Skip to main content

Samsung Galaxy Tab S6 Lite, análisis y opinión

Análisis Galaxy Tab S6 Lite

Lo mejor

  • Diseño
  • Pantalla a la altura
  • Rendimiento
  • S-Pen: incluido y útil

Lo peor

  • Velocidad de memoria
  • Rendimiento de cámaras
  • Tiempo que tarda en cargar
  • Sin lector de huellas

07/06/2020 - 07:55

Llevamos unas semanas viendo series, jugando y trabajando con la nueva tablet de Samsung, una propuesta para la gama media que quiere adueñarse del segmento educativo y del entretenimiento. ¿Sus bazas? Equilibrio casi perfecto y un S-Pen que da mucho juego y, a continuación, os damos nuestra opinión en este análisis de la Galaxy Tab S6 Lite. De hecho, vamos a comprobar si cumple tanto para consumir contenido... como para crearlo.

Samsung es de las pocas compañías que siguen plantando cara a Apple en todos los segmentos. De hecho, es la única alternativa al iPad (a cualquiera de los modelos de la tablet de Apple) que podemos encontrar en el mercado con Android y todos los servicios de Google.

Estos últimos meses hemos analizado las diferentes propuestas de la compañía surcoreana para las distintas gamas. La más top es la Galaxy Tab S6, una tablet profesional que cuenta con el entorno DeX, así como una funda teclado que se vende aparte y que es un complemento ideal para un entorno de productividad. La Galaxy Tab A 2019 es la apuesta por el entretenimiento puro y duro, una tablet para navegar por internet, ver Netflix y disfrutar del consumo de contenido.

Ahora llega la Galaxy Tab S6 Lite, un modelo que recorta características de la Tab S6 y que quiere adueñarse de un segmento de mercado muy interesante: educación, consumo de contenido y productividad a nivel de ofimática. Vamos con el análisis de la Samsung Galaxy Tab S6 Lite, pero antes os dejamos sus principales características técnicas.

  Galaxy Tab S6 Lite Galaxy Tab S6
Pantalla TFT de 10,4"
Resolución de 2.000 x 1.200 px
Relación de aspecto 16:10
Densidad de 224 píxeles por pulgada
SuperAMOLED de 10,5''
Resolución de 2.560 x 1.600 px
Relación de aspecto 16:10
Densidad de 287 píxeles por pulgada
Procesador en España Exynos 9611 Snapdragon 855
Memoria RAM 4 GB 6 GB (hay versión de 8 GB)
Almacenamiento 128 GB (hay versión de 256 GB)
Batería 7.040 mAh
Carga de 15 W, cargador incluido
S-Pen Incluido
Funda/Teclado De venta por separado:

- Book Cover por 69,90 euros
De venta por separado: - Book Cover por 67 euros
- Book Cover Keyboard por 180 euros
Dimensiones y peso 244,5 x 154.3 x 7 mm
467 gramos
244,5 x 159,5 x 5,7 mm
420 gramos
Puerto y conexión USB Tipo-C
Bluetooth 5.0
Wi-Fi 802.11 a/b/g/n/ac
GPS
Precio 412 euros 719 euros

Índice de contenido del análisis de la Samsung Galaxy Tab S6 Lite:

Un diseño precioso en el que la palabra Lite ya no significa "peor"

Empezamos hablando del diseño y dando buenas noticias. Y es que, en cuanto sacas la tablet de la mano te das cuenta de que el término Lite no le hace justicia. Cuando hablamos de dispositivos Lite, la cabeza se nos va a esos primeros móviles Lite y versiones "mini" de algunos terminales (de esto, Samsung sabe bastante) que no solo no daban la talla, sino que no merecían el nombre que acompañaba a ese término Lite o mini.

Huawei empezó a cambiar eso con el P8 Lite, y lo cierto es que nadie adivinaría que este es un modelo recortado respecto a la Tab S6. De hecho, puede que el nombre no sea el más acertado, porque no es una Tab S6 con carencias, es... bueno, otra cosa. Hecha la reflexión, vamos con un diseño con unas dimensiones de 24 centímetros de alto y 15 de ancho si cogemos la tablet en vertical. No tenemos botones ni logos en el frontal (gracias, Samsung), por lo que los marcos son simétricos y no nos marcan una forma correcta de cogerla.

 

Lo único que rompe un frontal sobrio es la cámara, ubicada en el marco superior si la cogemos en vertical o el izquierdo si lo hacemos en horizontal. El reconocimiento facial para el desbloqueo es bueno en ambos modos y, de hecho, es la única manera que tenemos de desbloquear la tablet de manera "biométrica", con muchas comillas, ya que se basa en la foto de Google 2D. No tenemos lector de huellas ni en un botón ni en la pantalla. 

 

Análisis Galaxy Tab S6 Lite

Lo cierto es que este frontal evita cualquier distracción y lo mejor para definirlo es el término utilizado hace unas líneas: sobrio. Los laterales son extremadamente delgados, solo 7 milímetros y, además, son de aluminio con textura.

Si hablamos como si la tablet estuviera en horizontal, encontramos el botón de bloqueo y control de volumen en la parte superior a la izquierda, así como un micrófono para llamadas. En la parte derecha encontramos una zona imantada para el S-Pen y un módulo para tarjetas nanoSIM y microSD

Análisis Galaxy Tab S6 Lite

En el lateral derecho tenemos un altavoz y el USB Tipo-C. En el izquierdo contamos con el jack de 3,5 mm para auriculares, otro micrófono y otro altavoz. Sí, tiene sonido estéreo (y es de los puntos fuertes, como veremos más adelante).

Análisis Galaxy Tab S6 Lite
Análisis Galaxy Tab S6 Lite

El cuerpo es unibody, por lo que ese aluminio se va a la parte trasera con unos bordes redondeados que facilitan mucho el tener una experiencia cómoda agarrando la tablet. En la parte trasera se mantiene la elegancia del frontal.

Con un color gris casi negro (al que es complicado hacerle fotos, pero que en persona es realmente bonito), la parte trasera brilla por no tener elementos que "manchen" la armonía de la tablet. Solo tenemos el módulo de la única cámara en una de las esquinas, el logo de Samsung cromado en el centro y la certificación de AKG.

Análisis Galaxy Tab S6 Lite

Es una de las tablets, y dispositivos, en general, más bonitos que han pasado por mis manos. Resulta comodísima tanto en vertical como en horizontal gracias a un peso de 467 gramos, se adapta bien a la mano gracias a los bordes redondeados y me encanta el tacto del aluminio. De hecho, ojalá los móviles volvieran a ser de aluminio (al menos los que no tienen carga inalámbrica).

Una funda que no es obligatoria, pero que vale la pena tener

Quien se compra una tablet así, le pone funda. Podemos comprar cualquier modelo y hay fundas genéricas, pero Samsung tiene una especial que, realmente, vale la pena. No es barata, ya que son unos 70 euros que hay que pagar aparte, pero la Book Cover es el complemento ideal.

Análisis Galaxy Tab S6 Lite

No añade mucho grosor, tampoco peso, y además de proteger la tablet, cuenta con un frontal imantado para encender la pantalla, una zona en la que podemos dejar el S-Pen y dos zonas de imagen ara colocar la tablet sobre una superficie en dos ángulos diferentes.

Análisis Galaxy Tab S6 Lite

Lo mejor es, precisamente, una de las cosas que menos me gustaba de la funda-teclado de la Tab S6: el modo de unión. En la tablet "profesional" de los surcoreanos, la tablet y la funda quedaban pegadas, literalmente, gracias a un adhesivo. En esta ocasión, se trata de una zona imantada.

Es una solución más inteligente, interesante y, sobre todo, "limpia", ya que en las dos semanas que tuvimos la tablet "pro", con eso de quitarla y ponerla... la zona pegajosa de la funda se llenaba de pelusilla.

Análisis Galaxy Tab S6 Lite

Es elegante, tiene una textura que mejora el agarre en la parte exterior, se dobla en formato libro y se pone/quita de manera muy fácil. Como decimos, no es barata, pero es un muy buen complemento.

Samsung aparca el panel SuperAMOLED, pero no defrauda ni por resolución ni por calibrado

Análisis Galaxy Tab S6 Lite

Además de las memorias RAM y almacenamiento SSD, si algo se le da bien a Samsung es el crear pantallas. Los paneles AMOLED de los surcoreanos no solo son de los mejores del mercado en el terreno móvil, sino que se nota cuando un terminal de terceros lleva un panel SuperAMOLED. Y se agradece. 

La Tab S6 contaba con un muy buen panel SuperAMOLED, pero en la pantalla de la Tab S6 Lite empezamos a ver los recortes para ajustar el precio del dispositivo. Así, tenemos una pantalla IPS de 10,4" que cuenta con una resolución de 2.000 x 1.200 píxeles. Podríamos decir que es FullHD+ tanto en la vertical como en la horizontal y cuenta con 224 píxeles por pulgada.

Análisis Galaxy Tab S6 Lite

Estamos acostumbrados, en móviles, a hablar de modelos que rondan los 400 ppp y puede que esos 224 píxeles por pulgada nos parezcan pocos. Claro, habríamos agradecido una resolución algo mayor, pero para una tablet está muy, muy bien y, además, a la distancia a la que vamos a manejar la pantalla... no hace falta una densidad mucho mayor.

Los marcos miden 11 milímetros y, como dijimos, son simétricos. El frontal, por tanto, está ocupado por un 81,6% de pantalla. Es una buena tasa, ya que en una tablet necesitamos esos marcos para agarrar el dispositivo sin plantar los dedos en la pantalla. 

Hemos dicho que Samsung recorta porque, evidentemente, una pantalla IPS no es igual en trato de color y ángulos de visión que una SuperAMOLED, pero nos ha gustado la calibración de la misma, con unos colores que están menos saturados de lo que Samsung nos tiene acostumbrados. 

Análisis Galaxy Tab S6 Lite

Eso sí, habríamos agradecido que nos dejaran personalizar la experiencia. Y es que, en el apartado de configuración de pantalla, lo único que podemos toquetear son opciones de accesibilidad (como el zoom de pantalla o la fuente), así como la barra de navegación (para cambiar entre esta y el control por gestos), el brillo... y el modo oscuro o claro. 

No hay ningún tipo de pantalla ambiente siempre encendida, opción de cambiar la calibración de colores y el modo oscuro simplemente es para facilitar el visionado de noche, ya que no sirve para ahorrar batería en una pantalla así, pero bueno, como decimos, los ángulos de visión son más que correctos, nos gusta la calibración de color de fábrica y tanto los juegos como las series y películas lucen genial en este panel.

Análisis Galaxy Tab S6 Lite

Aunque bueno, en los últimos modelos, Samsung tampoco es que nos dejara configurar demasiado la paleta de colores. Ellos proponen la calibración de fábrica que creen mejor para el dispositivo... y solo nos dejan cambiar algunos parámetros, por lo que era algo a esperar.

Se echa en falta un procesador más potente, pero el Exynos 9611 cumple en casi todo

En pantalla hay un recorte frente al modelo Tab S6 en lo que a tipo de panel se refiere, pero no afecta demasiado a la experiencia. Donde sí vemos el escalón más grande en esta tablet frente al modelo más pro es en el hardware interno.

Análisis Galaxy Tab S6 Lite

Del Snapdragon 855 pasamos al Exynos 9611, un procesador de 10 nanómetros que tiene ocho núcleos, pero que es más propio de la gama media. Cuatro de esos núcleos van a 2,3 GHz y los otros cuatro, de menor consumo, a 1,7 GHz. El conjunto está acompañado por la GPU Mali-G72 MP3 (que ya tiene su tiempo) y por 4 GB de memoria RAM.

Os dejamos la tabla comparativa con otros dispositivos con hardware similar y con las últimas tres propuestas de Samsung:

  Galaxy Tab S6 Lite
(Tablet)
Galaxy Tab S6
(Tablet)
Galaxy A 2019
(Tablet)
 
Huawei MediaPad M6
(Tablet)
TCL 10L
(Móvil)
realme 6i
(Móvil)
RAM 4 GB 6 GB 3 GB 4 GB 6 GB 4 GB
SoC Exynos 9611 Snapdragon 855 Exynos 7904 Kirin 980 Snapdragon 665 Helio G80
GeekBench 4 Single: 1.594
Multi: 4.977
Single: 2.126
Multi: 8.279
Single: 1.284
Multi: 4.106
Single: 3.315
Multi: 9.956
Single: 1.500
Multi: 4.115
Single: 1.839
Multi: 5.830
GeekBench 5 Single: 322
Multi: 1.062
- - - Single: 310
Multi: 1.044
-
PC Mark 6.536 7.842 5.409 9.170 6.838 8.724
3D Mark
Sling Shot Extreme
1.231 5.431 - 4.742 - -
3D Mark
Sling Shot
2.107 - - - 1.698 1.146
3D Mark Vulkan 1.533 - - - - -
AnTuTu 179.777 357.280 102.097 382.189 174.755 202.154

Como podéis ver, por números puros y duros se encuentra muy por detrás de la Tab S6 y algo por encima del modelo Tab A de 2019. Es, como decimos, un hardware de gama media-baja, por lo que no podemos exigir demasiado en algunos aspectos. Por ejemplo, un juego que exprime el hardware es Fortnite, que es algo incómodo de jugar en esta tablet.

Análisis Galaxy Tab S6 Lite

Call of Duty Mobile también es de los exigentes y, para asegurar una perfecta tasa de frames, debemos ir a la configuración de gráficos en bajo. Cuando intentamos hacer un flujo de trabajo fluido en aplicaciones como Photoshop Express con fotos pesadas, notamos que le cuesta. Aquí, también entra en juego la velocidad de la memoria utilizada. Es UFS 2.1, por lo que no tenemos los avances y mejoras del estándar UFS 3.0, lo que acompañado por la potencia del Exynos y el contar solo con 4GB de RAM, da estos resultados:

  Galaxy Tab S6 Lite
UFS 2.1
Galaxy Tab S6
UFS 3.0
Lectura secuencial 417,6 MB/s 1,56 GB/s
Lectura aleatoria 11,8 MB/s 14,26 MB/s
Escritura secuencial 146,8 MB/s 234,22 MB/s
Escritura aleatoria media 18,37 MB/s 19,12 MB/s
Copia en memoria 3,81 GB/s 9,88 GB/s

Ahora bien, la potencia es una cosa y está ahí, pero no todos los usuarios necesitan el último SoC para su día a día (la memoria sí, cuanto más rápida... mejor). Estos días, he utilizado la Tab S6 para lo siguiente:

  • Consumo de contenido (Netflix, Prime Video, YouTube, Spotify...)
  • Creación de contenido (CMS en Chrome, IA Writer, apps de dibujo y retoque de fotos...)
  • Navegación web y redes sociales (Twitter, Instagram, Chrome, Slack...)
  • Videojuegos poco exigentes y juego en streaming con xCloud

Para estas tareas, lo cierto es que la tablet ha rendido de maravilla. Evidentemente, como decía antes, hay cosas que no son tan inmediatas como en una tablet más potente y rápida (por ejemplo, la multitarea no es tan eficiente, el copiar archivos pesados e instalar apps grandes tarda más de la cuenta), pero en el día a día... da la talla para editar textos, tomar notas en eventos virtuales y, sobre todo, consumir contenido.

Para un usuario doméstico, a lo mejor es una tablet que se queda grande si solo vamos a ver series. Anuqe la pantalla y altavoces de la Tab S6 Lite son muy buenos, hay tablets más baratas para estas tareas. Sin embargo, en un entorno en el que la base sean los editores de texto y suites de ofimática, donde se quiera escribir mientras escuchas música a muy buen nivel y, sobre todo, si quieres un pen incorporado, esta tablet es fantástica.

S-Pen, un complemento perfecto para divertirse y trabajar

Samsung lleva generaciones trabajando con stylus y se nota, a la legua, que controlan tanto en diseño como en prestaciones en lo que se refiere a estos compañeros que muchos consideramos como imprescindibles.

Análisis Galaxy Tab S6 Lite

La Galaxy Tab S6 Lite cuenta con un S-Pen incorporado que no hay que cargar y que se acopla a la perfección en uno de los laterales gracias a la atracción magnética. Es muy, muy simple, y por ello... de lo más natural. Tiene un tamaño considerablemente menor que el del Apple Pencil y, aunque no es tan sofisticado como el pen de Apple o el del Galaxy Tab S6, es más que suficiente para dibujar, tomar apuntes o controlar la tablet.

Con una punta de goma, funciona en otros dispositivos, como la Surface de Microsoft, pero no en móviles, curiosamente, y es, como decimos, muy precisa y con buena respuesta.

Si estamos utilizando la tablet con el pen, podemos pulsar el botón lateral para activar los accesos rápidos. Estos accesos tienen aplicaciones enfocadas al uso del pen (como apps de dibujo o notas), pero podemos personalizar la lista con accesos directos a aplicaciones.

Android a la última con OneUI 2.0 y apps para el S-Pen

No llega con el último hardware, pero en software tenemos buenas noticias. La Tab S6 Lite cuenta con Android 10 de serie, lo que significa que tiene los últimos avances del sistema de Google y, además, los últimos parches de seguridad.

Cómo no, tiene los GMS, por lo que podemos disfrutar de Play Store y aplicaciones tanto de Google como de terceros sin realizar ningún ajuste en el sistema. Por otro lado, cuenta con la capa de personalización OneUI 2.0.

Ya os hemos hablado de esta capa largo y tendido tanto en el análisis de la Tab S6 como en el de móviles como el S20 Ultra, pero os recordamos que es una capa que modifica profundamente Android stock para hacer que el sistema sea más intuitivo y accesible.

Lo de la accesibilidad lo consigue, ya que los menús tienen una disposición muy cómoda, separando claramente el espacio de información/contenido y el de escritura/navegación, pero en lo que a facilidad de uso se refiere... la cosa cambia. No hay muchos menús en el apartado de configuración, pero algunas opciones no están donde deberían y otras, directamente, hay que buscarlas en submenús o en el buscador.

Pese a esto, que no deja de ser un fallo si nos ponemos puntillosos, tenemos un software que funciona de manera muy fluida y que no nos ha dado problema alguno en estos días, sin cuelgues, reinicios o cierres forzosos en aplicaciones.

Análisis Galaxy Tab S6 Lite

Tampoco tenemos mucho bloatware y, de hecho, lo único que encontramos que no es directamente de Google son las apps de Samsung (SmartThings, explorador, navegador, la Store de Samsung...) y una app llamada Penup a la que vamos a sacar partido con el lápiz.

Y es que, el software del S-Pen es interesante para, como dijimos hace unas líneas, tomar notas, capturas de pantalla y demás acciones en las que el pen sale a relucir. Podemos bajarnos muchas apps de dibujo (en la Play Store hay algunas buenísimas), pero preinstalada viene una Penup que no conocía y que me ha gustado bastante.

Análisis Galaxy Tab S6 Lite

Queda escrito que no sé dibujar, se me da fatal, pero con esta app... me estoy animando. Y es que, básicamente es una galería de ilustraciones creadas por otras personas que podemos tanto copiar como imitar. Cuando elegimos un diseño, se abre un lienzo en el que vemos una capa superpuesta con el proceso de dibujo del artista elegido, y nosotros podemos ir dibujando encima.

Sistema Galaxy Tab S6

Esta capa en vídeo se puede desactivar y activar a placer, y la verdad es que es didáctica... y divertida (y sirve para fliparnos mandando el resultado junto a un "mira lo que he dibujado").

Poco más en un software muy sólido, y antes de ver el punto flaco de la tablet (y de casi todas las tablets), recordamos que no tenemos Google Discover, sino Upday dentro de la suite Samsung Daily. Y no, no hemos hablado de DeX... porque esta tablet no tiene ese modo de escritorio. Para mi, es una pérdida, pero Android es lo suficientemente versátil como para poder trabajar con pantalla partida sin necesidad de ventanas flotantes como en DeX.

Sistema Galaxy Tab S6

Si queréis trabajar en la tablet, podéis conectar un teclado o ratón Bluetooth sin problema, o incluso por cable Tipo-C.

Una cámara que está prácticamente por obligación

En este apartado, realmente, no hay mucho que contar. Las cámaras en las tablets están porque deben estar y bueno, las traseras sirven para fotografiar un documento o algo en casa para subir a redes en un momento puntual, pero poco más. 

Análisis Galaxy Tab S6 Lite

Estamos ante una cámara de 8 megapíxeles con una apertura de sensor de 1/1" que ya indica mucho de lo que podemos esperar. El tamaño del pixel es de 1,12 micras, que no está mal, pero la cámara no da la talla.

Análisis cámara Galaxy Tab S6 Lite
Análisis cámara Galaxy Tab S6 Lite
Análisis cámara Galaxy Tab S6 Lite
Análisis cámara Galaxy Tab S6 Lite

Con buena luz, el nivel es el que podemos esperar de un móvil de entrada, con colores poco reales y una evidente falta de detalle. En interiores, el ruido aparece muy pronto y realmente es... bueno, eso, una cámara que está porque debe estar.

Graba vídeo a 1.080p y 30 fps, y en lo que a la cámara frontal respecta, tampoco hay nada que destacar. Sensor de 5 megapíxeles que hace retrato por software (llamado enfoque dinámico) y que está para las videollamadas.

Cámara Samsung Galaxy Tab S6 Lite

También tiene modos de AR característicos en Samsung que nos permiten poner figuras, GIF o escribir en el mundo real.

Cámara Samsung Galaxy Tab S6 Lite
Cámara Samsung Galaxy Tab S6 Lite

No es algo para tener demasiado en cuenta porque, como decimos, es un elemento que está por obligación, prácticamente.

7.040 mAh que no cargan deprisa, pero que nos dan 12 horas de pantalla

7 milímetros de grosor, 7.040 mAh de batería, son dos cifras que resultan sorprendentes si se ponen una al lado de la otra. Está claro que la tablet se puede permitir ser más delgada que un móvil debido a que la batería se puede "aplanar" para ocupar más superficie en extensión con menos grosor, pero aun así, no deja de ser una muy buena cifra la capacidad de la batería de la Tab S6 Lite.

Análisis Galaxy Tab S6 Lite

Creo que hay dos maneras de utilizar esta tablet, una en la que esté para consumir contenido y otra en la que la usemos de manera intensiva en una jornada emulando el mejor uso que podemos hacer de ella: ocio + trabajo.

En el primer escenario, viendo redes sociales, navegando y utilizando Netflix de vez en cuando para ver algún capítulo de series, la autonomía es de unos cinco días. Podría ser algo mayor si la gestión de las apps en segundo plano fuera mejor, pero aquí es algo en lo que Android suele pinchar.

Batería Galaxy Tab S6 Lite

El segundo contexto es el que más interesante me parece, ya que demuestra que es una tablet ideal para escribir textos o estudiar. Y es que, con un uso con Spotify de fondo durante más de 5 horas, Chrome, un editor de texto y otras aplicaciones (redes sociales, etc), con brillo automático tenemos 11:55 horas de pantalla. Casi 12 horas de pantalla me parece una burrada en una tablet así.

Análisis Galaxy Tab S6 Lite

Como comparativa, con la Samsung Galaxy Tab S6 y DeX, llegaba a las 6 horas de trabajo. Está claro que DeX consume más, pero estamos hablando del doble de autonomía. Y... ¿cuánto tarda en cargar? Bueno, aquí no tenemos tan buenas noticias.

Es habitual que las tablets no tengan una carga rápida como la de los smartphones, y esta no se sale de la regla. Con el Travel Adapter de Samsung incluido en la caja (el de 7,8 W 5 V y 1,55 A), tenemos una carga del 50% en 1 hora 45 minutos y del 100%  en 3 horas 51 minutos.

Carga Galaxy Tab S6 Lite

Casi 4 horas para la carga completa, por lo que vale la pena dejarla por la noche si al día siguiente os la vais a llevar a algún aldo.

Conectividad que cumple y un sonido que da gusto

Análisis Galaxy Tab S6 Lite

Vamos a empezar hablando del sonido, ya que es uno de los apartados más potentes de la tablet. De hecho, casi en cualquier situación, a casi cualquier dispositivo, se le puede sacar algún "pero", pero en esta ocasión... no. Ya hemos dicho que tenemos dos altavoces que, con la tablet en horizontal, quedan en los laterales en la parte superior.

Estos altavoces cuentan con sonido Atmos integrado, no hace falta conectar auriculares para disfrutar de esta tecnología, y con eso ya nos han ganado un poquito. Además, el volumen que alcanzan es remarcablemente elevado, y todo ello logrando una buena definición en agudos, medios... y graves.

De hecho, el rango sonoro de esta tablet me ha sorprendido por lo rico que es, permitiendo que escuche música de Nirvala (que tira mucho de agudos y medios) o de Lana del Rey (todo lo contrario) disfrutando de todos los matices.

He tenido entre manos altavoces portátiles (de los grandecitos) que se escuchaban peor que esta tablet. Muy bien por Samsung en este sentido que, además, nos deja conectar auriculares por jack de 3,5 mm pese a los 7 milímetros de grosor de la tablet.

Samsung Galaxy Buds Plus

Samsung Galaxy Buds Plus

Auriculares totalmente inalámbricos Bluetooth de Samsung compatibles con móviles Galaxy, Android o con iOS. Cuentan con una batería de 5 horas que aumentan hasta las 22 horas con su caja de carga inalámbrica, 2 altavoces y 3 micrófonos por cada auricular para hacer mejores llamadas.

En lo que a software respecta, podemos activar o desactivar el Dolby Atmos, pero también podemos configurar diferentes ecualizadores y, además, tenemos una opción de accesibilidad que nos deja editar el sonido si tenemos menos de 30 años, entre 30 y 60 o más de 60, amplificando diferentes frecuencias en función de la edad. De verdad, muy bien por los surcoreanos en el sonido.

Análisis Galaxy Tab S6 Lite

Y... ¿qué pasa en conectividad? Bueno, aquí no hay alardes, pero tampoco es necesario ni esperado en este rango de precio y dispositivo. Nada de NFC, Wi-Fi 5 y Bluetooth 5.0. Lo bueno es que podemos tener un equipo totalmente conectado porque cuenta con módulo de nanoSIM.

La transferencia de datos de red se realiza de manera correcta y, de hecho, hemos jugado al juego en la nube de Xbox (el servicio xCloud del que os dejamos análisis) sin problema alguno.

La mejor alternativa al iPad de 9,7"

Análisis Galaxy Tab S6 Lite

Llegamos al final del análisis de la Samsung Galaxy Tab S6 Lite con algo claro: nos encanta que el apellido Lite ya no signifique "recortado". Estamos ante una tablet que cumple, de sobra, en prácticamente todos los aspectos que un usuario avanzado necesita. 

Tiene buena pantalla, muy buen sonido, un diseño elegante y sobrio, argumentos de sobra para recomendar esta tablet. Sin embargo, lo mejor es una batería que parece inagotable. Con 11:55 horas de pantalla con un uso típico de ofimática o que utilizaría un estudiante (y con música de fondo, que también consume batería), es una tablet que puedes utilizar en un entorno universitario o de aprendizaje en casa.

También sirve para trabajar, aunque en este sentido, el usuario más exigente notará que falta procesador y velocidad de acceso a la memoria, así como una tasa de copia/lectura de datos que... bueno, es lógica si tenemos en cuenta que no cuenta con estándar UFS 3.0 de memoria.

Análisis Galaxy Tab S6 Lite

La cámara principal es testimonial y la frontal... pues bueno, da para utilizar aplicaciones de videollamadas, pero sin alardes. Por 400 euros con el S-Pen integrado, es de las mejores alternativas al iPad de 9,7". Si os gusta el ecosistema Android, de hecho, es la tablet a comprar.