El FBI encuentra la forma de desbloquear el iPhone

El FBI encuentra la forma de desbloquear el iPhone

La batalla legal entre el FBI y Apple tiene todos los ingredientes que un culebrón necesita. Hasta cuenta con giros de guión. Uno de ellos es el anunciado por los Servicios de Seguridad Federales en las últimas horas: el FBI ha encontrado una posible forma de desbloquear el iPhone de Syed Farook, autor del atentado de San Bernardino.

Así lo han declarado los abogados del gobierno de Estados Unidos. Lo haría sin el permiso ni la ayuda de Apple, algo que el Gobierno de Estados Unidos lleva meses queriendo conseguir de forma voluntaria o por imperativo legal. El objetivo es acceder a los datos del terrorista que asesinó a varias personas el pasado diciembre.

Una vez dentro del teléfono, el Departamento de Seguridad Nacional pretende discernir si el presunto asesino y su esposa actuaron solos o formaban parte de alguna red terrorista organizada.

Hasta el momento los avances del FBI al respecto han sido pocos. La encriptación de los iPhone protege la privacidad de sus usuarios de forma férrea, por lo que se daba por indispensable la colaboración de Apple. Incluso hay una sentencia que respalda la interpretación de la ley hecha por la compañía.

Sin embargo, ahora parece que son los agentes federales los que tienen la sartén por el mango. Aún no están seguros de poder acceder al smartphone del terrorista, pero ya han solicitado el aplazamiento de la vista judicial sobre la materia, prevista para hoy martes 22 de marzo.

“Es necesario hacer pruebas para saber si es un método viable y si comprometerá o no los datos que se encuentran en el iPhone de Farook. Si es viable, eliminaría la necesidad de cooperación por parte de Apple, algo que la ley exige en este caso.” han sido las palabras de uno de los abogados del caso.

El gran mito de la privacidad de nuestros smartphones

De lograr romper la encriptación y hackear el software del iPhone, el Gobierno se apuntaría el tanto definitivo, poniendo fin al contencioso contra la compañía de Cupertino. De esta forma, Apple vería muy mermada la privacidad del resto de usuarios del dispositivo.

El dilema entre privacidad y seguridad divide a la comunidad tecnológica por la mitad desde hace algún tiempo. Con la amenaza del terrorismo tomando cuerpo, por desgracia es un debate cada vez más recurrente, y prácticamente nadie quiere dejar de dar su opinión.

No olvidemos que la tecnología puede servir para mejorar nuestra seguridad o para empeorarla gravemente, dependiendo de quién la use y con qué objetivos.

[Fuente: PCWorld]