Cómo aumentar la seguridad de Gmail

La seguridad en Gmail va mucho más allá de una contraseña fuerte. Aunque, desde luego, evitar recurrir a las contraseñas más utilizadas en 2015 es un buen punto de partido para evitar que otra persona pueda acceder al correo electrónico. Te mostramos cómo aumentar la seguridad en Gmail.

Aumentar la seguridad en Gmail
Dificultad:
media
Tiempo:
10 minutos

1: Activar la verificación en dos pasos

La verificación en dos pasos es el pilar fundamental para tener una cuenta de Gmail segura.

Mediante esta opción, lo que se consigue es que sea necesario introducir un código de seguridad para poder acceder a la cuenta de Gmail, incluso aunque se conozca la contraseña. Este código se recibe en el móvil (mediante un mensaje o una llamada), y se trata de una de las mejores medidas de seguridad de cara a evitar que alguien pueda acceder a la cuenta incluso aunque de alguna forma haya conseguido la contraseña.

Para activar esta verificación de dos pasos hay que entrar en este enlace (teniendo la sesión de Gmail iniciada), y seguir estos pasos:

  • Pulsamos sobre el botón de "Iniciar configuración".
  • Después, en el primer paso de "¿A qué teléfono debemos enviar los códigos?", introducimos el número de teléfono en el que queremos recibir el código secreto. Seguidamente, escogemos si queremos recibir el código a través de un mensaje de texto ("Mensajes de texto (SMS)") o mediante una llamada ("Llamada de voz").
  • Para el siguiente paso deberemos haber recibido el código secreto (de seis dígitos) en nuestro móvil, un código que debemos introducir en el apartado de "Introduce el código de verificación". Una vez introducido, pulsamos sobre el botón de "Verificar".
  • En el tercer paso se nos dará la opción de guardar el ordenador que estamos utilizando para este procedimiento como un equipo de confianza. Los equipos de confianza son aquellos en los que no será necesario que introduzcamos el código de seguridad para iniciar sesión; si estamos seguros de que seremos los únicos en utilizar el ordenador, lo añadimos a los equipos de confianza ("Confiar en este ordenador") y pulsamos sobre el botón de "Siguiente".
  • Para terminar, lo único que nos queda es confirmar la activación de la verificación en dos pasos pulsando sobre el botón de "Confirmar".

Aumentar la seguridad en Gmail

2: Configurar las alertas de seguridad

Llegado el caso de que alguien consiguiera acceder a nuestra cuenta de Gmail, es importante tener configuradas las alertas de seguridad para recibir al instante un aviso en caso de que hubiera una amenaza de seguridad para nuestro correo.

Las alertas de seguridad de Gmail se configuran desde este enlace. Lo único que hay que hacer en este apartado es asegurarse de que tanto la opción de "Riesgos de seguridad graves - Por ejemplo, si un hacker tiene tu contraseña e intenta entrar en tu cuenta" como la de "Otra actividad en tu cuenta" tienen activada la alerta por correo electrónico.

Gmail notificará a los usuarios al recibir correos no cifrados

Para tener todavía mayor protección, tampoco está de más activar la alerta por mensaje de texto pulsando sobre la opción de "Añadir un número de teléfono".

Aumentar la seguridad en Gmail

3: Vigilar los dispositivos conectados

Si se tiene la sospecha de que otra persona está accediendo a nuestra cuenta de Gmail, lo más recomendable es despejar todas las dudas comprobando los últimos dispositivos desde los que se ha iniciado sesión en la cuenta en cuestión.

Google dispone de un apartado diseñado específicamente para esta tarea, y siguiendo este enlace es posible comprobar todos los dispositivos que han estado activos en la cuenta durante los últimos 28 días. Si alguien ha espiado tu correo, en este apartado se revelará su identidad (incluyendo el dispositivo utilizado para iniciar sesión, su localización y la última fecha de la conexión).

Aumentar la seguridad en Gmail

Aprende a encriptar tu correo Gmail de una forma muy sencilla

4: Revisar las aplicaciones conectadas a la cuenta

A medida que se instalan extensiones en el navegador, programas en el ordenador y aplicaciones en el móvil, de vez en cuando es necesario autorizar dichos recursos para que accedan a nuestra cuenta de Gmail (por ejemplo, WhatsApp requiere acceso a la cuenta de Google para poder sincronizarse con Google Drive).

Estas autorizaciones, en ocasiones, se pueden llegar a realizar sin ser realmente conscientes de la aplicación a la que se está dando permisos para conectarse con la cuenta de Google. Por ello, es muy recomendable revisar con frecuencia las aplicaciones conectadas a nuestro Gmail; si se encuentra alguna aplicación sospechosa, hay que eliminarla cuanto antes de los permisos.

Esta gestión de las aplicaciones conectadas a Gmail se realiza siguiendo este enlace.

Aumentar seguridad en Gmail

5: Configurar la recuperación de la cuenta

En el caso de que todo lo anterior falle, resulta imprescindible tener configurada la recuperación de la cuenta de Gmail. Las opciones de recuperación de la cuenta son la única forma de recuperar el control de la cuenta en el caso de que otra persona consiga hacerse con la contraseña, así como también resultan de mucha utilidad si se olvida la contraseña.

Existen dos formas de activar estas opciones de recuperación: mediante un correo electrónico alternativo, siguiendo este enlace, o mediante un número de teléfono, siguiendo este enlace.

Aumentar la seguridad en Gmail