Skip to main content

Motorola Moto G7 Plus, análisis y opinión

08/03/2019 - 10:30

La nueva generación Moto G7 se ha presentado en sociedad dispuesta para conquistar los corazones de los usuarios tal y como hicieron las primeras generaciones de esta saga. ¿Serán capaces de repetir aquellas gestas? Lo descubrimos en este análisis del Motorola Moto G7 Plus.

Han pasado ya seis años desde que Motorola marcara un hito más en sus 90 años de vida lanzando uno de los smartphones más populares de la historia reciente: la primera generación de la familia Moto G de Motorola.

En todo este tiempo el mercado de la gama media de Android ha sufrido una profunda transformación obligando a los fabricantes tradicionales a tomar estrategias diferenciadoras. El Motorola Moto G7 Plus es un ejemplo de cómo estas marcas han tenido que adaptarse a esos cambios y pelear con rivales que les igualan o superan en prestaciones,y además lo hacen con un precio más asequible.

En esta prueba del Motorola Moto G7 Plus analizaremos a fondo el terminal más potente de la nueva gama Moto G7. ¿Ofrecerá argumentos suficientes para justificar su precio? Lo veremos con todo detalle en este análisis del Motorola Moto G7 Plus.

  Moto G7 Plus Moto G7
Dimensiones  157 x 75,3 x 8,3 mm 157 x 75,3 x 8 mm 
Peso 176 gramos 172 gramos
Tamaño de pantalla 6,2"
Panel IPS LTPS
Resolución 2.270 x 1.080 px
Puntos por pulgada 405 ppp
Cámaras traseras 16 Mpx f/1.7
5 Mpx f/2.2
12 Mpx f/1.8
5 Mpx f/2.2
Cámara frontal 12 Mpx 8 Mpx
Procesador Qualcomm Snapdragon 636 Qualcomm Snapdragon 632
Memoria RAM 4 GB
Almacenamiento 64 GB
Batería 3.000 mAh
TurboPower 27W
3.000 mAh
TurboPower 12W
NFC
Bluetooth
Radio FM
5.0
Precio  Oficial 299€ (unos 282,28 euros en Amazon) 249€

Diseño muy Motorola en el que debe mejorar el frontal

En cuanto a diseño, el Motorola Moto G7 Plus de 2019 no ha evolucionado demasiado en términos de diseño con respecto al modelo del año pasado, manteniéndose fiel a unas líneas que claramente beben de las fuentes de sus predecesores.

Destaca por ser un móvil bastante voluminoso en la mano, aunque el hecho de contar con los laterales curvados reduce esa sensación haciéndolo algo más amigable de sostener, a pesar de contar con unas generosas dimensiones de 157 x 75,3 x 8,3 mm y 176 gramos de peso.

El Motorola Moto G7 Plus luce una trasera idéntica a la de la anterior generación en la que destaca su característica cámara trasera circular en la que se agrupa la doble cámara trasera y el flash LED que desgranaremos detalladamente un poco más adelante.

Este conjunto sobresale de la trasera de cristal Corning Gorilla Glass 3 que, en el Motorola Moto G7 Plus que estamos analizando, luce un acabado azul Índigo que le aporta un aspecto sobrio y elegante, pero también está disponible en un llamativo color rojo rubí.

Motorola Moto G7 Plus

La superficie lisa y brillante de la carcasa trasera solo se ve interrumpida por la presencia del lector de huella dactilar en el que se ha aprovechado para insertar el logotipo de la marca.

Motorola Moto G7 Plus

Tal y como sucede con muchos otros móviles con acabado de cristal, la trasera tiene una clara tendencia a llenarse de huellas, obligando a pasarle una bayeta de tanto en tanto para que vuelva a su aspecto impoluto. La ubicación de este sensor de huella no presenta problemas a la hora de desbloquear el terminal y no se corre el riesgo de tocar por accidente algunas de las lentes como sí sucede con otros modelos.

Motorola Moto G7 Plus

Motorola Moto G7 Plus

Motorola Moto G7 Plus es el modelo más potente de la séptima generación de la gama G. Cuenta con un procesador Snapdragon 636, 4 GB de RAM y 64 GB de almacenamiento interno. También monta una doble cámara trasera de 16 y 5 Mpx y una frontal de 12 Mpx.

La trasera queda suavizada por las curvas laterales que se integran con el chasis de aspecto metálico del mismo color que recorre todo el perímetro del móvil dibujando unas líneas redondeadas que también ayudan, y mucho, a mejorar el agarre del terminal.

Llama la atención la presencia de un pequeño orificio en la parte inferior de la trasera que oculta uno de los tres micrófonos que monta el terminal, justo en el lado opuesto del segundo micrófono que se encuentra insertado en el borde inferior de la pantalla.

Motorola Moto G7 Plus

Cuando llegamos al frontal de este Motorola Moto G7 Plus que estamos analizando todo cambia. De hecho, es uno de los aspectos de su diseño que más ha cambiado en esta generación de Moto G7.

Hablamos de un frontal en el que predomina una pantalla en la que se tiene la sensación que se podría haber hecho un mejor trabajo de compactación de los marcos laterales y en las esquinas de la pantalla que, en nuestra opinión, dibujan una curva demasiado grande restando superficie útil para la pantalla.

Motorola Moto G7 Plus

Los marcos laterales, sin ser excesivos, tampoco son muy contenidos. Algo similar encontramos en la parte superior, donde se intuye una cierta intención de compactar esos marcos ya que el altavoz de la parte superior se ha llevado hasta el borde la pantalla, y de él cuelga un notch con forma de lágrima en el que se integra la cámara frontal. Este notch sufre el mismo problema de compactación que el resto de los marcos del frontal.

El Moto Mod 5G de Motorola consigue la aprobación de la regulación estadounidense

En la parte inferior se mantiene una barbilla que se ha aprovechado para insertar el nombre de la marca. La relación de pantalla con respecto al frontal se sitúa en torno al 82%, pero nos queda la sensación de que se podía haber arañado algunos milímetros de cada lado.

El borde izquierdo del Motorola Moto G7 Plus se mantiene libre de cualquier botón, mientras que en el lateral derecho encontramos los botones de volumen y encendido. Este último fácilmente identificable al tacto por tener una textura grabada.

Motorola Moto G7 Plus

En la parte superior se ubica la bandeja para dos tarjetas SIM y una tarjeta micro SD. Junto a esta bandeja encontramos el orificio del tercer micrófono del terminal. En el borde inferior se muestra el conector USB de tipo C, el jack de 3,5 mm para los auriculares y los orificios que dejan salir el sonido del segundo altavoz.

En términos generales el diseño resulta estéticamente muy atractivo y elegante aunque, debido a su tamaño, no resulta especialmente cómodo usarlo con una sola mano, pero no supone un cambio sustancial con respecto al modelo del año pasado. Esto puede jugar en su contra ya que el usuario podría interpretar que se encuentra ante el mismo móvil que la generación anterior.

Buena calidad de pantalla para el Moto G7 más grande

El Motorola Moto G7 Plus monta una pantalla Max Vision IPS LTPS de 6,2 pulgadas que ofrece una resolución Full HD+ de 2.270 x 1.080 píxeles gracias a su relación de aspecto 19:9. Todo ello implica una densidad de 403 ppp.

Motorola Moto G7 Plus

En el uso diario la pantalla del Motorola Moto G7 Plus de este análisis resulta verdaderamente cómoda por sus dimensiones y buena definición, mostrando textos e imágenes con gran nitidez.

Motorola Moto G7 Plus

La respuesta táctil es la esperada en un móvil de estas características, ofreciendo una respuesta fluida y precisa en todos los gestos e interacciones con ella. Sin retrasos en las pulsaciones.

En su ajuste de fábrica, la pantalla tiende a azulear los blancos, pero no es nada que se no se pueda solucionar cambiando el modo de representar los colores en la opción de Ajustes que permite modificar la saturación de los colores a una más acorde a tus preferencias.

El nivel de brillo que ofrece la pantalla permite su uso en la mayoría de los escenarios ya que alcanza valores medios que superan los 500 nits. No obstante, en exteriores a pleno sol se reduce la visibilidad, pero nada que se salga de lo habitual en pantallas de este rango de precio.

Motorola Moto G7 Plus

Si eres de los que confía en el ajuste de brillo automático, debemos decir que el sistema que equipa este móvil no siempre se ajusta con precisión a la luz ambiente. En ocasiones, actúa de una forma demasiado agresiva reduciendo el nivel de brillo muy por debajo de lo necesario, obligando al usuario a subirlo manualmente para acomodarlo al brillo correcto. El resto del tiempo reacciona de forma rápida a los cambios de luz sin mayores problemas.

Procesador polémico sobre el papel, pero fluido en el día a día

Elegir los componentes adecuados es una de las decisiones más arriesgadas a la hora de diseñar un producto, ya que de ello depende el éxito el fracaso de un móvil. En el caso del nuevo Motorola Moto G7 Plus, la decisión no ha estado exenta de polémica.

Uno de los apartados más controvertidos lo encontramos en el procesador que monta este modelo. Se trata de un procesador de ocho núcleos Qualcomm Snapdragon 636 que se presentó a finales de 2017.

Motorola Moto G7 Plus

Si bien es cierto que durante las pruebas de uso que hemos llevado a cabo para este análisis del Motorola Moto G7 Plus no hemos visto signos de flaqueza teniendo en cuenta su categoría y rendimiento, ofrecer este tipo de procesador en un móvil de un rango de precio de los 300 euros, donde rivales como el Xiaomi Mi A2, que ya se pueden encontrar por menos de 200 euros, montan el Qualcomm Snapdragon 660 que ofrece mejor rendimiento, no parece la mejor de las ideas.

Motorola Moto G7 Plus

En este sentido, Motorola ha pecado de prudente a la hora de elegir procesadores para la nueva generación de móviles, del cual, el Moto G7 Plus que estamos analizando es el máximo representante. Este movimiento, muy probablemente vaya dirigido a mantener el precio por debajo de la barrera de los 300 euros, pero choca frontalmente con los resultados que sus rivales más directos arrojan en los benchmarks sintéticos. De cualquier forma, el rendimiento del Motorola Moto G7 Plus se ha mantenido fluido en todo momento y no hemos apreciado ningún tipo de bloqueo ni retraso durante el tiempo que lo hemos usado como teléfono principal.

  Motorola Moto G7 Plus Nokia 5.1 Plus Nokia 7.1 Xiaomi Redmi 5 Note Huawei Mate 20 Lite
Procesador Snapdragon 636 Helio P60 Snapdragon 636 Snapdragon 636 Kirin 710
RAM 4 GB 3 GB 3 GB 4 GB 4 GB
AnTuTu 117.706 119.530 116.538 115.748 137.128
3D Mark (Sling Shot) 946 / 933 1.140 / 732 944 / 752 931 / 760 1.441
GeekBench
Single
Multi

1.337
4.941

N/D

1.329
4.882
1.319
4.899
1.265
4.409
PCMark 2.0 6.221 7.041 6.126 5.704 6.551
AIMark 5.210 650 201 135 N/D

Al fin y al cabo, hablamos de un procesador de ocho núcleos Kryo 260 que funciona a una frecuencia de 1,8 GHz. Mantiene una estructura interna similar a la del Qualcomm Snapdragon 660 con una litografía de 14 nm. En su interior encontramos una GPU Adreno 509 que garantiza un buen rendimiento en juegos, aunque con las limitaciones que implica su categoría. No es el mejor SoC si lo que pretendes es darle duro a juegos recientes que necesiten una buena potencia gráfica.

Por ejemplo, al ejecutar juegos como PUBG, automáticamente se selecciona el nivel de gráficos al mínimo. Tras media hora de juego se aprecia que la trasera del teléfono va cogiendo temperatura, pero en ningún caso resulta preocupante o molesto para seguir jugando.

En nuestro caso, no hemos notado ningún retardo o lag durante las partidas que hemos disputado a este título en concreto. Sí es cierto que la carga del juego y algunas acciones en las que se requiere mayor esfuerzo de lectura de datos la espera se alarga unos segundos, pero nada destacable en este apartado.

Motorola Moto G7 Plus

Una experiencia similar hemos tenido en Asphalt 9 y otros juegos similares, donde el detalle gráfico que puede ofrecer el Moto G7 Plus que estamos probando no es comparable con el que ofrecen otros móviles con mayor capacidad de procesamiento. No ofrece una mala experiencia de juego, pero no ha sido diseñado para ello.

Dejando el terreno del gaming en el móvil a un lado, el comportamiento del Moto G7 Plus en el día a día es impecable. Al usar las aplicaciones habituales de cámara, redes sociales, correo, apps de mensajería, etc., su respuesta es inmediata y no se ralentiza la ejecución de nuevas aplicaciones o al conmutar entre aplicaciones que ya están abiertas.

Así podría ser el diseño del Motorola Razr de 2019, según una patente

Tal vez esta buena optimización del hardware para ejecutar las apps habituales sea uno de los mejores puntos de este Moto G7 Plus, que aprovecha al máximo la capacidad de su procesador para ofrecer una experiencia de uso fluida en la que te olvidas de que no monta el último procesador del mercado, porque en ningún momento lo echas de menos.

Motorola Moto G7 Plus

El buen funcionamiento del Moto G7 Plus en el uso diario y la polémica por montar el último procesador del mercado demuestra una vez más que los datos de las fichas de especificaciones y de los benchmarks son útiles como valor de referencia, pero no son indicativo de absolutamente nada en términos de uso del terminal.

Motorola se ha marcado un tanto apostando por la optimización de un hardware ya asentado en el mercado, en lugar de optar por un procesador equivalente de última generación que, tal vez, no les habría permitido afinar el rendimiento.

Moto G7 y Moto G7 Plus, ¿qué diferencias hay entre los móviles de gama media de Motorola?

Parte de esta fluidez la proporcionan los 4 GB de memoria RAM que monta el Motorola Moto G7 Plus de 2019. Esta memoria le permite gestionar de forma eficiente muchas apps abiertas de forma simultánea y cambiar entre ellas rápidamente.

En lo referente al espacio de almacenamiento tampoco hemos encontrado problemas ya que la unidad del Moto G7 Plus que estamos probando cuenta con 64 GB de almacenamiento interno que pueden ampliarse hasta en 512 GB adicionales mediante una tarjeta microSD de ese tamaño, incluso cuando estás usando dos tarjetas SIM a la vez.

Android 9 Pie con el toque gestual de Motorola

Desde hace ya algunas generaciones de Moto G, la política de Motorola ha sido la de interferir lo mínimo posible en la capa nativa de Android, salvo para mejorar su uso en determinadas funciones.

Una de las más destacadas y alabadas por los que son habituales de Motorola son sus controles gestuales agrupados en la aplicación Moto, que en el Moto G7 Plus que estamos analizando se refuerzan con las nuevas posibilidades que aporta la versión de Android 9.0 Pie que trae instalada de fábrica.

Benchmarks Motorola Moto G7 Plus

Estos controles gestuales van dirigidos a optimizar el uso del móvil haciéndolos más intuitivo y fácil de usar en las tareas cotidianas como silenciar el móvil con solo girarlo, encender la linterna o la cámara agitando un par de veces el móvil o hacer capturas de pantalla con tres dedos sobre la pantalla en lugar de tener que hacer juegos malabares con los botones.

Una de las novedades es la incorporación de la función de navegación con un botón, en la que se sustituyen los tres botones táctiles en pantalla tradicionales de Android, por una sola barra que reacciona a los gestos y al tacto.

Motorola Moto G7 Plus

Esta función es similar a la que encontramos en los Google Pixel 3 XL, aunque su uso no está tan depurado y ocupa el mismo espacio que los botones, por lo que optar por esta barra responde más a cuestiones de usabilidad gestual, que por ganar algo más de espacio en pantalla.

Motorola explica con tutoriales muy gráficos el uso de cada uno de estos controles gestuales, por lo que te resultará muy sencillo aprender a usarlos e integrarlos en tu rutina de uso, llegando a echarlos de menos cuando cambias de terminal. Sin duda, Motorola ha hecho un uso muy acertado de la personalización de la interfaz en este Moto G7 Plus que estamos probando a fondo.

Fotografías del diseño del Motorola One

Motorola One, análisis y opinión

Este es nuestro análisis completo del Motorola One, un móvil que se sitúa en la gama media de la marca y que apuesta por Android One. En un contexto cada vez más competitivo, Motorola ha optado por potenciar el apartado de software y atraer a los desencantados con las capas de personalización.

Otra de las funciones interesantes la encontramos en su pantalla de bloqueo, en la que se muestran los iconos de las aplicaciones que han generado notificaciones mientras el terminal se encuentra bloqueado, y al pulsarlas ofrece la opción de responderlas o darlas por vistas sin tener que desbloquear totalmente el móvil para verlas.

El desbloqueo por huella dactilar ha mejorado considerablemente con respecto a la generación anterior y reacciona de forma inmediata desbloqueando el terminal.

Motorola Moto G7 Plus

El sistema de reconocimiento facial del Moto G7 Plus es algo inconsistente a la hora de reconocer al usuario ya que, al estar basado en el reconocimiento mediante las cámaras, acostumbra a fallar en situaciones con mala iluminación o cuando el usuario utiliza gafas o se las quita. Simplemente unas veces puede funcionar y otras no, siendo el mismo usuario, con las mismas gafas.

Motorola Moto G7 Plus

Esta falta de precisión en el reconocimiento facial afecta a otras funciones del Moto G7 Plus como la Pantalla atenta, una función que, gracias al reconocimiento facial, permite mantener la pantalla encendida mientras el usuario la está mirando. Si no hay buena luz o es insuficiente, esta función dejará de funcionar ya que el sistema de reconocimiento no es capaz de diferenciar si el usuario está mirando la pantalla o no.

Benchmarks Motorola Moto G7 Plus

La experiencia general al usar el Moto G7 Plus de 2019 es la de usar Android 9.0 Pie en su forma más pura, pero Motorola ha mejorado algunos aspectos de su interfaz para acercar funciones específicas importantes en el día a día y aportar un valor añadido a la versión pura de Google.

Lo mejor

  • Carga rápida TurboPower
  • Android casi puro con ajustes acertados
  • Buenos resultados fotográficos
  • Sonido estéreo

Lo peor

  • Procesador justo para ser el "Plus"
  • Estabilizador de imagen en vídeo
  • Aprovechamiento del frontal
  • Precio elevado para su hardware

Nuestra valoración

Diseño

7/10

Pantalla

7/10

Hardware

7/10

Software

8/10

Cámara

8/10

Batería

8/10

Conectividad

9/10

Sonido

8/10

Nota técnica

77

Relación calidad/precio

Tags:

#sync, #Destacado

Ver ahora: