Motorola Moto X Force, análisis y opinión

Motorola Moto X Force, análisis y opinión

Lo mejor

  • Resistencia a caídas
  • Hardware potente
  • Diseño
  • Batería

Lo peor

  • El cristal se araña con cierta facilidad
  • Brillo de la pantalla
  • Precisión del GPS
Motorola Moto X Force

Moto X Force Motorola

Amazondesde 380,00VER OFERTAS

Nota de análisis

87
  • Especificaciones

    Sistema operativo Android 5.1 Lollipop
    Tamaño 5.4 pulgadas
    Resolución 2560x1440
    Cámaras 21.0/5.0 mpx
    Capacidad 3760 mAh
    Memoria Interna 32 GB
Un camino diferente

Con cada nueva generación de los terminales Premium del mercado han intentado buscar diseños cada vez más esbeltos, delgados y ligeros.

Motorola ha escogido su propio camino para su Moto X Force, realizando un móvil premium de gran tamaño, pero que ofrece una resistencia a golpes y caídas nunca antes vista en un teléfono.

Por supuesto, y al igual que sus rivales, cuenta con una pantalla de alta resolución y un hardware potente como es el procesador Qualcomm Snapdragon 810 junto a 3GB de memoria RAM y 32GB de almacenamiento, ampliables hasta 2TB mediante una tarjeta micro SD.

En este análisis del Motorola Moto X Force vamos a tratar de averiguar si este camino escogido por el fabricante americano les permite hacerse un hueco en esta difícil categoría.

Análisis Moto X Force en vídeo

Robustez ante todo

Antes siquiera de tenerlo en la mano, su diseño delata sus intenciones. Se trata de un teléfono móvil grande en términos absolutos, que cuenta con unas dimensiones de 149,8 por 78 mm y 9,2 mm de grosor máximo.

El peso del Moto X Force es de 169 g, y se hace notar cuando lo tenemos en la mano. No obstante, este peso elevado no se convierte en un inconveniente, sino todo lo contrario, ya que esa sensación de solidez y resistencia llega reforzada.

Motorola Moto X Force perspectiva

Y hablando de esto, no podemos obviar la estrella de este terminal, y no es otra que el cristal frontal ShatterShield. Aunque tal y como nos indica Motorola, no se trata de un único cristal, sino de varios, y es aquí donde reside la clave de su resistencia, repartiendo la tensión del impacto para no producir rotura.

Moto X Force Shattershield

Esta mayor cantidad de cristales provoca el incremento de peso antes citado, y además se puede apreciar en la salida del altavoz, cuyos bordes podrían ser más suaves, ya que llegan a ser algo molestos. Podéis ver un vídeo en que se muestra lo resistente que es la pantalla de este Motorola Moto X Force.

Lo que si os podemos decir, y nos ha defraudado un poco, es que en ese ímpetu por ofrecer la pantalla más resistente a grietas y fisuras, se ha aumentado su elasticidad y se ha descuidado otro aspecto necesario para las pantallas, de forma que se araña con cierta facilidad, y si no teneis un protector, os encontraréis con numerosas marcas, tal y como nos sucedió a nosotros tras análisis del Moto X Force.

Continuando con el frontal, podemos apreciar la cámara frontal con un flash led incluido, así como un altavoz frontales.

Moto X Force Frontal

Motorola es una marca que siempre ha cuidado mucho la ergonomía, y esto se nota en el diseño del Motorola X Force. Su curvatura en los bordes laterales hace que tenga un agarre más sencillo de lo que su anchura te pueda indicar en un primer impacto visual.

Galería de fotosGalería del Motorola Moto X Forcever las 12 fotos

Es un smartphone atractivo a la vista, con los bordes realizados en aluminio pintado con un acabado muy bueno, y los ya clásicos separadores para mejorar la cobertura. Este aluminio también se extiende a los botones ubicados en el lateral derecho y en el borde que protege la cámara, que además puede estar en diferentes colores, que lo hace destacar en una parte trasera donde encontramos el único punto que debería mejorar. Esta trasera esta cubierta en un material que en motorola llaman nylon balístico, y que tiene un tacto agradable, pero es demasiado resbaladizo. Esto seguramente no será un problema con las otras opciones disponibles de recubrimiento.

Conectividad, GPS y llamadas

Lo único que echamos en falta con este terminal es la inclusión del lector de huella dactilar, cuyo uso se está extendiendo cada vez más y que inicialmente te hace pensar que lo incluye al ver la forma cóncava del logotipo de Motorola en la parte trasera. 

Motorola Moto X Force detalle

Por lo demás encontramos todo lo necesario, e incluso más. En la parte inferior encontramos la ya clásica toma micro USB, mientras que en la parte superior está ubicado el jack de audio y la única abertura disponible en este chasis unibody para alojar en ella hasta dos tarjetas nano SIM, algo único en un smartphone de categoría premium, y una característica que agradecerán las personas que utilizan el teléfono para trabajar y para su uso personal. 

Moto X Force sim

En esa misma abertura podremos utilizar una tarjeta micro SD con una capacidad de hasta 2 Terabytes de almacenamiento adicional. Por otro lado, el teléfono cuenta con NFC, Bluetooth 4.1, conectividad 4G y WIFI ac de doble banda. También tenemos carga rápida a través del cargador incorporado, o inalámbrica a través de una base opcional.

La calidad de las llamadas de este smartphone es realmente buena gracias al buen trabajo que realiza el sistema de cancelación de ruido de sus 5 micrófonos, junto a un altavoz que en función manos libres tiene un sonido potente y claro.

Algo que no nos ha gustado demasiado es la precisión del GPS, ya que a pesar de detectarnos una gran cantidad de satétiles la ubicación no es todo lo precisa que debería, y el sensor de orientación no suele acertar.

Moto X Force gps

Una pantalla muy nítida pero poco brillante

Motorola no podía ser menos, y tenía que ofrecer una pantalla con una altísima resolución. En este caso, la pantalla de este móvil de gama alta de Motorola tiene un tamaño de 5,4 pulgadas y viene acompañada de una resolución de 2560 por 1440 pixeles. Con esta resolución Quad HD obtenemos una densidad de 540 pixeles por pulgada, ofreciendo una imagen perfectamente nítida.

Moto X Force pantalla

La tecnología AMOLED utilizada permite tener un contraste muy bueno, y tras nuestro análisis del Moto X Force, comprobamos en primer lugar que el brillo es algo bajo, y esto lo notamos claramente cuando estamos en exteriores, que obliga a subir el brillo hasta más de la mitad si queremos tener una buena visión de la pantalla. El color de la pantalla ofrece una precisión de color muy buena con un gamut alto, pero con una tendencia al verde o azul según apreciaciones que si no es molesta, sí que se llega a apreciar, sobre todo con los blancos, y cuando no tenemos el teléfono en perpendicular a nuestra visión. Da la impresión que esto es debido al propio cristal más que al panel en sí.

Gamut135,8% sRGB
Brillo256,96 cd/m2
Contraste1:5139

 

El software apuesta por lo simple

Ante las críticas que muchos usuarios realizan a los sistemas con grandes capas de personalización que, a pesar de contar con elementos atractivos, ralentizan el sistema demasiado, muchos fabricantes tomaron la política de utilizar como software el mismo que suministra como referencia Google. Motorola es uno de los abanderados en este tema, y no iba a ser menos en su terminal premium.

Moto X Force apps

El Moto X Force cuenta con Android 5.1.1 Lollipop puro, al que apenas se le añaden funcionalidades y un par de aplicaciones extra que mientras no se configuren no estarán activas. Por un lado tenemos Moto, un asistente personal, que además se complementa con Google. La otra aplicación es Connect, que permite establecer una conexión con otros dispositivos inálambricos y compartir información.

Moto X Force active display

Un aspecto muy interesante es el sistema de notificaciones active display, que simplemente con mirar el teléfono, o simplemente pasar la mano por delante, nos mostrará si tenemos alguna notificación pendiente y simplemente pulsando el icono que muestra la pantalla veremos más detalles, y con un sencillo gesto podremos acceder a ella de forma rapida.

Fotos nítidas de día y con ruido de noche

Al igual que el resto de la familia Moto X, este teléfono cuenta con una cámara de nada menos que 21 megapixeles nos debe indicar que estamos ante una cámara sobresaliente. Y en este caso podemos afirmar que la cámara del Moto X Force lo es. 

Moto X Force Cámara

La aplicación con la que Motorola presenta su cámara es muy sencilla. Su sistema de enfoque manual funciona realmente bien, siendo muy preciso. Pero no es una aplicación que permita configurar muchos aspectos, ya que apenas podemos modificar exposición, flash, HDR, o modo noche. En este sentido se parece demasiado a la aplicación stock de android y hubieramos preferido alguna que otra posibilidad más, a tenor de lo que están ofreciendo los smartphones de esta categoría.

Galería de fotosFotografías realizadas por el Motorola Moto X Forcever las 18 fotos

Análisis del Motorola Moto X Play, el hermano pequeño

Las fotos realizadas a la luz del día obtienen resultados sobresalientes, con un enfoque muy preciso, una gran nítidez y naturalidad de color. El disparo es muy rápido siempre y cuando no salte el flash o forcemos el HDR. De noche o con poca luz aparece algo de ruido y la nitidez se ve afectada en el resultado, no obstante, a nivel de luminosidad las capturas son muy buenas, y se situan en el nivel de los mejores smartphones del momento. La cámara frontal se defiende de manera correcta, y la presencia de flash asegura una cierta calidad en nuestros selfies nocturnos.

Rendimiento

El rendimiento del Motorola Moto X Force está en consonancia con el hardware integrado, ya que en su interior encontramos el máximo exponente de Qualcomm, el Snapdragon 810 junto a 3 GB de memoria RAM LPDDR4 de última generación. 

Es un procesador octacore, que cuenta con 4 núcleos ARM Cortex A57 y 4 núcleos A53 que puede alcanzar una frecuencia máxima de 2 GHz. Ya desde su aparición, el Snapdragon 810 destacó por ofrecer unas temperaturas demasiado altas, que podían llegar incluso al throttling, es decir, a reducir su frecuencia y con ello su rendimiento para disminuir la temperatura. Este hecho es por el que lanzaron una versión 2.1 con unas teóricas mejores temperaturas, aunque en este terminal no se especifica que versión está incluida.

Moto X Force rendimiento

De cualquier manera, lo que si apreciamos es que los resultados son muy buenos, permaneciendo a un nivel similar al de los procesadores Exynos 7420 de Samsung o el A9 de Apple.

Durante su uso, no notamos ningún tipo de lag durante el uso de múltiples aplicaciones más ligeras, con varias pestañas de navegadores, cámara, redes sociales, etc. lidiar Con una resolución extremadamente alta, en determinados momentos notamos que la fluidez baja ligeramente con los juegos más exigentes, aunque es algo entendible y que no hubiera pasado si se hubiera optado por una resolución menor. Es en este tipo de circunstancias cuando notamos una temperatura en la parte trasera, que sin ser excesivamente molesta, sí que es apreciable.

Moto X Force juegos

Gran batería y autonomía

La batería del Moto X Force es otro de los elementos en los que más énfasis ha puesto  Motorola en su terminal, y con un tamaño de 3760 mAh, su capacidad es mayor que la de la competencia, llegando a ser de más del doble que un iPhone 6S, por poner un ejemplo.

La tecnología AMOLED utilizada en el panel es otra ventaja añadida al tener un teórico menor consumo que los paneles LCD. Con todo, deberíamos obtener unos resultados sobresalientes, pero en la práctica son simplemente buenos.

Moto X Force batería

Aquí la diferencia la hará el uso que hagamos al terminal. Puede sonar obvio, pero hay que resaltar que la autonomía del teléfono depende principalmente del uso del procesador, y cuando hacemos uso de toda su potencia su rendimiento es muy alto, pero su consumo también, y durante nuestra prueba del Moto X Force apreciamos bajadas importantes con los juegos más exigentes del momento.

Grandes ideas no tan bien ejecutadas

Motorola ha arriesgado a la hora de realizar su terminal premium, optando por una solución algo diferente a la que otros fabricantes están ofreciendo, pero con un precio similar. Y es que el precio del Motorola Moto X Force aún no es oficial, pero será de aproximadamente 725€ con 32 GB de almacenamiento.

El elemento más representativo es el cristal frontal ShatterShield que promete una gran resistencia a impactos y caídas. Algo que por sí solo ya es un gran motivo para adquirir este smartphone, pero ese incremento de flexibilidad le ha sentado mal a su resistencia superficial, que se puede arañar con relativa facilidad y que obliga a montar un protector de pantalla si queremos mantener el teléfono sin marcas. No hubiera estado de más añadir protección IP68 frente al polvo y agua para completar la resistencia de este teléfono.

Motorola Moto X Force conclusion

La pantalla de 5,4 pulgadas sufre una falta de fidelidad de color causado en nuestra opinión por el blindaje que tiene delante, aunque si ofrece un nivel de brillo y contraste muy buenos, y una resolución 2K casi excesiva. Afortunadamente, tras nuestro análisis a fondo del Moto X Force, hemos visto que el rendimiento del procesador acompaña para poder mover semejante cantidad de pixeles con total fluidez.

La cámara tiene un nivel adecuado para su categoría, con fotografías muy nítidas durante el día, y suficientemente buenas de noche, mientras que la batería ofrece una autonomía superior a la de la mayoría de competidores.

Cuenta con un diseño muy original, en el que no hay apenas plástico, y si materiales más interesantes como el aluminio o el tejido sintético de la parte trasera, aunque será más adecuado elegir entre las otras terminaciones traseras para garantizar un agarre menos resbaladizo. Esta calidad de materiales, junto a su rendimiento, resistencia y conectividad y la ventaja que aporta la doble tarjeta SIM lo convierte en la mejor opción para los que quieran un smartphone premium todoterreno.

Nuestra valoración

  • Diseño99/10
  • Pantalla88/10
  • Hardware99/10
  • Software99/10
  • Cámara99/10
  • Batería88/10
  • Conectividad99/10
  • Calidad/precio77/10