Logo Computerhoy.com

Todo sobre el modo bridge de tu router WiFi: qué es, cómo activarlo y qué ventajas tiene

El mundo de las conexiones inalámbricas es complejo y está lleno de misterios. Por eso hoy vamos a explicar cuál es uno de los modos más desconocidos e interesantes que tenemos en un router.

Router WiFi
Foto del redactor Chema Carvajal

El modo puente es una función de red que permite que dos router coexistan sin problemas. Una vez activado el modo puente en el router, el router ampliado crea esencialmente una red mallada.

Puede conectarse fácilmente a la red desde la distancia. Sin embargo, ya no realiza procesos de Traducción de Acceso a la Red (NAT) y permite que el router funcione sin problemas sin crear un conflicto de direcciones IP.

Conectar un router al módem/router proporcionado por tu ISP puede ampliar tu cobertura WiFi. Sin embargo, cada router tiene su dirección IP privada, y tus dispositivos pueden tener dificultades para comunicarse entre sí. Esta situación se conoce como Doble NAT.

Pongamos un ejemplo. Supongamos que quieres imprimir una imagen a través de tu smartphone de forma inalámbrica. Si utilizas un router como extensor, puede que tu smartphone esté conectado al extensor mientras que tu impresora está conectada al módem/router proporcionado por el ISP.

En este caso, ambas redes son privadas y el smartphone no podrá comunicarse con la impresora para imprimir la imagen. Aquí es donde entra en juego el modo puente, que resuelve este problema permitiendo que varios routers compartan una red WiFi.

Cómo activamos el modo bridge o puente en nuestro router

Antes de comenzar con el proceso de puenteo, anota la configuración WiFi del router principal al que se conectará este router. Tenga a mano el SSID, el modo de seguridad WiFi, la contraseña inalámbrica y la frecuencia de funcionamiento (2,4 GHz o 5 GHz).

Abre un navegador web desde el dispositivo que está conectado a la red del router que se ejecutará en modo puente

  • Escribe la web de la configuración de tu router (cada marca tiene el suyo).
  • En la pantalla de inicio de sesión, introduce el nombre de usuario y la contraseña del router.
  • Dirígete a Configuración > Configuración avanzada > Configuración avanzada > Puente inalámbrico.
  • Haz clic en la casilla de verificación Activar modo puente.
  • Haz clic en el botón Configuración inalámbrica en modo puente.
  • Introduce la configuración del otro router (frecuencia inalámbrica, SSID, modo de seguridad WiFi y contraseña WiFi).
  • Haz clic en el botón Aplicar.
  • Se guardará la configuración. El router se reiniciará y activará el modo puente.

Para una privacidad y seguridad en línea óptimas, debe tener activada la seguridad WiFi en su router de red.

Esto garantiza que cualquier dispositivo conectado a la red WiFi esté respaldado por un cifrado que mantiene la privacidad de tus actividades en línea.

router

Pixabay

Por qué usar el modo puente en tu router WiFi

El modo puente es muy beneficioso si quieres ampliar el alcance de tu WiFi. Aunque su uso no se limita a las empresas, se utiliza principalmente en oficinas y espacios comerciales a gran escala en los que un único router no es una opción viable.

Cuando estés cerca del router WiFi proporcionado por el ISP, obtendrás una buena recepción. Sin embargo, a medida que te alejas, empiezas a perder señal hasta el punto de que el dispositivo deja de estar conectado a la red WiFi.

El modo puente es una solución eficaz para este problema, ya que puentea la conexión a la red más lejana y amplía el alcance. Al conectar varios routers a un único módem/router proporcionado por el ISP, los dispositivos conectados a los routers no se comunicarán entre sí. El modo puente permite conectar numerosos dispositivos, ampliar el WiFi, proporcionar velocidades más rápidas y más.

Conoce cómo trabajamos en Computerhoy.

Etiquetas: WiFi, Routers