al recibir una oferta o producirse lesiones dentro de su equipo. "Más adelante nos gustaría incluir otras ligas, como la Premier League o la Bundesliga, y otros deportes, como baloncesto", anuncia Marín.

La batalla por convertirse en el mejor manager de fútbol online y, sobre todo, por conseguir rentabilizar económicamente una gran masa de amantes del fútbol enamorados de este tipo de juegos se antoja como el principal reto para LaLiga Fantasy, NetLiga, AS MatchDay y resto de alternativas a Comunio. Lo que está claro es que Comuniame parte desde una fantástica posición, solo siete meses después de su creación, para arrebatar el trono a Comunio.

[Entrar a Comuniame]