Ya es posible regenerar dientes gracias a las células madre

¿Qué es LIFE?
¿Qué es LIFE?
Regenerar dentina

Ir al dentista es una experiencia terrible para mucha gente. A nadie le gusta que le hagan un agujero en un diente y se lo rellenen con una sustancia artificial parecida al cemento, que es en lo que consisten los empastes. Por eso es una gran noticia uno de los nuevos descubrimientos en medicina y odontología: un medicamento capaz de regenerar los dientes.

Los resultados de los experimentos permiten ser optimistas. Los científicos encargados de conducirlos han logrado regenerar los dientes de ratones gracias a un tratamiento experimental contra el alzheimer. Este compuesto ya había probado su capacidad para estimular el crecimiento de células madre, por lo que era ideal para hacer lo propio en las que se encuentran en la parte central de los dientes.

No obstante, hay que ser prudentes. Se puede reconstruir el tejido dental dañado, pero sólo de forma limitada. De momento han conseguido reparar grietas y pequeños agujeros en colmillos de ratones, de reducido tamaño. Nada indica que no se pueda extrapolar el resultado a humanos, ya que la composición de los dientes es similar.

El método consiste en perforar la dentina de los ratones, introducir una esponja empapada en el medicamento y esperar a los resultados. También se ha probado con éxito en ratas, cinco veces mayores que sus hermanos roedores.

Consulta el amplio catálogo de productos para el cuidado bucal a la venta en Amazon España

“Hemos tratado deliberadamente de hacer algo realmente simple, rápido y barato ha declarado Paul Sharpe, profesor e investigador en el King College de Londres, la institución que ha realizado el descubrimiento.

De tener éxito las futuras pruebas en humanos, no sólo podría eliminar la necesidad de los empastes, sino resolver otros problemas en los dientes. Por ejemplo, ya no sería necesario extraer los que presenten cavidades de importante tamaño en la dentina. Se podrían estimular sus células madre para provocar la autorreparación del tejido.

Se espera que este nuevo tratamiento odontológico esté disponible en un plazo de entre tres y cinco años.

[Fuente: BBC]