Skip to main content

Huawei Mate RS Porsche Design, análisis y opinión

Lo mejor

  • La cámara es una delicia
  • El uso de la inteligencia artificial
  • Pantalla nítida con gran respuesta
  • Batería para todo el día

Lo peor

  • Precio desorbitado
  • No hay minijack aunque cabe, ni radio FM
  • El marco inferior podría ser más reducido
  • Reconocimiento facial sin IR

07/07/2018 - 10:14

Análisis del Huawei Mate RS Porsche Edition, uno de los móviles más exclusivos que existen con características técnicas de gama alta Android y un sistema de triple cámara que nos hará conseguir resultados casi profesionales.

Tras unos años intentándolo, Huawei, por fin, se plantó en la gama alta de móviles Android con un terminal a la altura de los de los fabricantes con más experiencia en estas lides. Bueno, con dos terminales, mejor dicho. Y es que, Huawei lanzó el P20, el nuevo modelo de su gama ''P'', y el Huawei P20 Pro, un móvil pensado para los amantes de la fotografía.

El Huawei P20 y, sobre todo, el Huawei P20 Pro se han consolidado como dos de los móviles Android ''top'' de esta primera mitad de 2018, pero además, el fabricante chino ha lanzado un móvil muy exclusivo que va más allá de la gama alta. Se trata del Huawei Mate RS Porsche Design, un dispositivo para entusiastas de la tecnología que, además, tengan un abultado bolsillo.

Tras probar el dispositivo durante unas semanas, os contamos qué nos parece en este análisis del Huawei Mate RS Porsche Design, pero antes hay que aclarar un par de cosas. La primera es que no se trata de un Huawei P20 Pro remozado, ya que cuenta con características únicas (en diseño y funcionalidad) que lo hacen muy interesante y nos preparan para el futuro de los teléfonos móviles.

El segundo detalle a destacar es el precio. Y es que, si hace unos meses el mercado ponía el grito en el cielo por el precio del Samsung Note 8, superando la barrera de los 1.000€, con dispositivos como los Pixel 2 de Google o el S9+ de Samsung (cercanos a los 1.000€) y el propio iPhone X, parece que dicha barrera ha sido totalmente derribada. Sin embargo, aquí nos plantamos en un terminal que parte de los 1.695€, una cantidad que no está al alcance de todo el mundo.

Ahora sí, vamos con el análisis del Huawei Mate RS Porsche Design, un móvil que ''pesa'' en el bolsillo y del que cuesta olvidarse.

Diseño sin ''notch'', pero con cristal

2018 es el año de los cuerpos de cristal y, cómo no, del ''notch'', la famosa ceja que Apple introdujo en el iPhone X y que fabricantes Android están incluyendo en sus dispositivos, a veces sin necesidad, algo que demuestra el Huawei Mate RS.

Antes de continuar, veamos las características del Mate RS Porsche Design comparadas con el resto de la familia P20:

  Huawei Mate RS Porsche Design Huawei P20 P20 Pro P20 Lite
Pantalla 6'' OLED 18:9 QuadHD+ 5,8" LTPS IPS LCD 18,7:9 Full HD+ 6,1" AMOLED 18,7:9 Full HD+ 5,84" LTPS IPS LCD 18,7:9 Full HD+

Procesador

RAM y memoria

Kirin 970

6 GB + 256 / 512 GB (no ampliables)

Kirin 970

4 GB + 128 GB (no ampliables)

Kirin 970

6 GB + 128 GB (no ampliables)

Kirin 659

4 GB + 32 / 64 GB (ampliable)

Android Android 8.1 Oreo Android 8.1 Oreo Android 8.1 Oreo Android 8.0 Oreo
Cámara

Principal: 40 + 20 + 8 megapíxeles

Frontal: 24 megapíxeles

Principal: 20 + 12 megapíxeles

Frontal: 24 megapíxeles

Principal: 40 + 20 + 8 megapíxeles

Frontal: 24 megapíxeles

Principal: 16 + 2 megapíxeles

Frontal: 16 megapíxeles

Batería 4.000 mAh 3.400 mAh 4.000 mAh 3.000 mAh
Dimensiones 152,9 x 72,5 x 8,5mm 149,1 x 70,8 x 7,65 mm 155 x 73,9 x 7,8 mm 148,6 x 71,2 x 7,4 mm
Peso 183 g 168,5g 174 g 149 g
Precio de salida 1.695 euros 649 euros 899 euros 369 euros

Vistas las características del dispositivo, en las siguientes líneas veremos las diferencias menos palpables con el los demás modelos del Huawei P20, debemos centrarnos en el diseño. Lo primero que salta a la vista es que, si bien los tres modelos de P20 son bastante parecidos entre sí, el Mate RS cambia completamente respecto al paradigma.

No hay notch, tenemos marco superior e inferior y no tenemos marcos en los laterales de la pantalla. Es decir, el diseño es muy diferente al de los P20 y, de hecho, nos recuerda mucho a un Samsung S9+. Si no tuviera el logo de ''Porsche Design'' en la parte inferior, podría pasar por el terminal de Samsung.

Huawei Mate RS Porsche Design

El terminal da la sensación de ser un unibody de cristal, ya que las ocho esquinas redondeadas y los laterales, también redondeados, por la parte frontal y posterior dan esa sensación. En mano es realmente agradable, pero es cierto que se ''resbala'' si lo dejamos en superficies inclinadas debido a ese acabado en cristal. Y sí, atrapa las huellas que da gusto.

Otra cosa que llama la atención frente a sus hermanos es el peso y el tamaño. No hay otro término para definir al Huawei Mate RS Porsche Design que ''pesado''. Si lo llevamos en el bolsillo, se nota, ya que son 183 gramos que superan en 9 gramos a los 174 del Huawei P20 Pro. Además, tiene certificación IP67 para resistir al agua y al polvo.

El tamaño, sin embargo, juega a favor de este dispositivo. Y es que, es ligeramente más pequeño que el Huawei P20 Pro, pero es más grueso. De los 7,8 milímetros de grosor del P20 Pro, pasamos a los 8,5 milímetros del Mate RS. Esto no es negativo en absoluto y, aunque es cuestión de gustos, este grosor me parece mejor para proteger las cámaras.

Huawei Mate RS Porsche Design

Y es que, los 7,8 milímetros del P20 Pro es engañoso, ya que las cámaras añaden algún milímetro extra al sobresalir del cuerpo. Al apoyarlo en superficies, puede provocar que se rayen. Esto no pasa en el Mate RS, ya que las cámaras no sobresalen del cuerpo. Ya que hablamos de las cámaras, en la parte trasera tenemos el triple objetivo en la zona central, justo encima del lector de huellas trasero (uno de los dos del terminal) y vemos el logo ''Porsche Design'' en la parte inferior.

En la parte inferior tenemos el micrófono y uno de los dos altavoces, así como el puerto USB Tipo-C compatible con carga rápida gracias al Supercharger de Huawei. Volviendo al frontal, además además del nombre ''Porsche Design'' en el marco inferior, tenemos la cámara frontal y los diferentes sensores (proximidad, regulador de luz) en la parte superior, así como el auricular para las llamadas que también funciona como altavoz al reproducir música o vídeos.

Huawei Mate RS Porsche Design

El lateral izquierdo esconde la bahía de la doble SIM (no hay posibilidad de ampliar el almacenamiento con tarjetas microSD) y en el derecho tenemos los controles de volumen y el botón de desbloqueo. ¡Ah!, nos falta la entrada Jack 3,5 milímetros, por lo que ya debéis olvidar la radio FM, una característica que terminará extinguiéndose más pronto que tarde.

En la parte superior tenemos otro micrófono que realiza la función de cancelación de ruido y el emisor IR para usar el móvil como mando a distancia. Vaya, como el P20 Pro. Aunque a nivel de diseño es muy diferente a un P20 Pro, en conexiones, ''botonera'' y la función de doble altavoz, el Mate RS es idéntico a su hermano. Donde se diferencia, y mucho, es en su brillante pantalla.

Pantalla AMOLED infinita

Las pantallas de los smartphones cada vez son más avanzadas, y el Mate RS cuenta con una que roza la matrícula. Ahora sí, tras la inexplicable ausencia en el Huawei P20, tenemos una resolución QuadHD+ que nos ofrece una resolución de 2800x1440. En las 6 pulgadas de pantalla, nos da una densidad de píxeles de 538 ppp.

Tipos de pantallas en móviles y sus diferencias

¿Es necesaria tal cantidad de píxeles? Rotundamente, no, ya que solo le sacamos partido en ciertas circunstancias. Huawei lo sabe y, para ahorrar batería, ha incorporado un modo de resolución automática que va desde el HD+ hasta el FullHD+ y, finalmente, los QuadHD+Plus. Podemos seleccionar el modo que queramos en todo momento, pero en ''automático'' ofrece buenos resultados, poniéndose al máximo cuando leemos una página web y reduciéndose en situaciones de mucho consumo de batería.

Huawei Mate RS Porsche Design

El tratamiento del color en una pantalla AMOLED siempre es polémico, ya que las hay con colores demasiado procesados (las de Samsung, por ejemplo) y otras que tiran al azul demasiado pronto, como las del LG V30. Sí, es un ''problema'' de la tecnología AMOLED, pero no todas las pantallas tienen la misma degradación de color. La pantalla del Mate RS se porta bastante bien en este aspecto, pero es cierto que en los bordes, debido a ser una pantalla curvada, se nota una mayor aberración cromática.

Ángulos de visualización de Huawei Mate RS Porsche Design

De todos modos, podemos jugar con diferentes modos de color en el terminal, como el ''Natural'', el ''Vivo'' o el ''Lectura'', que nos da un tono muy agradable para leer la web (parecido a un pergamino, incluso con un fondo de textura rugosa. En la experiencia con el Mate RS, la resolución QHD+ no es necesaria, ya que el ojo no distingue entre los 400 ppp y los 538 ppp a una distancia de uso normal y en una pantalla de estas dimensiones, aunque se agradece que en un móvil con este precio se incluya dicha resolución.

Huawei Mate RS Porsche Design

Sobre la visualización, la pantalla tiene una profundidad de color de 24 bits y en interiores el nivel de brillo es más que suficiente. En exteriores es donde la gran mayoría de móviles palidecen, pero el panel AMOLED del Mate RS se comporta de maravilla en situaciones de alta luminosidad, incluso a plena luz del sol. El regulador de brillo automático, además, es muy rápido y se adapta a la perfección a cualquier situación sin que estemos tentados de regular el brillo de forma manual.

Zonas de brillo de Huawei Mate RS Porsche Design

Si pensabais que habíamos terminado con la pantalla, estáis equivocados. Y es que, la pantalla del Huawei Mate RS Porsche Design esconde algo muy especial.

Antes comentamos que el sensor de huellas trasero era uno de los que incluye el teléfono y, si no está en el marco inferior, está claro que está oculto en la pantalla. Durante el Mobile World Congress vimos el Vivo Apex, un móvil con desbloqueo dactilar en la pantalla, algo que también tiene el RS.

Huawei Mate RS Porsche Design

El área de la huella en la pantalla en el Mate RS está muy delimitada y se nos marca en la pantalla de bloqueo, pero su funcionamiento es realmente preciso. Hace falta apretar un poco con la yema, no es tan ''sutil'' como un detector dactilar como los que hemos visto en otros móviles, pero la tasa de fallo es increíblemente pequeña. De hecho, me atrevería a decir que falla menos que la trasera y, desde luego, que la de mi otro terminal, el iPhone 6S.

Huawei Mate RS Porsche Design

Kirin 970, volvemos a vernos

Los principales fabricantes de terminales lanzan dos gamas alta al año: uno durante la primera mitad y otro para aprovechar las compras de fin de año. Huawei, claro está, también apuesta por ello y lanza los modelos P a comienzos de año y los Mate a finales. El año pasado, el Mate 10 estrenó el procesador Kirin 970, que fue el que heredó la familia P20.

Huawei Mate RS Porsche Design

Sin embargo, habrá que seguir esperando al ''Huawei Mate 11'' de este año, ya que el Mate RS no estrena SoC y vuelve a apostar por el Kirin 970 que tan buenos resultados ha dado en los últimos terminales de la firma china. Estamos ante un procesador de 8 núcleos construido en 10 nanómetros que cuenta con cuatro procesadores Cortex A73 a 2,36GHz y cuatro Cortex A53 a 1,8Ghz. La GPU es una Mali G72 que se porta de maravilla con aplicaciones en 3D.

  Huawei Mate RS Huawei P20 Pro Galaxy S9+ iPhone X
Procesador Kirin 970 Kirin 970 Exynos 9810 Apple A11 Bionic
GPU Mali-G72 MP12 Mali-G72 MP12 Mali-G72 MP18 Apple GPU
Memoria RAM 6 GB 6 GB 6 GB 3 GB
Benchmark Geekbench
(Single-Core / Multi-Core)
1.920/6.817 puntos 1.901/6.766 puntos 2.802/8.381 puntos 4.203/10.067 puntos
Antutu 205.356 puntos 205.053 puntos 250.172 puntos 231.362 puntos
3D Mark Open GL 2.919 / Vulkan 3.299 Open GL 2.794 / Vulkan 2.568 Open GL 3.216 / Vulkan 3.012 2.894

En términos de rendimiento, el Mate RS Porsche Design es fluido en todo momento y puede con los juegos más punteros, algo que se consigue gracias al propio procesador y a los 6 GB de memoria RAM con los que cuenta el terminal. Sin embargo, algo más interesante que el propio rendimiento, algo que un usuario medio no explotará debido a la exigencia a la que someterá al teléfono, es la unidad de procesamiento neural, o NPU.

Se trata de un procesador de apoyo para que el Kirin 970 pueda dar vida a la inteligencia artificial, algo que usaremos a diario y de lo que cuesta desprenderse. Y es que, el uso de la IA en los móviles es comparable al cine 4K, y cuando vuelves a un teléfono sin IA es como ver algo en 720p o 1080p. Se nota.

La cámara más inteligente

Si el diseño y la pantalla son diferentes a lo visto en el Huawei P20, en el apartado fotográfico estamos ante un calco del que monta el P20 Pro. Y eso, sin duda, es una buena noticia. Y es que, los tres sensores Leica del P20 Pro son, aún, de las mejores cámaras de un teléfono móvil. Si la gente aún se sorprende cuando ve un terminal con dos cámaras, cuando ve tres lentes, más todavía. Pero entienden por qué tantas cámaras una vez ven los resultados que se logran.

Huawei Mate RS Porsche Design

De nuevo, contamos con un sensor RGB de 40 megapíxeles y apertura f/1.8 encargado de capturar imágenes enormes y que, además, cuenta con una buena apertura. El segundo sensor es uno de 20 megapíxeles con apertura f/1.6 monocromo encargado de capturar toda la luz posible y lograr, junto al de 40 Mpx, un contraste muy natural. El sensor terciario es el de 8 megapíxeles capaz de ofrecer un zoom de tres aumentos (3X).

Análisis completo de la cámara del Huawei P20 Pro

El procesador Kirin 970, y la inteligencia artificial, combinan las características de los tres sensores, lo que nos da una cantidad de modos que permitirá que cada usuario obtenga la experiencia deseada en casi cualquier situación. Antes de hablar en detalle de cada modo, es necesario resaltar que, aunque el teleobjetivo del Mate RS consigue imágenes 3X de forma nativa, podemos generar un zoom híbrido de hasta 5X sin perder, prácticamente, calidad.

Missing media.

Esto se produce gracias a la combinación del telefoto junto al sensor de 40 megapíxeles para lograr este zoom híbrido de cinco aumentos. Eso sí, esto solo es posible cuando disparamos fotografías a 10 megapíxeles, y está deshabilitado cuando ''tiramos'' en 40 megapíxeles. Sin embargo, la característica más interesante, aunque el zoom llame la atención, es la inteligencia artificial.

Hay diferentes usos de la inteligencia artificial, pero en los móviles es muy interesante su aplicación en las cámaras fotográficas. El más espectacular es el modo noche del Huawei Mate RS. Se trata de un modo de larga exposición (de hasta 6 segundos, dependiendo de las condiciones) que procesa diferentes imágenes durante esos segundos para combinarlas en una sola foto y reducir, de forma espectacular, el movimiento.

Modo IA en el Huawei Mate RS Porsche Design

Se trata de un doble estabilizador, por así decirlo, el propio estabilizador óptico y el estabilizador digital controlado por la inteligencia artificial. Además, no solo sirve para sacar mejores fotos nocturnas. También podemos disparar en condiciones de luz para conseguir un mejor rango cromático en nuestras fotografías. Os dejamos una galería de ejemplo:

Además del modo noche avanzado que nos permite disparar con larga exposición para obtener fotografías cargadas de luz en situaciones de nula iluminación, podemos sacarle partido a la IA del Huawei Mate RS Porsche Design para identificar elementos. Por ejemplo, si hacemos una foto a un paisaje, la IA ''coloreará los elementos predominantes, como la vegetación o el cielo.

Foto paisaje Huawei Mate RS
Foto paisaje Huawei Mate RS

Esto también funciona con animales (es curioso apuntar a un perro y que la IA te diga que es un perro, lo que significa que disparará más rápido para no sacar una imagen borrosa) o con la comida. Eso sí, el resultado puede no ser del gusto de todos, ya que lo que produce la IA son imágenes excesivamente procesadas. Cuando la hacemos a comida, no se nota y los resultados quedan muy profesionales, pero en un paisaje sí vemos demasiados ''artefactos'' fruto del procesamiento de la imagen.

Foto comida Huawei Mate RS Porsche Design

Las configuraciones de doble cámara, algo que empezamos a ver con las Leica del Huawei P9, se han utilizado de manera diferente por los fabricantes, pero Huawei le tiene tomado el pulso. El sensor monocromo ofrece grandes resultados a la hora de gestionar los negros y la combinación de los diferentes sensores ofrece un efecto bokeh cada vez más refinado.

Además, la IA es capaz de adivinar cuándo queremos utilizar el modo retrato y se configura de manera automática (aunque podemos jugar con el nivel de ''belleza'' para que la piel no parezca de porcelana). También es muy interesante el modo apertura del Huawei Mate RS. A diferencia del Bokeh, podemos seleccionar la apertura de los sensores para captar fotografías con fondo desenfocado, pero eligiendo el foco de dicha foto. Los resultados son muy buenos, incluso en animales que no pueden estarse quietos:

Modo apertura Huawei Mate RS Porsche Design

Y, ya que os hemos hablado tanto del sensor monocromo, es hora de mostraros los resultados de dicho sensor. En interiores, los negros son profundos y no sentimos que la luz ''queme'' la imagen, dando un resultado mucho más natural que si utilizáramos un filtro para conseguir una imagen en blanco y negro (y, claro, la escala de grises es mejor).

Modo monocromo Huawei Mate RS Porsche Design

Ahora bien, ¿qué pasa con el vídeo? Lamentablemente, la calidad no es igual que en las fotos. Sí, tenemos vídeo a 4K que resulta espectacular, pero si disparamos a una resolución menor podemos hacer uso del estabilizador óptico que nos da una gran estabilización. El sonido se toma de forma correcta y los vídeos son llamativos incluso cuando se graban en interiores.

Y aquí, una prueba en exterior a 4K sin usar el estabilizador (no disponible a esta resolución):

Sin embargo, donde no se ha evolucionado es en la gestión de vídeos a cámara superlenta. El Mate RS puede grabar a 720p y 960 frames por segundo, pero notamos microcortes en el resultado y, además, da la sensación de ser un resultado logrado mediante la interpolación de imágenes. Esto es algo que no es sencillo probar, pero desde luego queda lejos de otras cámaras capaces de grabar a esta tasa de frames y que deja este modo solo para escenas muy contadas.

La cámara frontal se ''queda'' en un sensor de 24 megapíxeles con apertura f/2.0 que logra buenos resultados, como podéis ver en el siguiente selfie, y nos permite desbloquear el terminal con el rostro:

Selfie con el Huawei Mate RS Porsche Design

¡Mira, sin manos!

El futuro parece que quiere que usemos las manos lo menos posible. Los vehículos autónomos y los diferentes sistemas de reconocimiento facial y de voz pretenden que interactuemos con la tecnología sin manos. Y en el Mate RS podemos asomarnos a ese futuro.

El Huawei Mate RS Porsche Design cuenta con el mismo sistema de reconocimiento facial que el Huawei P20 Pro. No se trata de un sistema que utiliza sensores infrarrojos para reconocer el rostro (como el iPhone X o el futuro Xiaomi Mi 8), sino una fotografía que sirve para desbloquear el terminal. ¿Y qué tal? Muy bien, teniendo en cuenta las limitaciones del sistema.

Huawei Mate RS Porsche Design

Nada de reconocimiento nocturno o con gafas de sol aparatosas, pero muy bien con barba de unos días, gafas de sol ''discretas'' e, incluso, en condiciones de poca luz gracias a la apertura f/2.0. Además, la experiencia es rapidísima. Y es que, si no tenemos activo la confirmación del desbloqueo, no da tiempo a sacar el móvil del bolsillo y ver la pantalla de bloqueo.

El desbloqueo facial es instantáneo y el ángulo de reconocimiento es de unos 45 grados. Es decir, podemos dejar el móvil en la mesa y la apertura del sensor se comporta de manera bastante buena. Otra forma de interactuar es mediante Google Assistant, que funciona muy bien para mandar un mail, poner música o escribir mensajes en Whatsapp.

No es nada exclusivo de este teléfono, pero aumenta las posibilidades de usar el móvil sin manos y, además, lo hace de forma satisfactoria. También tenemos HiAssistant, pero no es comparable a Google Assistant.

Google Assistant Mate RS

EMUI 8.1, la personalización de Huawei

Los amantes de Android puro, o Android stock, no encontrarán esta versión del sistema operativo en el Mate RS. Como es habitual en la marca china, se apuesta por EMUI 8.1 que, igual que en los P20, vuelve a corre sobre Android 8.1. Se trata de una capa de personalización que no es del gusto de todos, pero que no funciona nada mal en este dispositivo (gracias a la potencia que tenemos entre manos).

Huawei Mate RS Porsche Design

Podemos elegir el cajón de aplicaciones de Android o utilizar el modo que viene por defecto (muy similar a iOS, por cierto). Hay aplicaciones preinstaladas como HiCare o una aplicación de salud (que nos muestra datos como los pasos sin necesidad de un podómetro y que también nos muestra datos de las pulseras y relojes inteligentes de Huawei y Honor), pero la que destaca es el Gestor.

Se trata de una aplicación que funciona como un filtro de llamadas, un antivirus y, lo más importante, un ''liberador'' de RAM que lo que hace es cerrar procesos en segundo plano que no se están utilizando para ganar algo de RAM (cosa que no será necesaria en un uso ''normal'').

Estos son los 5 mejores móviles actualizados a Android 8.1

Además, tenemos la AppGallery, una tienda que funciona de manera complementaria a PlayStore y que sirve para encontrar, sobre todo, aplicaciones que expriman las características del teléfono... y poco más. A nivel de navegación, se trata de un dispositivo muy rápido y las opciones no están demasiado escondidas.

Huawei Mate RS Porsche Design

Hay parámetros que cambian de sitio respecto a Android stock, pero nada que no encontremos navegando un poco por el menú de configuración. Además, hay añadidos interesantes, como la posibilidad de usar el lector de huellas trasero como un navegador complementario o poner un acceso directo configurable en diferentes puntos de la pantalla para permitir un uso más sencillo con una mano.

Sonido premium

La calidad que se está consiguiendo en los altavoces de portátiles (los MacBook de 13 y 15 pulgadas con touchbar son sobresalientes en este aspecto) y móviles estos últimos años gracias a la miniaturización de las cajas de resonancia es algo que permite que los móviles puedan ser utilizados como altavoces para disfrutar de música y vídeos sin demasiados problemas.

Y es que, el volumen no ha subido en exceso frente a generaciones anteriores, pero sí la calidad de sonido, que ahora nos permite disfrutar de agudos claros y graves que no distorsionan. Los dos altavoces del Mate RS (recordemos, el principal en la parte inferior del móvil y el de apoyo en la parte superior, el auricular) dan un sonido claro y muy solvente en todo el espectro.

Huawei Mate RS Porsche Design

Además, si conectamos auriculares podemos disfrutar de sonido Dolby Atmos (en el contenido compatible, claro) gracias a la certificación que incluye el dispositivo y que, ciertamente, nos permite disfrutar de la música, películas y vídeos en viajes con una gran calidad de imagen gracias a la pantalla y con un sonido sorprendente.

Batería con supercarga

Ahora bien, un móvil puede montar tecnología punta, pero si no es capaz de aguantar una jornada de autonomía, de poco sirve. No es el caso del Huawei Mate RS Porsche Design. Y es que, con los 4.000 mAh de batería que ya exhibió el Huawei P20 Pro, el rendimiento en esta faceta es espectacular.

Con el modo de resolución configurado en automático y un uso intensivo de redes sociales (Twitter, Slack, Whatsapp), llegamos a las 8 horas y media de pantalla, una cifra espectacular teniendo en cuenta que hasta hace poco era algo imposible de conseguir, incluso con un uso poco agresivo del terminal.

Huawei Mate RS Porsche Design

Gracias al supercharger de Huawei, podemos cargar el terminal en 1:23 horas desde cero y, además, tenemos la posibilidad de cargarlo de forma inalámbrica (comprando el adaptador, claro está). Por si fuera poco, los modos de energía de este teléfono funcionan a la perfección.

Por un lado tenemos el modo normal, el que usamos durante todo el día, pero cuando cae por debajo de un límite, podemos activar el modo de ahorro de batería, que nos permite alargar unas 6 horas, dependiendo del uso, la autonomía del terminal. En el funcionamiento en aplicaciones cotidianas, no se nota el recorte de rendimiento.

Supercharge Huawei Mate RS Porsche Design

Para un caso extremo tenemos el modo superbatería que nos permite llegar a los dos días de batería eliminando notificaciones y muchos procesos del móvil. De hecho, cuando activamos este modo solo podemos elegir seis aplicaciones para utilizar y habrá muchos procesos inaccesibles. Este modo saca partido de la pantalla OLED que apaga los píxeles negros y, así, desactiva efectos y fondos de pantalla para tener solo el color necesario para los iconos de las aplicaciones.

Consejos para cargar la batería del móvil de forma correcta

Es un modo extremo que no usaremos en el día a día, pero que sin embargo resulta útil para esas situaciones en las que vamos muy apurados y conectamos el modo avión. Sirve para lo mismo, con la diferencia de que ahora sí podemos recibir y hacer llamadas, además de poder meternos en Twitter si queremos. Y, para salir de este modo basta con darle al botón ''escape'' en la parte superior derecha en la barra de estado, ni siquiera debemos meternos en configuración.

Mate RS, un P20 Pro con un rediseño total

Huawei lleva años rozando la gama alta. Con el Huawei P9 y, sobre todo, con el Huawei P10, el fabricante chino hizo las cosas muy bien, pero aún había detalles que diferenciaban a los flagships de otros fabricantes de los suyos. Sin embargo, con el P20 todo ha cambiado, y más con el P20 Pro.

El Huawei P20 por fin puede encuadrarse dentro de los móviles de gama alta Android y el P20 Pro es el dispositivo ''gama alta total'', por llamarlo de alguna manera. Es un móvil con un gran rendimiento, un diseño a la altura y tres cámaras que valen su peso en oro. Son los cimientos para este Mate RS Porsche Design, un móvil espectacular, pero al alcance de la gran mayoría de usuarios.

Huawei Mate RS Porsche Design

En términos de rendimiento, experiencia de usuario y cámara, es idéntico al P20 Pro, de 899€, pero aquí hablamos de un móvil en dos versiones, una de 1.695€ y otra de 2.095€. La diferencia entre ambos modelos es el paso de 256 GB de memoria a 512 GB, una cantidad impresionante que hará que nos olvidemos de las tarjetas microSD.

La otra diferencia respecto al P20 Pro es el diseño, mucho más parecido al Samsung Galaxy S9+, con pantalla con bordes redondeados, sin notch y con marcos superior e inferior, además de una pantalla con una calidad mejor que la del dispositivo citado de la gama P y, sobre todo, con el reconocimiento dactilar en la pantalla.

Está claro que el cambio de diseño y la adición de la huella en la pantalla no son motivo suficiente para justificar 800€ de diferencia entre el P20 Pro y este modelo, pero ahí entra el factor ''exclusividad''. Si tienes ese dinero, puede que no te importe gastarlo en el Huawei Mate RS Porsche Design, pero un Huawei P20 Pro te dará los mismos resultados en las situaciones importantes y, además, no da ''miedo'' sacarlo de casa... y del bolsillo.