Skip to main content

UMI IRON, análisis y opinión

user

15/09/2015 - 15:03

UMI IRON, análisis completo y opinión de uno de los terminales más interesante por su relación de gran calidad a bajo precio: cámara, rendimiento y batería.

Potente terminal a precio de gama media

UMI es una de esas pocas marcas que destacan por ofrecer smartphones con grandes características a precios reducidos, añadiéndole además un diseño que es capaz de destacar y no da la sensación de pertenecer a terminales baratos. Eso es justo lo que podemos esperar de este UMI IRON, protagonista de este análisis.

Son muchas las características que el terminal promete y muy poco el precio a pagar por ellas, por lo que desde ComputerHoy.com nos hemos esforzados en realizar un análisis que demuestre hasta dónde puede llegar el terminal, con unos resultados muy satisfactorios.

La compañía ha lanzado un dispositivo con muy buenas ideas que funcionan y que diferencian a este UMI IRON de otros tantos teléfonos aparentemente similares. Además, en los ajustes más fundamentales no defrauda, destacando principalmente por su cámara, rendimiento y diseño.

Diseño

Cuando hablamos de un móvil con un precio inferior a 200 euros no solemos esperar encontrarnos con una gran construcción a nivel de diseño, sin embargo esto no es lo que sucede con el UMI IRON.

Este terminal cuenta con un cuerpo unibody de aluminio propio de cualquier smartphone de gama alta, con una pantalla muy ajustada a los bordes laterales y algunos añadidos que pueden resultar atractivos al posible comprador del dispositivo.

La pantalla del UMI IRON alcanza las 5,5 pulgadas, pese a su generoso tamaño esto no afecta en exceso al volumen final del terminal, de hecho se quedan en los 152,3 mm de ancho, 76,5 de alto y 7,9 de profundidad. Si bien es cierto que el grosor podría haber sido menor, este se justifica con la autonomía de la batería, de la que hablaremos más adelante.

El peso es de 148 gramos, por lo que no destaca precisamente por ser un smartphone ligero, aunque sigue entrando dentro del margen aceptable para un dispositivo de sus características.

A la hora de comenzar el análisis del UMI IRON en su parte exterior, nos hemos fijado en la parte inferior, donde sólo nos encontraremos el puerto Mini USB para cargarlo y el micrófono.

Al fijarnos en este con detalle podemos descubrir que el móvil llega con una ligera curvatura en su parte trasera, algo que cada vez es más común en los teléfonos Android y que ayuda a conseguir una mayor comodidad con él en la mano.

En el lado derecho no nos encontramos ningún botón, si no que lo que vemos es la entrada para las dos tarjetas SIM (o una tarjeta SIM y una tarjeta microSD), que se esconden bajo una entrada que se abre mediante el habitual "pincho", tal y como podemos ver en otros teléfonos como el iPhone de Apple.

Es importante destacar que se ven hasta tres tornillos en cada lateral del teléfono que, aunque cuadran con el estilo del UMI IRON, siguen resultando extraños. 

Una de las principales características del UMI IRON es su LED de gran tamaño en la zona inferior, que funciona de manera bastante similar a como lo hacen otros móviles de la gama Xperia de Sony, indicándonos si hemos recibido alguna notificación, si el teléfono tiene la batería baja o si ya se ha cargado por completo.

Tal y como podéis ver en la foto anterior, la parte trasera del terminal también cuenta con un diseño muy cuidado, pudiendo leer la marca UMI en la parte superior del mismo y el nombre del modelo (IRON) en la parte inferior.

En la parte superior del mismo, nos encontramos una cámara que sobresale y el flash LED, mientras que es abajo donde podemos ver el altavoz.

Todos los botones los encontramos en el lado izquierdo colocados con una distribución que en un primer momento puede resultar extraña, ya que el botón para encender y desbloquear el teléfono se encuentra justo debajo debajo de los que controlan el volumen.

Pantalla

Uno de las especificaciones que UMI promete con este teléfono es una pantalla de 5,5 pulgadas IPS Full HD (1080x1920), por lo que la calidad debería estar asegurada. Sin embargo, lo cierto es que la pantalla de UMI IRON deja un poco que desear.

Sí que llega a la resolución que promete y supera las expectativas de lo que podríamos esperar en un smartphone de este precio, pero su comportamiento en exteriores no convence y empeora el resultado general.

Al hablar de brillo y contraste, da la sensación de que el nivel de estos no es el suficiente, y es que la calidad en exteriores no es tan buena como cabría esperar al leer el resto de especificaciones.

Con el color, aunque es bastante neutro, pasa algo similar y se puede comprobar al tratar de ver las fotos tomadas con la cámara, cuya calidad se demuestra mucho mejor en la pantalla de un ordenador o de otros teléfonos de alta gama. Concretamente, hemos comparado cómo se ven las fotos del UMI IRON en su pantalla y en la de un LG G3, y la diferencia es más que apreciable a todos los niveles.

Los ángulos de visión tampoco son los mejores en una pantalla Full HD de UMI IRON, aunque se mantienen bastante consistentes y no se encuentran al bajo nivel del brillo y el contraste.

Si bien es cierto que en términos generales la pantalla es el punto negativo del terminal, puede servir para la gran mayoría del público al que va dirigido, sobre todo si se omite a favor del resto de especificaciones de este UMI IRON.

Cámara

Para dar una perspectiva general de lo que les espera a los usuarios del UMI IRON con su cámara, el principal hecho que se ha de destacar es que no se trata de un elemento de construcción propio o de una marca no conocida, si no que el sensor principal es un Sony IMX214.

El propio nombre de la marca nos da una idea de la buena calidad que las fotos pueden llegar a alcanzar, contando con 13 megapíxeles y con doble flash LED. Sin duda una cifra bastante superior a la vista en el resto modelos con un precio similar.

Eso sí, tal y como ya hemos comentado, la calidad de las fotos es totalmente diferente cuando se visualizan en la pantalla del ordenador, debido a la relativa calidad de la pantalla de este teléfono.

Cuenta con varios modos diferentes, entre los que caben destacar el HDR, panorámico y la vista multiángulo para poder capturar un objeto o persona desde diferentes puntos de vista.

La cámara delantera tampoco se queda corta y llega hasta los 8 megapíxeles para ser capaz de enamorar a los adictos a los selfies. Además, una de las características más importantes del terminal es que esta cámara trae su propio flash LED, característica no muy común en la mayoría de dispositivos.

Por supuesto, además del flash la cámara delantera de también incluye su propio modo belleza, que consigue suavizar las imágenes para eliminar imperfecciones como espinillas y arrugas. Un efecto que funciona de manera muy satifactoria como hemos podido comprobar en esta review del UMI IRON.

Hardware y rendimiento

Una vez que ya hemos hablado del diseño y de la cámara, es hora de pasar a tratar el tercer gran pilar del UMI IRON: su rendimiento.

El dispositivo cuenta con un procesador Mediatek MTK6753, un Octa-Core de 64 bits a 1,5 GHz, acompañado con una memoria RAM de 3 GB y una GPU Mali-T720.

Estas especificaciones, pese a no ser un portento en tecnología, no son para nada propias de un smartphone de gama media y consiguen que funcione muy bien incluso con un uso intensivo.

Exprime la pantalla de tu Android para ahorrar batería

Si bien es cierto que las veces que se le ha sometido a un uso extremo para comprobar hasta qué nivel puede aguantar, el UMI IRON ha dudado y se han podido ver ciertos retrasos puntuales en su funcionamiento. Hay que tener en cuenta que es algo habitual en la mayoría de smartphones de gama media-alta.

Su puntuación en AntTuTu es de 28.663, colocándose justo por debajo del LG G3, pero por encima del Samsung Galaxy S4. Sin duda una posición más que aceptable dadas las diferencias en precio con estos terminales.

Uno de los motivos por los que desataca el UMI IRON es por la cantidad de ideas diferentes que trae, y es que cuenta con audio HiFi y con un sensor en su parte delantera que le sirve para realizar una serie de acciones muy interesantes. La principal: el lector de iris o EyeprintID Unlock.

Gracias a esta técnica seremos capaces de desbloquear el UMI IRON con la mirada, colocando los ojos cerca de la cámara delantera y del sensor. Aunque había bastantes dudas sobre su funcionamiento, lo cierto es que el resultado final es bastante convincente y sirve como una alternativa más barata a los sensores de huellas dactilares.

Batería y conectividad

El UMI IRON cuenta con una batería de 3.350 mAh, una cantidad considerable que permite que el terminal consiga aguantar un día completo sin problemas incluso con un uso intensivo.

Eso sí, tanta autonomía tiene un punto negativo bastante destacable, y es el tiempo necesario para que el terminal se cargue al completo, llegando a tardar cuatro horas para conseguirlo al 100%.

En cuanto a la conectividad, hablamos de Bluetooth 4.0 y WiFi 802.11 b/g/n, pero nada de conexión NFC. El teléfono tiene espacio para dos tarjetas SIM, o bien para una SIM y una tarjeta microSD que amplia la memoría del terminal.

En cuanto a la red, eel UMI IRON cuenta con conectividad 4G y funciona perfectamente con las redes operativas actualmente en España, un punto que se está conviertiendo en obligatorio a día de hoy en cualquier smartphone.

Android Lollipop 5.1 y apps preinstaladas

Google está totalmente presente en este terminal, ya que cuenta con el actualizado Android Lollipop 5.1 y todas las aplicaciones de la compañía que se pueden esperar en la mayoría de terminales.

UMI IRON trae su propia capa de personalización, pero es atractiva y en ningún momento ha llegado a convertirse en una molestia. Eso sí, las aplicaciones que trae la marca instaladas de serie pueden resultar poco interesantes, aunque siempre se pueden inhabilitar.

Hablamos de un gestor para potenciar y ajustar el sonido del altavoz o de los auriculares; la aplicación para los ajustes del terminal root -sí, aunque parezca extraño el UMI IRON viene con el superusuario de serie-, algo nada convencional- condición que viene ya por defecto; y aquellas que hacen uso del sensor de la parte superior del terminal, que sí que resultan muy atractivas.

Y es que este sensor no sólo sirve para desbloquear el smartphone con la mirada, sino que también puede utilizarse para medir la frecuencia cardiaca o la cantidad de rayos UV que tenemos en la zona en la que nos encontremos en ese momento.

Conclusiones

UMI ha demostrado que se puede confiar en su marca a la hora de buscar terminales con buenas prestaciones y unos precios que no se equiparen a los de la grandes marcas. Lo podemos ver en este análisis del UMI IRON, que destaca con su tres grandes pilares (diseño, cámara y rendimiento) y su punto negativo (la pantalla).

El UMI IRON es un terminal perfecto para aquellas personas que buscan prestaciones de un móvil cercano a la gama alta por un precio más cercano a los modelos inferiores. Eso sí, no todo es perfecto y al comprar este terminal hay que tener claro que no todas sus características son propias de un gran smartphone.

Su pantalla, pese a ser de 5,5 pulgadas y con una resolución Full HD, poco o nada tiene que ver con la Super AMOLED de Samsung o con las de resolución 2K de LG. Aunque en una relación calidad-precio, podría considerarse como aceptable.

Por lo demás, el IRON de UMI es un móvil totalmente recomendable y capaz de plantar cara a la mayoría de terminales de gama media. Puede conseguirlo desde la web de su distribuidor en España Umidigi.com. El precio del UMI IRON es de unos 160 euros en su versión de 16 GB.  

Lo mejor

  • Sensor ocular
  • Diseño de alta gama
  • Batería de larga duración
  • Cámaras de gran calidad

Lo peor

  • La pantalla deja que desear
  • La cámara sobresale
  • Momentos puntuales de bajo rendimiento

Nuestra valoración

Diseño

8/10

Pantalla

6/10

Hardware

8/10

Software

8/10

Cámara

7/10

Batería

7/10

Conectividad

7/10

Sonido

7/10

Nota técnica

72

Relación calidad/precio

Ver ahora: