Construye tu propia consola de videojuegos retro con MAKERbuino

consola retro

Lo retro vuelve a estar de moda, especialmente en el sector del gaming. Si eres un nostálgico y te gustaría revivir las partidas de antaño, con MAKERbuino tienes la posibilidad de construir tu propia consola de videojuegos de 8 bits de una manera fácil y divertida, mientras aprendes conceptos básicos de electrónica.

MAKERbuino se trata de un kit DIY que incluye todas las piezas necesarias para crear tu videoconsola retro portátil desde cero. El dispositivo se basa en Arduino y consta de componentes fáciles de encontrar y programar, por lo que también es apto para que los niños empiecen a relacionarse con la electrónica acompañados de un adulto que les ayude y les vaya guiando.

Para montar tu consola, lo único que tienes que hacer es seguir las indicaciones detalladas que te proporciona el fabricante y hacerte con algunas herramientas básicas, como destornilladores, alicates o un soldador eléctrico, que es fácil de encontrar en tiendas y que puedes comprar en Amazon por menos de 20 euros.

Con este proyecto aprenderás los pasos que hay que seguir para conectar componentes electrónicos o a programar un microcontrolador, así como a relacionarte con Arduino para llegar, incluso, a programar tus propios juegos. MAKERbuino equipa el ATmgea328p-pu, el mismo chip que usa la placa Arduino UNO, por lo que está programada en Arduino IDE, un lenguaje de programación basado en C / C ++.

Galería de fotosLos pósters de los 25 mejores videojuegos de la historiaver las 27 fotos

El dispositivo está inspirado en la popular Gamebuino, una videoconsola portátil de 8 bits que consiguió financiación en Indiegogo en 2014. MAKERbuino tiene la ventaja de que es compatible con todos los juegos de Gamebuino, que destaca por su gran colección de títulos y su amplia biblioteca de programación.

Arduboy, la consola retro de 39 $ que arrasa en Kickstarter

Si MAKERbuino ha conseguido picar tu curiosidad y estás pensando en construir tu propia consola retro, puedes comprar el kit para montarla en la página de KickStarter a un precio desde 35 euros. El proyecto ha triunfado en el portal de crowdfunding y, aunque todavía quedan 19 días para participar, ya ha conseguido la financiación que necesita. Si todo va según lo previsto por el fabricante, la entrega se efectuará el próximo mes de mayo.