Boot Camp se actualiza para soportar Windows 8

Boot Camp

Ha habido que esperar un poco hasta su llegada, pero ya está aquí una nueva versión de Boot Camp compatible con Windows 8. Gracias a ella, todos los que quieran tener instalado Windows en un Mac con procesador Intel ya no tienen que limitarse a instalar ediciones anteriores, ni dar mil vueltas hasta conseguir instalar lo úlitmo en Windows. La actualización está incluida en las novedades del nuevo Mac OS X 10.8.3, una actualización de sistema lanzada por Apple hace apenas un par de días.

Con Boot Camp, una herramienta desarrollada por Apple, no es necesario utilizar dos equipos distintos para trabajar con Windows y Mac OS X. Todo gracias a que esta utilidad se encarga de crear una partición para el sistema operativo de Microsoft en el disco duro, facilita su instalación y lo deja listo para poder utilizar el equipo con arranque dual. Esto es, al iniciar el equipo podrás escoger entre Windows o Mac OS X para arrancar el sistema. Para cambiar de uno a otro sólo hay que reiniciar el equipo.