Samsung Galaxy Note 4: análisis del Galaxy más deseado

Lo mejor

  • Diseño elegante, ligero y delgado
  • Rendimiento general
  • Brillo, contraste y gamut de pantalla
  • Funcionalidades S-Pen
  • Modo multiventana
  • Escáner de huella digital y pulsómetro

Lo peor

  • Autonomía de batería
  • Fotografías con ruido apreciable
  • Sin radio FM
Samsung Galaxy Note 4 ficha técnica

Galaxy Note 4 Samsung

Amazondesde 545,00VER OFERTAS

Nota de análisis

94
  • Especificaciones

    Sistema operativo Android 4.4.4 KitKat
    Tamaño 5.7 pulgadas
    Resolución 2560x1440
    Cámaras 16.0/3.7 mpx
    Capacidad 3220 mAh
    Memoria Interna 32 GB
Unboxing en video

 

Mejorando lo perfecto

Tan sólo han pasado tres años, pero cuando se habla de tecnología... Fue en 2011 cuando Samsung presentaba su primer G​alaxy Note, un terminal con una pantalla por encima de las 5" -más concretamente 5,3"- que, además, sacaba del baúl de los recuerdos el lápiz digital o stylus.

Desde Samsung recuperaron una herramienta que, antaño, se veía como el gadget perfecto para controlar dispositivos con pantallas resistivas pero que, con la llegada de las pantallas táctiles capacitivas, quedó relegado al fondo del cajón. Samsung lo reinventó. Había nacido el revolucionario S-Pen.

Fueron muchos los que pusieron el grito en el cielo criticando, tanto al fabricante, como a los que recibíamos con buena cara aquella nueva gama de producto. ¿Tamaño desmedido? ¿Para qué un Stylus? Menudo despropósito.

Pero tres años dan para mucho. Por un lado, en Samsung tienen claro que no se equivocaron. Por otro, son muchos fabricantes -incluido Apple- los que han seguido sus pasos, y cada vez más los usuarios que demandan pantallas de mayor tamaño como la del Samsung Galaxy Note 4.

Pantalla Samsung Galaxy Note 4

Desde 2011 con el Note original y sus 5,3", cada año, después de verano, el fabricante nos ha sorprendido con nuevas versiones: el Note II en 2012 con un tamaño de 5,5”, el Note 3 en 2013 con 5,7" y, como no podía ser de otra forma, este año, presentado como es costumbre en el IFA de Berlín y dónde lo vimos en primera persona y te lo contamos, el Galaxy Note 4.

Del Note 3 al al nuevo Galaxy Note 4 sólo ha pasado un año, 12 meses en los que en Samsung han tenido que trabajar muy muy duro. No en vano, el Note 3 fue considerado por usuarios y prensa especializada como el mejor terminal desarrollado por la marca coreana y uno de los mejores de año 2013.

La apuesta de Samsung con el Galaxy Note 4 es firme y sólida, y ya está disponible en el mercado en cuatro colores: dorado, rosa, blanco y negro.

Colores Samsung Galaxy Note 4

Galería de fotosSamsung Galaxy Note 4 (Producto)ver las 18 fotos

Una apuesta a caballo ‘grande’, pero ganador

Los usuarios quieren pantallas cada vez más grandes, es una verdad aplastante. Es lo que tiene utilizar el teléfono para, principalmente y cada vez más, consumir y, sobre todo, crear contenidos.

Todo el mundo lo veía venir hace años, pero Samsung fue el único que arriesgó… y acertó. Y por esta razón no hay quien le haga sombra a día de hoy en el mercado de los phablets algo más “pro”. Esto, unido a su exclusivo S-Pen, es la clave del éxito de la gama Galaxy Note.

Galería de fotosSamsung Galaxy Note 4 (Lifestyle)ver las 20 fotos

A nivel de diseño, el nuevo Note 4 se desliga ligeramente del anterior Note 3 y sigue la estela del nuevo Galaxy Alpha (en este sentido, la mejor parte se la ha llevado el Galaxy Note Edge). Es ligero, delgado, potente y, sobre todo, elegante. Y, como en el Alpha, esas son armas que abanderan el Samsung Galaxy Note 4 para encabezar la lista de sus virtudes.

Samsung Galaxy Note 3 y 4

El Galaxy Note 4 presenta una tapa trasera de textura muy similar a la del Note 3 (pierde el diseño de pespunte perimetral) y unos perfiles de metálicos que mejoran a los de su predecesor, que pretendían aparentar lo que no eran.

Tapa trasera Samsung Galaxy Note 3 y 4

Nunca he criticado los acabados plásticos/policarbonatos: si es plástico, es plástico, y punto. No por ello será mejor o peor móvil. Y con el primer vistazo al Galaxy Note 4 lo cierto es que, lo que ves, es lo que parece: metal que es metal y plástico que es plástico. Una mejora sustancial respecto a su antecesor.

Tapa trasera Samsung Galaxy Note 4

Desde Samsung nos contaron así sus virtudes:

Controles y botones físicos

Si hablamos de controles y botones físicos, la verdad es que tampoco presenta novedad alguna. Botón de encendido, controles de volumen, jack de audio y un conector USB 2.0.

Samsung Galaxy Note 3 y 4

Pocas novedades en este aspecto más allá de que, desde Samsung, dan un paso atrás y abandonan el microUSB 3.0 del Note 3 en favor de un microUSB 2.0.

Conector USB 2.0 Samsung Galaxy Note 4

De serie incorpora escáner de huella, barómetro, pulsómetro y tres micrófonos que trabajan de forma simultánea para tomar notas de voz, entre otros.

Sensor huella Samsung Galaxy Note 4

El triple micrófono es una prestación que hace que gane enteros como puedes ver en el siguiente vídeo, donde se explican el modo entrevista y reunión que, siendo sincero, he de decir que funcionan realmente bien:

Galería de fotosSamsung Galaxy Note 4 (Producto)ver las 29 fotos

Una pantalla para disfrutar todo el día

El nuevo Galaxy Note 4 presenta una pantalla de 5,7” Super AMOLED, igual que su antecesor. De hecho, es el primero de los Note que no aumenta en tamaño si se compara con la anterior generación. Ofrece resolución Quad HD, o lo que es lo mismo, 1.440 x 2.560 píxeles, y en la prueba de laboratorio ha arrojado resultados realmente notables.

El gamut de color asciende a un 140% del espacio sRGB y en contraste pocos terminales le igualan. En cuanto a brillo se refiere, tampoco se defiende nada mal y, aunque no es capaz de alcanzar los valores que ofrece el nuevo iPhone 6, lo cierto es que 389 cd/m2 es una cifra para nada desdeñable.

La densidad de píxel asciende a 518 ppp, cifra desmedida, pero lo cierto es que si en Samsung son capaces de fabricar pantallas así ¿por qué no aprovecharse? No deja de ser la tarjeta de presentación de todo terminal y la pantalla del Galaxy Note 4 se ve realmente nítida.

Así nos presentaron en Samsung su pantalla, como la definen ellos, 2,5D (a medio camino entre las 2D y las 3D) por la sensación de volumen que genera su cristal, con un perfil curvo en los bordes.

Pantalla táctil y multipresión

La pantalla del Galaxy Note 4 cuenta con tecnología capacitiva compatible con hasta 2.048 niveles de presión (duplica las prestaciones de su antecesor), es decir, es mucho más precisa en todos los aspectos.

Además, es capaz de distinguir distintos ángulos de presión y, siguiendo la línea marcada por el Note 3, incorpora el menú Samsung Air Command de acceso rápido a funciones S-Pen, y numerosas aplicaciones dedicadas, muy cuidadas, para sacar provecho de todas estas prestaciones.

Y es que, como no podía ser de otra forma en el análisis del Samsung Galaxy Note 4, el plato fuerte viene de la mano de la integración del S-Pen con el software del terminal, y más concretamente en este modelo con las novedades la capa TouchWiz y los S-Pen Widgets.

Samsung Galaxy Note 4 Air Command

Lo cierto es que se han incluido nuevas funcionalidades -y mejorado las ya presentes- en este aspecto, pero los cambios anunciados el año pasado con el Galaxy Note 3 fueron más notables y rompedores y, en este nuevo terminal, era complicado superarse a ese nivel.

Aún así, y aunque puede parecer que no ofrece nada nuevo, tanto el menú Air Command (se despliega por defecto al extraer el S-Pen) como el modo multiventana, se han optimizado y mejorado en el Note 4.

Ahora, además de contar con varias aplicaciones en pantalla corriendo al mismo tiempo, se pueden minimizar a un icono flotante. Por si fuera poco, pasar información entre ellas es mucho más sencillo.

Mejor verlo en vídeo:

Para terminar este apartado, comentar que la punta del S-Pen del nuevo Samsung Galaxy Note 4, como en los anteriores modelos, se puede cambiar de forma sencilla con ayuda de las pinzas incluidas por los repuestos que vienen en la caja del terminal.

Samsung Galaxy Note 4 cambio de repuesto

La autonomía de uso, la gran perjudicada

Ahora bien, ser uno de los terminales con la pantalla con más resolución y tamaño del mercado, es un arma de doble filo. Y es que alimentar un panel QHD del Samsung Galaxy Note 4 (con un 80% más de píxeles que un Full HD y cuatro veces más que un 720 HD) no es tarea fácil.

Del mismo modo, procesar esa cantidad de información en pantalla no está al alcance de cualquier procesador gráfico y, a bote pronto, puede parecer que este terminal de Samsung no rinde como debiera, pese a que iguala los resultados de terminales de menor resolución.

Batería Samsung Galaxy Note 4

Así, a falta de actualizaciones venideras que, a buen seguro y como pasó con el Note 3, optimizarán el Galaxy Note 4 en este aspecto, la autonomía reproduciendo vídeo en streaming se antoja corta y los resultados obtenidos con el benchmark PC Mark no difieren mucho en tiempo, alrededor de unas 6 horas de uso.

Nunca más sin batería... 

Pero lejos de lo que pueda parecer, en el día a día, cubre con nota las necesidades de cualquier usuario. Y es que, como los últimos terminales de la marca, cuenta con el modo ultra ahorro de energía que, eso sí, bajo mínimos técnicos, estira la autonomía varios días para no quedarnos fuera de juego e incomunicados como bien hemos podido comprobar de primera mano en esta review del Samsung Galaxy Note 4.

Cargador Samsung Galaxy Note 4

Por otro lado, incorpora una nueva funcionalidad de carga rápida (solo compatible con el adaptador de serie Adaptive Fast Charging, que puede variar el voltaje de salida entre 9,0V y 1,67 A o 5V y 2,0A), que permite cargar el 50% de la capacidad de la batería del Note 4 en aproximadamente 30 minutos, cuando con uno normal no se conseguiría en menos de 55 minutos.

En el siguiente vídeo puedes verlo más detalladamente:

Conectividad total y rendimiento extremo

A nivel de conectividad inalámbrica no se puede pedir más: el nuevo Galaxy Note 4 incorpora soporte 4G 150 Mbps, WiFi 802.11ac doble banda MIMO y Bluetooth 4.1.

Por cable, como hemos comentado anteriormente, se abandona el estándar USB 3.0 y, de nuevo, Samsung opta por la versión anterior 2.0 eso sí, en esta ocasión, compatible con MHL 3.0 para poder ver contenidos de vídeo en la pantalla grande de un televisor o monitor compatible.

En cuanto a rendimiento se refiere, lo cierto es que no hay muchos terminales -se pueden contar con unos pocos dedos- que puedan compararse de igual a igual con el rendimiento del Samsung Galaxy Note 4 a nivel de procesamiento multicore o single-core. En el aspecto gráfico, lo cierto es que, si bien no destaca de la misma forma y el iPhone 6 o el Xperia Z3 de Sony le superan en algunos benchmark, hay que tener en cuenta que el Note 4 ha de trabajar a una resolución mayor que la de otros terminales.

BenchmarkSamsung Galaxy Note 4
Geekbench 3.2.1 (Multinúcleo / 1 núcleo)3.188 / 1.093
Basemark OS II 1.0.11 / X 1.1 Medium1.239 / 31.413
GFXBench 3.0.16 T-Rex - Onscreen / Manhattan - Onscreen1.492 / 681
3DMark Ice Storm / Ice Storm Extreme / Ice Storm Unlimited14.350 / 14.356 / 19.442
AnTuTu Benchmark 5.140.020
 

A conseguir este rendimiento ayudan, en parte, los 3 GB de RAM que Samsung ha incorporado al terminal, igual que a su antecesor. Si hablamos de memoria de almacenamiento, el Galaxy Note 4 sólo está disponible en versión 32 GB de capacidad. No obstante, cuenta con ranura de tarjetas microSD y admite tarjetas de 128 GB, frente a las de 64 GB que admitía el Note 3.  En el siguiente vídeo puedes ver más información de este aspecto. 

Galería de fotosSamsung Galaxy Note 4 (Benchmark)ver las 16 fotos
Alta resolución y vídeos en 4K

En cuanto a la cámara del Samsung Galaxy Note 4 monta nuevos sensores de mayor resolución, tanto frontal como trasero, y ópticas más luminosas. La cámara principal alcanza los 16 megapíxeles e incorpora estabilizador óptico de imagen, un verdadero acierto y gracias al cual se consiguen mejores instantáneas en situaciones de baja luminosidad.

Cámara Samsung Galaxy Note 4

Las primeras pruebas realizadas durante la primera prueba del Samsung Galaxy Note 4 el pasado mes de septiembre en Berlín, dejarón el terminal a la altura del Samsung Galaxy S5, con buenos resultados tanto en calidad como en velocidad, sin perder de vista que es un teléfono: da para lo que da pero, lo que hace, lo hace bien.

Ya en el laboratorio, pese a que aunque las fotos gozan de gran definición, el nivel de ruido es demasiado alto para un terminal de su categoría. Al menos, el retardo de disparo de este Samsung es menor que la media y permite grabar vídeos en 4K.

Eso sí, como ocurrría en el Galaxy Alpha, el modo 'Suave', que permite capturar vídeos a 60 fps, sólo está disponible cuando se trabaja en Full HD. Queda lejos de los 240 fps que el iPhone 6 de Apple puede capturar a esa resolución.

En lo que respecta a la cámara frontal, sube hasta los 3,7 megapíxeles con una luminosidad de 1:1,9, perfecta para hacer selfies, incluso con poca luz. Tenemos la ayuda, además, de un nuevo modo panorámico, que se estrena en el Note 4, para hacer autofotos con un campo de visión de 120º, similar al modo Groufies del Huawei Ascend P7

Puedes ver más información de los distintos modos de disparo y la configuración de la cámara en el siguiente vídeo:

Galería de fotosSamsung Galaxy Note 4 (Cámara)ver las 24 fotos
Apuesta deportiva: S Health

Como en el Galaxy Alpha, una de las apuestas más firmes de Samsung en sus últimos terminales lanzados al mercado es la plataforma S-Health, un servicio que, mediante la aplicación del mismo nombre, permite registrar y revisar actividades deportivas, los alimentos que consumimos y la frecuencia cardíaca en tiempo real.

La aplicación ofrece información sobre el ejercicio realizado (con ayuda de la función podómetro que hace uso de los sensores internos), las calorías y la distancia recorrida, en función del perfil creado (sexo, edad, peso y altura).

Samsung Galaxy Note 4 S Health

Además, si se introducen los datos de los alimentos ingeridos, calcula las calorías que estos aportan y permite llevar un registro completo para crear planes de seguimiento y actividad física especialmente diseñados para el usuario. Como no podía ser de otra forma y al igual que el Galaxy S5 y el Alpha, el Samsung Galaxy Note 4 incorpora, en la parte trasera junto al flash LED, un sensor de pulsaciones para medir la frecuenta cardiaca de forma bastante fiable.

Sensor pulsaciones Samsung Galaxy Note 4

Accesorios que marcan la diferencia

¿Cómo marcar diferencias con otros terminales disponibles en el mercado? Por si el S-Pen –y sus funcionalidades asociadas– no fueran suficientes, desde Samsung han firmado acuerdos con marcas de renombre como Swarovski o Montblanc, para lanzar accesorios compatibles con el Galaxy Note 4 que den un toque distinguido al terminal.

Desde fundas con cristales tallados e incrustados de la marca austriaca...

... a cubiertas de cuero y S-Pen de diseño siguiendo la línea de la distinguida marca de artículos de escritura.

 

Eso sí, el precio de todos estos artículos no estará al alcance de cualquiera. El lujo, se paga.

Nuestra opinión

En resumen, el Note 3 dejó el listón muy alto y era difícil mejorarlo. ¿Lo han conseguido en Samsung con el Galaxy Note 4? ¿Necesitaba más memoria RAM? ¿Más capacidad de almacenamiento? ¿Un SoC con más núcleos o de 64 bits? No era imprescindible. Pienso que la carrera de los smartphones actualmente pasa más por tener un purasangre en cuanto a funcionalidades y UX, y no tanto por ser el más potente en hardware. No obstante, el análisis del Samsung Galaxy Note 4, demuestra que además de ofrecer una experiencia completa, también está entre los mejores en lo que a tecnología se refiere.

Con todo, aunque el salto generacional no ha sido tan notable como con el Note 3, el Galaxy Note 4 da la talla con creces y es uno de los mejores terminales actuales, sin duda. Si hablamos de innovación, hay que reconocer que la mejor parte se la ha llevado el Galaxy Note Edge, terminal que está por llegar al mercado. No obstante, hay razones suficientes para añadirlo a la lista de deseos en detrimento de su antecesor, el Note 3. Y no era tarea fácil.

El precio del Samsung Galaxy Note 4 en España es de 749 €, cifra fuera del alcance de la mayoría de los usuarios. No obstante, ya es posible encontrarlo en distintas tiendas online, como Amazon, por 699 €, y en compras conjuntas en distintos foros de Internet.

Lo que está por ver es si la acogida por parte de los usuarios es buena y se convierte en el mejor terminal del año. Todo apunta a que así será: el Note 3 no ha muerto... pero ¡larga vida al Samsung Galaxy Note 4!

Nuestra valoración

  • Diseño99/10
  • Pantalla1010/10
  • Hardware99/10
  • Software99/10
  • Cámara88/10
  • Batería88/10
  • Conectividad1010/10
  • Calidad/precio88/10