Skip to main content

Philips OLED 806 de 55”, análisis y opinión

Philips OLED 806 de 55”, análisis y opinión
R.Andrés

Lo mejor

  • Buen diseño
  • Calidad de imagen y color
  • Sonido con cuerpo
  • Ambilight

Lo peor

  • Menús complejos
  • Integración de Android
  • Sin filtro de gradación suave
  • Patas y gestión de cables

12/12/2021 - 09:03

Philips es uno de los máximos exponentes en tecnología OLED con modelos que abordan la tecnología OLED desde su propio punto de vista. Analizamos el Philips OLED 806 de 55 pulgadas y te damos nuestra opinión.

Prácticamente ya cerramos un 2021 que se ha caracterizado por la igualdad en cuanto a prestaciones en la gama media y alta en televisores OLED. El Philips OLED 806 es uno de los modelos que más ganas teníamos y, por fin, ha pasado por nuestra mesa de análisis.

El OLED 806 de Philips no es el modelo más top de la firma de origen holandés, pero se encuentra en ese punto dulce que incluye todas las prestaciones que esperamos de un televisor de gama alta, pero con un precio mucho más contenido.

Lo hemos podido probar en un tamaño de 55 pulgadas que llega a las tiendas con un precio aproximado de 1.975 euros, pero que no descartamos que pueda beneficiarse de grandes ofertas en el futuro inmediato, por lo que conviene tenerlo muy presente si estás pensando en cambiar de televisor en los próximos meses.

Philips OLED 806 de 55”
Dimensiones122,7 x 70,5 x 6,8 cm (sin peana) | 122,7x 71,9 x 28 cm (con peana)
Peso19,4 kg (con peana) / 19 kg (sin peana)
Tipo y tamaño de pantallaOLED 55 pulgadas 4K (3840 x 2160 píxeles) | 10 bits | Ambilight de 4 lados
Procesador de imagen
P5 AI Perfect Picture Engine
Sistema operativoAndroid TV (Android 10)
Formatos HDRHDR Dolby Vision, HDR10+, HLG, HDR10
Control por vozDesde el mando a distancia
SonidoSistema con 2.1 canales con 50W RMS (2 x 10W + 1x 30W) | Dolby Atmos | DTS - HD
DomóticaAsistente de Google desde el mando | Funciona con Alexa
Conexiones4 x HDMI 2.1 con soporte ARC (eARC en HDMI 2) | 3 x USB | LAN | Salida óptica digital | CI+ | Coaxial TDT | Satélite | WiFi 5 (802.11ac) | Salida auriculares | Bluetooth 5.0

Resumen del análisis del Philips OLED 806 de 55” por apartados:

Protagonismo total para la pantalla y un nuevo mando iluminado

El diseño siempre ha sido uno de los puntos fuertes de los televisores Philips, por eso no nos ha sorprendido encontrar un cuidado tan minucioso en cada detalle de la manufactura de este modelo.

En el frontal no hay nada que despiste al espectador del contenido de la pantalla, tanto que incluso se ha prescindido del logotipo en el frontal y se ha llevado hasta una de las delgadísimas patas que soportan la pantalla.

Philips OLED 806 de 55”, análisis y opinión
R.Andrés

Estas patas metálicas de apenas 10 mm de grosor y altura vienen con una mitad en acero cepillado y la otra mitad en gris oscuro con acabado metálico, y pueden instalarse con el acabado que el usuario prefiera en el frontal.

El punto negativo de estas patas es que solo ofrecen una opción de montaje en el que la pantalla queda a solo unos milímetros del mueble. Si se instala una barra de sonido delante tapará unos centímetros de la parte inferior.

Como es habitual en los televisores OLED, el perfil se mantiene muy esbelto. El panel, de solo unos milímetros, se inclina unos grados hacia atrás desafiando las leyes de la física.

Dos tercios de la trasera quedan ocupados por una electrónica algo más aparatosa y voluminosa de lo habitual sobresaliendo 65 mm de la trasera para dejar espacio a un sistema de sonido visible situado en el centro, y un sistema de iluminación Ambilight que recorre los cuatro lados de la trasera.

Philips OLED 806 de 55”, análisis y opinión
R.Andrés

Los conectores se mantienen en el lado derecho, separándolos en dos grupos para darle mayor accesibilidad. Por un lado, los conectores que requieren menos accesibilidad, como las tomas de antena, satélite, LAN y dos HDMI 2.1 y un puerto USB, se orientan hacía la parte inferior.

Por su parte, el resto de conectores HDMI, USB, auriculares y CI+ se orientan hacia el lateral para facilitar la conexión. En cualquier caso, ambos grupos quedan cubiertos por una tapa que los oculta cuando se instala sobre un mueble.

Philips OLED 806 de 55”, análisis y opinión
R.Andrés

Una ranura en esa tapa es el único sistema de gestión de cables que encontramos en el OLED 806. La Philips debería cuidar un poco más ese aspecto del diseño.

En la esquina inferior izquierda del televisor encontramos el único botón físico que, mediante pulsaciones, consigue controlar las funciones básicas de funcionamiento sin necesitar el mando a distancia.

Al igual que el resto del televisor, el mando a distancia del OLED 806 presenta algunas novedades en su diseño apostando un mando monolítico alargado con unos inexplicables biseles angulosos en ambos extremos y cobertura de un material que imita al cuero en la parte trasera.

Todos los botones quedan al mismo nivel lo cual dificulta su uso obligando al usuario a prestar más atención en cada pulsación, pero lo resuelve añadiendo un sistema de retroiluminación. La disposición de unas teclas tan juntas crea una cierta sensación de caos que quedaría resuelto separando un poco más las distintas zonas.

En la parte superior encontramos los botones de acceso directo a la configuración de Ambilight, el HUB de contenidos destacados de Philips y sendos botones directos para Netflix y Rakuten TV, así como el acceso a los menús de configuración y al Asistente de Google que se invoca pulsando el botón y hablándole al mando.

Philips OLED 806 de 55”, análisis y opinión
R.Andrés

Bajo este grupo encontramos la cruceta de navegación y justo debajo los botones navegación y de Home para navegar por los distintos menús del televisor. Pegados a estos encontramos los controles de reproducción bajo estos los de control de volumen, canales y teclado numérico.

Philips se vuelve más realista, aunque el P5 no puede controlarlo todo

Philips ha sido durante años una de las principales valedoras de la tecnología OLED por lo que no a nadie sorprenderá que la calidad de imagen de estos televisores los sitúe entre los mejores del mercado.

El OLED 806 de 2021 llega con una pantalla OLED 4K (3.840 x 2.160 píxeles) y una profundidad de color de 10 bits. Nosotros hemos probado un tamaño de 55 pulgadas, pero la marca también apuesta por tamaños de 48”, 65” y 77 pulgadas.

Philips OLED 806 de 55”, análisis y opinión
R.Andrés

En términos prácticos podemos decir que, en lo referente a la pantalla, en los modelos de 2021 encontramos pocas novedades. Tal y como les ha pasado a los últimos modelos de LG —que analizamos aquí—, Sony —aquí— o Panasonic —aquí—, los paneles son esencialmente los mismos que en los modelos del año pasado, pero lo que cambia es la gestión que se hace de ellos.

A los mandos tenemos al procesador P5 con AI Perfect Picture Engine que este año se ha puesto las pilas ofreciendo una colorimetría que conserva esa viveza y explosión de color a la que nos tiene acostumbrados Philips, pero acercándose más a la realidad con una saturación más contenida.

Philips OLED 806 de 55”, análisis y opinión
R.Andrés

Encontramos distintos perfiles de color para adaptarse mejor a las características del contenido, incluyendo un modo de imagen de IA que reconoce el tipo de contenido que estás viendo y ajusta el perfil de color.

Para los puristas del cine, existen distintos perfiles que se rigen por las normas de calibración ISF (Imaging Science Foundation). Entre ellos se incluye el FilmMaker Mode, Cine en casa o perfiles de imagen Estándar, que recomendamos para ver concursos y programas de TV, o el modo Juego.

Philips OLED 806 de 55”, análisis y opinión
R.Andrés

Nos ha gustado encontrar un amplio soporte HDR siendo Philips una de las pocas marcas que ofrece una cobertura tan amplia de los estándares HDR., incluidos Dolby Vision con ajuste de luz ambiental y HDR10+. Ese amplio soporte se traduce en una experiencia de uso muy completa independientemente de la plataforma que se use.

La dependencia del procesador en la mejora de la imagen hace que las diferencias más notables aparezcan en aspectos como el escalado de imágenes desde resoluciones inferiores.

No hemos encontrado mayores problemas con los contenidos 1080p escalados a 4K, pero los de resoluciones inferiores –como TDT o DVD— sí presenta algunos problemas con los bordes de las imágenes que parecen sobreprocesados en las que se pierden mucho las texturas.

Philips OLED 806 de 55”, análisis y opinión
R.Andrés

El procesado de movimientos es bueno en sus valores mínimos, pero basta subir un par de puntos el ajuste para que empiece a mostrarse de forma evidente el efecto telenovela bajando el brillo del panel.

Philips se ha puesto al día en cuanto al estándar HDMI 2.1 y todos sus puertos ofrecen soporte completo para esta versión, beneficiándose de las características que exprimen al máximo las capacidades gráficas de las últimas generaciones de las consolas y tarjetas gráficas.

Philips OLED 806 de 55”, análisis y opinión
R.Andrés

El OLED 806 es compatible con FreeSync Premium de AMD y G-Sync de Nvidia reconociendo los dispositivos de juego conectados y adaptando su funcionamiento para poder mostrar contenido en 4K a 120 Hz con una latencia de solo 14,8 ms.

Sin embargo, acusa el mismo problema con la resolución vertical que vimos en la última generación de televisores de Panasonic –que analizamos aquí—con los que comparte el mismo chipset de MediaTEK con la resolución en 4K a 120 Hz donde el recuento de líneas verticales se reduce a la mitad.

Android queda eclipsado por unos menús de configuración extensos

Philips ha vuelto a apostar por Android en sus televisores OLED de gama alta. En esta ocasión los nuevos modelos llegan con Android 10 de fábrica beneficiándose de la excelente fluidez que aporta las últimas versiones de Android.

En el OLED 806 encontramos una implementación un tanto personal de Android 10 ya que los ajustes configuración no se realizan desde las opciones de Android, sino que se hacen desde unos menús de ajuste propios que, por su extensión, pueden ser algo complejos para los usuarios menos familiarizados.

Eso sí, son muy detallados para quienes prefieren tener el máximo control sobre la configuración imagen y sonido de su televisor.

La nueva interfaz de Google TV no aparece directamente como es habitual en otros modelos con Android, sino que lo hace en forma de opción adicional a la que se accede desde la pantalla Colección de TV Philips.

Lo mismo sucede con las opciones de configuración del televisor a los que se acceden desde el menú rápido que aparece en forma de barra lateral invocada desde un botón del mando.

Philips OLED 806 de 55”, análisis y opinión
R.Andrés

Contar con el enorme abanico de aplicaciones y juegos disponibles en Google Play es toda una ventaja, por lo que no hemos echado de menos ninguna app destacada en lo que se refiere a las principales plataformas de vídeo o música a demanda.

Un aspecto en el que creemos que los televisores Philips deberían mejorar es en la integración del televisor con otros dispositivos del salón para controlarlos desde el propio mando a distancia del televisor como ya hacen otros fabricantes.

Philips OLED 806 de 55”, análisis y opinión
R.Andrés

Lo que sí encontramos es integración del OLED 806 dentro de los ecosistemas del hogar conectado del Asistente de Google, integrado en el propio sistema operativo, que reconoce comandos de voz para realizar búsquedas desde el televisor y realizar acciones simples como subir o bajar volumen o abrir aplicaciones.

Este modelo también ofrece compatibilidad con Alexa de Amazon, permitiendo integrarse dentro de su ecosistema de dispositivos conectados.

Todo un espectáculo de luz y sonido en tu salón

Ambilight es una de esas funciones que no sabes que necesitas hasta que la has probado y, créeme, una vez lo has hecho, ya no hay vuelta atrás. Tal ha sido su popularidad que Philips lo ha convertido en una línea de productos en sí misma derivando en los productos de Philips HUE.

Se trata de un sistema de iluminación RGB propietario de Philips que consiste en una serie de diodos LED dispuestos en los bordes de la trasera que proyectan los colores de la pantalla en la pared trasera consiguiendo ampliar la sensación inmersiva del contenido.

Philips OLED 806 de 55”, análisis y opinión
R.Andrés

El OLED 806 viene con Ambilight a cuatro caras que proyecta la iluminación también hacia la parte inferior del televisor, mucho más visible cuando el televisor se encuentra instalado en la pared.

La experiencia de uso es sencillamente espectacular y reduce la fatiga visual al ver el contenido a oscuras.

Ambilight permite configurar su comportamiento en base a las imágenes que se muestran en pantalla, hacer seguimiento del sonido o establecer colores de fondo uniformes o animar los eventos deportivos con las banderas de los países.

Además de contar con los nuevos paneles con mayor nivel de brillo, la principal diferencia entre este OLED 806 y los modelos más top de la serie 900 de Philips, es el apartado del sonido ya que en la serie 800 no se incluye una barra de sonido integrada.

Lo que sí incorpora es un sistema de sonido que ofrece una calidad y presencia de bajos muy destacada, aunque a diferencia de la experiencia inmersiva que ofrece Ambilight, no ofrece una amplitud que no trasciende la pantalla.

Philips OLED 806 de 55”, análisis y opinión
R.Andrés

El sistema de sonido está formado por una pareja de altavoces de 10 W, y se complementa con un subwoofer integrado de 30 W. Este sistema de altavoces consigue un sonido muy solvente que define bien los diálogos y mantiene el tipo en escenas de acción.

Al igual que sucede con los modos de imagen, los perfiles de sonido también cobran relevancia y permite usar inteligencia artificial para gestionar el sonido. A pesar de ello, el sonido se mantiene en una posición frontal. Eso sí, el OLED 806 es compatible con Dolby Atmos y DTS HD.

Vendrás por el Ambilight, te quedarás por todo lo demás

Llegamos al final de este análisis del Philips OLED 806 con muy buenas sensaciones. En general estamos ante un televisor que cumple con nota en todos los apartados.

Indudablemente, uno de los principales atractivos es el sistema Ambilight a cuatro lados. Este sistema tiende a menospreciarse hasta que se prueba y se descubren sus atractivos.

Philips OLED 806 de 55”, análisis y opinión
R.Andrés

Philips OLED 806 no se ha conformado con los cantos de sirena de su equipamiento RGB y se consolida la calidad de sus televisores OLED con argumentos sólidos.

En la revisión de 2021, la marca holandesa ha afinado su calibración del color haciéndola más natural y realista, sin perder ese “punch” de saturación y nitidez que ya son marca de la casa. El procesador P5 sufre para mantener el nivel de exigencia y consigue exprimir al máximo un panel que ya se encuentra al límite de su rendimiento.

55OLED806/12

55OLED806/12

Smart TV de 55 pulgadas con panel OLED, Android TV con el asistente de Google y Chromecast integrado y además el sistema de iluminación Ambilight a cuatro lados.

En el apartado del sonido también hemos obtenido muy buenos resultados. No ofrece la amplitud y sonido envolvente de las series 900, pero tampoco arrastra sus sobrecostes, lo que le permite ofrecer un sonido convincente por un precio ajustado.

Con un precio de 1.974,17 euros, no podemos decir que sea un televisor asequible para todo el mundo pero, teniendo en cuenta que se trata de un televisor OLED y de sus prestaciones, su precio es más que razonable y debería ocupar los lugares preferentes de tu lista de candidatos si estás pensando en cambiar de televisor.

Nota técnica

85

Y además