No hay suficientes Nintendo Switch para estas Navidades

Nintendo tiene que producir más Switch para cubrir la demanda.

Nintendo Switch ha sido todo un éxito tanto en críticas como en ventas. Su buena acogida ha logrado dar un nuevo impulso a la compañía japonesa, cuya cotización en bolsa se ha revalorizado un 50% desde el lanzamiento de la consola híbrida. No obstante, dicho éxito también ha causado un bendito problema para ellos: no hay suficientes Nintendo Switch para todos, y las Navidades se acercan.

En Europa no está habiendo tantos problemas para comprar una Nintendo Switch, aunque las ofertas brillan por su ausencia. No ocurre lo mismo en otras partes del mundo, como Estados Unidos o el mismísimo Japón. En ambos países el stock está prácticamente agotado en tiendas físicas y online, abriendo la puerta a una próspera reventa que acaba añadiendo hasta un tercio al precio de cada consola.

Según The Wall Street Journal, los problemas de Nintendo para producir nuevos aparatos ha hecho que las ventas se desplomen, con caídad sostenidas desde hace varios meses. Cada vez venden menos no porque no haya demanda, sino porque simplemente el ritmo de producción no ha sido lo suficientemente alto. Y vienen curvas: algunos de los componentes de la Switch son los mismos que los que equipa el iPhone 8, y comienzan a escasear.

Un ejemplo son las memorias flash, comunes tanto en el móvil de Apple como en la videoconsola de moda. Al parecer, tanto la compañía estadounidense como Nintendo se disputan las unidades que hay disponibles en el mercado, y lo hace a apenas dos meses de la campaña navideña, el principal objetivo de los fabricantes en cada ejercicio fiscal.

Consulta aquí las ofertas en videojuegos para Switch de Amazon

El objetivo de Nintendo era vender 10 millones de Switch antes de marzo de 2018, marca que parece no tendrán problemas en superar. Sin embargo, viendo la demanda existente, quieren alcanzar al menos 18 millones de unidades, una cifra quizás poco realista. Desde luego hay gente que la quiere y aún no la ha podido comprar, aunque la duda no es esa sino si la compañía será capaz de tenerlas listas a tiempo.

La altísima demanda y la falta de stock ha convertido que cada nueva remesa ocasione todo un fenómeno en Japón. Se forman colas de miles de personas en las tiendas cuando se corre la voz de que hay algunas consolas disponibles, aunque finalente sólo los más rápidos pueden hacerse con una.

El efecto secundario de esta curiosa noticia es que el precio de la Switch se mantiene estable. Meses después de su lanzamiento hay muy pocas ofertas que rebajen su coste.

Galería de fotos29 de las peores carátulas de videojuegos de la historiaver las 29 fotos