Skip to main content

Guía para comprar una alarma para el hogar barata con sensores de movimiento

Alarma

Pixabay

31/10/2021 - 12:00

Tener una alarma siempre es sinónimo de seguridad, pero como en todo lo tecnológico, existen distintos tipos y aquellas que tienen sensor de movimiento son de las más aconsejables. Veamos en qué fijarnos para comprar la mejor y que nos salga a buen precio.

La razón por la que es bueno comprar una alarma es, evidentemente, por la tranquilidad que otorga a la persona o personas de ese espacio, ya que les protege no solo cuando están presentes, sino cuando no lo están.

Sobre todo, de cara al hogar, una alarma nos va a hacer que estamos más seguros, puesto que nos va a proteger de ciertos riesgos. Está claro que una alarma acaba siendo una buena inversión.

Pero no solo hablamos de alarmas para protegernos de posibles robos, donde las que tienen sensor de movimiento resultan mucho más seguras, sino que también podemos incorporar dentro de un mismo pack sistemas componentes para avisarnos de un incendio, de detección de gases o de agua entre otros.

Veamos en que debemos fijarnos para comprar la mejor alarma, centrándonos en aquellas que tienen sensor de movimiento.

Índice de contenidos:

¿Qué es una alarma con sensores de movimiento?

Sensores de movimiento en Alarmas

El sensor de movimiento es uno de los componentes que creemos no debería faltar nunca en una alarma, puesto que la función que cumple es realmente buena y amplia.

Existen varios tipos de sensores de movimiento como los sensores de infrarrojos, que son aquellos que son capaces de detectar cambios térmicos, los de tipo láser, los ultrasónicos, aquellos que hacen que las ondas reboten en la estancia o los de tipo acústico, que son capaces incluso de detectar si rompen un cristal.

También existen los sensores de tipo 1 y 2:

  • Tipo 1: aquellos sensores sin circuito cerrado que cualquiera puede instalar sin problema.
  • Tipo 2: son aquellos que necesitan ser instalados por un experto y que gozan de un circuito cerrado.

Espacio que cubrir

Lo primero que debemos tener claro es el espacio que queremos que cubra la alarma.

Esto quiere decir que antes de ponernos a comprarla debemos tener muy claro dónde y para qué zona queremos dicho dispositivo, es decir, si solo queremos que vigile la entrada, si necesitamos más lugares donde colocar sensores o si queremos algún tipo de extra.

Con extras nos referimos a componentes que a lo mejor no vienen con todos los kits, como sensores de agua o de incendio.

Tener claro el presupuesto

Aunque vamos a poder encontrar alarmas de todos los tipos, lo cierto es que debemos tener claro cuál es nuestro presupuesto, puesto que, si nos dejamos llevar, al final podríamos estar hablando de mucho dinero extra.

Si tenemos un presupuesto para una alarma barata, no debemos salirnos de ahí por muy atractivas que sean otras opciones, ya que la diferencia de lo que hay que pagar se podría convertir en una gran diferencia.

Componentes de la alarma

Kit de alarma

Amazon

La mayoría de las alarmas que se venden suelen tener al menos un sensor de movimiento y uno de apertura para puertas y ventanas. Eso como mínimo.

A partir de ahí, podrían tener más sensores de ese tipo e incluso algunos de gas o de humo entre otros.

Debemos tener en cuenta que si necesitamos más sensores habrá que comprarlos aparte y por eso es conveniente conocer también el precio de los nuevos accesorios, además de tener claro, cuantos vamos a necesitar.

Volumen sirena

En este sentido y aunque podamos molestar algo a los vecinos si vivimos en un piso, de nada nos sirve una alarma que suene con poca fuerza, puesto que debe ahuyentar a la persona que quiere entrar y avisar a todo el mundo que esté alrededor.

Nuestra consideración es que su potencia sea como mínimo de 80 dB, aunque sería deseable que el propio sistema nos permitiese regular la intensidad para adecuarlo mejor al tamaño de nuestro hogar, e incluso suene de forma progresiva para que no salte al máximo en una posible falsa alerta.

Cámaras de vigilancia

Alarmas con cámara de vigilancia

Muchos de los kits de alarma no traen cámara de vigilancia y menos aquellos que son de bajo precio. Pero sí que permiten comprarlas aparte, algo que podría ser aconsejable dependiendo de lo que cada uno quiera.

En el caso de decidirte con un kit con cámara o por comprar una, debes tener en cuenta que incorpore visión nocturna y si la calidad de grabación sea lo suficientemente buena para que de esta manera se vea bien al posible infractor.

Otra faceta importante es el hecho del almacenamiento, puesto que puede ser en una tarjeta integrada en la cámara, en una red local o en la nube, lugar donde, casi siempre, se puede acceder por medio del móvil desde cualquier lugar.

Control por voz y domótica

Otra de las funciones que podemos tener en una alarma es la de que podamos manejarla por medio de la voz desde nuestro smartphone mediante asistentes virtuales tipo Alexa o Google Assistant.

Pero además de esto también puede ser compatible con sistemas de domótica tipo IFTTT, pudiendo integrarse con aquellos componentes inteligentes como cerraduras, bombillas, persianas, enchufes y muchos más.

Sistemas de aviso

Las alarmas que no tienen cuota, es decir, las que compramos nosotros y no a una empresa de seguridad, tienen diferentes formas de aviso como la propia bocina.

De todas formas. las que más convienen son aquellas en las que, además, tenemos aviso en el smartphone por medio de un mensaje, de una notificación, de una llamada o incluso un correo electrónico.

El número de avisos que suframos va a ser directamente proporcional a la gama de la alarma. Es decir, cuanto mejor sea, menos avisos falsos sufriremos.

Automatización

Estamos de acuerdo en que cuantos más componentes tenga la alarma más dinero va a costar, pero nuestra obligación es que conozcáis todo lo que nos puede ofrecer un dispositivo de este tipo.

Algo que es realmente cómodo, pero suele encarecer el sistema, son los servicios de automatización, tales como que la propia alarma sepa cuando estás en casa y cuando no, algo que va asociado a un llavero, el cual se detecta cuando sales o entras en el hogar.

Estos llaveros tienen todo tipo de información de cómo nos gusta configurar la alarma, por lo que al salir todo se quedara listo de forma automática.

Mascotas

Perro en el sofá

Si tenemos una mascota que está paseando por la casa cuando nosotros no estamos en casa, debemos optar por una alarma que tenga sistema para mascotas.

Esto quiere decir que será capaz de detectar que lo que se mueve es nuestro gato o perro y por eso no va a saltar la alarma al mínimo movimiento. Este tipo de sistemas son muy distintos en los diferentes tipos de alarma y en unas son más efectivos que en otros.

Control por el smartphone

Esta es una función sumamente práctica que traen la inmensa mayoría de aquellas alarmas que se conectan al WiFi de nuestra casa.

Esto quiere decir que podremos activarla o desactivarla desde nuestro teléfono inteligente, además de poder cambiar la configuración si lo necesitamos o de activar una cámara para ver que está ocurriendo dentro de la estancia.

Alarmas baratas

Después de que ya sabéis todo lo que hay que tener en cuenta en una alarma y que componentes pueden llevar, es momento de ver algunos modelos baratos y otros que resultan muy aconsejables por su relación calidad precio.

Algunos modelos baratos aconsejables son:

También os podemos aconsejar otros modelos que son algo más caros, pero por lo que nos ofrecen, podemos considerarlos como modelos con la excelente relación calidad-precio.

Estos son algunos buenos ejemplos:

Ya tienes a tu disposición toda la información necesaria como para poder elegir la alarma con detección de movimiento que mejor se adapte a ti, a tus necesidades y a lo que esperas de ella.

Evidentemente cuantos más componentes, más caras salen, pero llegado el momento puede que te merezca la apenas. Eso ya depende de cada uno.

Mi Smart WiFi Bulb

Mi Smart LED Bulb

Esta bombilla inteligente es compatible con Alexa y Google Assistant. Su precio asequible la ha convertido en una referencia dentro del mercado español, aunque las unidades escasean.

Y además