Samsung Galaxy Tab S y iPad Air: comparativa de pantallas

Como ha comprobado nuestro compañero Alberto en el análisis de la Samsung Galaxy Tab S, la tablet de la marca coreana cuenta con la mejor pantalla disponible en el mercado para este tipo de dispositivos. Sin rodeos.

La densidad de pantalla del modelo de 10,5" es de 287 ppp, mientras que la del modelo 'mini' de 8.4 pulgadas, es de 360 ppp. En términos de resolución, ambas cuentan con 2560 x 1600 píxeles.

La Samsung Galaxy Tab S además presenta funciones como Adaptive Display, que es capaz de adaptar la saturación y la nitidez de la pantalla en función de la temperatura de color del entorno y de la luz ambiente; o los modos AMOLED Cinema y AMOLED Photo, que regulan los ajustes de pantalla, en especial el brillo, para adaptarlos a los contenidos multimedia y que podamos disfrutar de ellos en las mejores condiciones posibles.

Para mostrar la calidad de pantalla del nuevo dispositivo de Samsung, nada mejor que compararlo con el iPad Air, su principal competidor aun estando presente en el mercado ya hace casi un año.