Skip to main content

Programas para Ubuntu, los imprescindibles

Programas imprescindibles para Ubuntu

25/07/2016 - 09:44

Programas imprescindibles para Ubuntu

A la hora de valorar la posibilidad de pasarse a Ubuntu, muchos usuarios tienen dudas sobre la incompatibilidad de sus formatos y programas preferidos. Tanto Windows como OS X tienen formatos que no pueden abrirse en Ubuntu, como .exe, sin embargo, hay muchos programas imprescindibles para Ubuntu que hacen de él un sistema operativo completamente funcional y atractivo.

Muchos de ellos pueden instalarse desde el Centro de Software de Ubuntu, mientras que otro requieren de algún código introducido en la terminal. También existen tiendas de aplicaciones para Ubuntu en las que podrás encontrar todo tipo de alternativas OpenSource, con funciones que ni imaginabas. AppGrid es la más conocida.

Son programas que imitan a los que ya existen en otros sistemas operativos, que ofrecen nuevas opciones o que directamente permiten emular a un SO rival. Sin embargo, algunas acciones que requieren programas de terceros en otros sistemas, vienen completamente integradas en Ubuntu. El mejor ejemplo es el gestor de archivos, alternativa a WinRAR.

Los portátiles con sistema operativo Linux más populares

A continuación desglosamos los programas gratis para Ubuntu que son imprescindibles. Unas vez instalados, tendrás un ordenador completamente listo para disfrutar de la mejor experiencia de usuario que puede proporcionar este proyecto de código abierto. Hemos seleccionado algunos de los más importantes, pero también de los más desconocidos, por lo que probablemente se echen en falta Audacity y otros veteranos de sobra conocidos.

Todos ellos son compatibles con casi cualquier distribución de Linux.

Messenger for Desktop

Messenger for Desktop

Al igual que ocurre con Whatsapp, Facebook Messenger no dispone de cliente oficial de escritorio en Ubuntu. Para paliar esta carencia existe Messenger for Desktop para Ubuntu, una API no oficial para poder chatear desde el escritorio.

Con este programa, no tendrás que abrir Facebook para usar Messenger, manteniéndote además offline mientras envías mensajes. La interfaz se divide en tres columnas, quedando los mensajes en mitad de la pantalla, los contactos en la izquierda y las fotos y otros datos en la derecha.

Se pueden activar las notificaciones de escritorio, además de otras funciones que tienen las aplicaciones de escritorio para sistemas operativos como Windows. Con Messenger para Ubuntu no te lamentarás de usar un SO OpenSource.

Este proyecto del desarrollador independiente Aluxian demuestra el potencial de la comunidad de usuarios de Ubuntu, capaz de solventar cualquier carencia que pudiera surgir en el sistema operativo.

Whatsie

Whatsie

Hace poco tiempo, Whatsapp lanzó su aplicación de escritorio para Mac y Windows. Sin embargo, Linux y distribuciones como Ubuntu quedaron al margen, teniendo que recurrir a Whatsapp Web para leer los whatsapp en el ordenador.

O al menos así debería haber sido de no tratarse de un proyecto de código abierto, el paraíso de los desarrolladores. En Ubuntu ya existía, como no podía ser de otra forma, un cliente de escritorio no oficial para Whatsapp.

Whatsie es una app de escritorio que permite mandar y recibir Whatsapp desde tu PC con Ubuntu. Es ligera, personalizable mediante temas y totalmente privada. La comodidad de no tener que abrir la pestaña de Whatsapp Web se nota y mucho.

Además, si usas una distro ligera del tipo de Ubuntu Mate, notarás otro aspecto positivo: el consumo de recursos. Al requerir el sistema de muy poca cantidad de estos para funcionar, gasta menos batería -en el caso de un portátil- y aumenta la fluidez. Usando Whatsie evitas tener que abrir otra pestaña en Chrome, algo que ya sabemos cómo maltrata a la RAM del ordenador.

Si aun así no estás convencido, siempre queda la opción de utilizar Chrome para conectarse a Whatsapp.

App Grid

Appgrid

Aunque Ubuntu cuenta con su propio Centro de Software oficial, hay muchas apps que no son accesibles desde allí. Descargarlas desde la consola es una opción, pero también un engorro. Sin embargo, App Grid es la opción perfecta, ya que se trata de un Centro de Software alternativo, con opciones tremendamente interesantes.

Algunos de los programas imprescindibles para Ubuntu se encuentran en App Grid y no en el Centro de Software, por lo que tener intalada está aplicación es casi imprescindible. En Ubuntu, paradójicamente, las alternativas no oficiales a veces son mejores que las que vienen patrocinadas por el propio proyecto.

En App Grid, con sólo bucear un poco, puedes encontrar prácticamente de todo. Es cuestión de probar, aunque para instalar esta tienda de aplicaciones deberás recurrir -aquí sí- al Centro de Software de Ubuntu.

Brasero

Brasero

Todos los usuarios de Linux y Ubuntu sabrán para qué sirve Brasero. Digamos que es la alternativa de código libre a programas como Nero Burning Rom, el programa más popular para grabar discos en Windows.

Con Brasero podrás grabar discos o unidades de datos de todo tipo, de forma sencilla, intuitiva y gratuita. Su principal problema es que no sirve para crear unidades USB booteables para formatear el ordenador desde un pendrive. Sin embargo esto en Ubuntu no es un problema, pues se puede hacer desde el Creador de Discos de Arranque que viene preinstalado con el sistema operativo.

Brasero viene incluido de serie en algunas distros de Linux como Ubuntu Mate, aunque no se encuentra preinstalado en el SO oficial de Ubuntu. Es otro de los programas que más tiempo llevan presentes en el entorno de Linux, recibiendo mejoras cada cierto tiempo y ganándose un hueco en las preferencias de todos los usuarios.

Chromium

Chromium

Chromium es el hermano gemelo y alternativo de Google Chrome. Se trata del navegador de código abierto del que Chrome obtiene su código fuente, del que se nutre. Esto hace que ambos navegadores sean prácticamente iguales en cuanto a características y rendimiento.

En Ubuntu, Chrome no está disponible en el Centro de Software, pero sí Chromium. Teniendo en cuenta que son parte del mismo proyecto de Google, no notarás la diferencia de uno con respecto al otro.

En Chromium puedes iniciar sesión con tu cuenta de usuario de Google sin problemas, sincronizar los marcadores y el historial desde tus sesiones anteriores e instalar los mejores plugins para Chrome.

Chrome como nuevo en cinco pasos

Por desgracia para todos sus usuarios, Chromium mantiene el elevadísimo consumo de recursos que caracteriza a Chrome, una de las características que Google debe pulir en su navegador de cabecera.

Si no estás conforme con el resultado, siempre puedes usar Firefox, el navegador que viene instalado por defecto en la mayoría de las distros de Linux, incluyendo la oficial de Ubuntu. La pega es que el proyecto de Mozilla no se integra de la misma forma con Google.

GParted

Gparted

Crear particiones del disco duro es muy útil. Permite separar del núcleo duro de tu almacenamiento una porción para usarla con otros fines, como por ejemplo instalar en ella otro sistema operativo distinto al que tienes. En Ubuntu hacer esto es extremadamente fácil.

Desde el Centro de Software de Ubuntu o desde App Grid encontrarás rápidamente el programa GParted, la más eficiente y simple para crear particiones del disco duro en Ubuntu.

Como prácticamente todo el software de Ubuntu, es totalmente gratis. Sólo tienes que desmontar la unidad de la que quieras crear una partición y añadirla seleccionando el formato.

Una de las utilidades de GParted es la de reparar unidades USB dañadas en Ubuntu. Te permite eliminar la partición dañada y crear otra nueva en formato FAT36, NTFS o el que más te guste.

GIMP

GIMP

Todas las distros de Linux -o al menos todas las que lo soportan- tienen GIMP como herramienta de retoque fotográfico preinstalada. Es uno de los programas más veteranos del sistema operativo de código abierto, aunque ha ido evolucionando mucho a lo largo de los años.

Se presenta como alternativa a Adobe Photoshop, aunque las diferencias son muchas y notables. Por su carácter gratuito, GIMP no puede competir contra un software de pago que genera millones de ingresos anualmente, sin embargo, para ciertas cosas cumple a la perfección.

En primer lugar, es un programa mucho más ligero que Photoshop, que tarda muy poco en cargar y funciona en ordenadores antiguos. Una vez dentro, verás que las ventanas son similares a la del programa de edición de imágenes más conocido. Herramientas para recortar, editar por capas o manipular imágenes de diversas formas están presentes en GIMP.

Mejora la edición de tus fotografías con programas gratuitos

Quizás uno de los inconvenientes de GIMP es la variedad de formatos. Seguramente, a la hora de exportar el documentos, veas muchos que ni siquiera te sonaban. No te preocupes, ya que GIMP también manipula imágenes en formatos como JPEG y PNG, y a su vez puede exportar los proyectos en estos formatos comunes a todos los sistemas operativos.

Está disponible para Windows y Mac, y merece la pena echarle un vistazo si quieres tener un buen programa de manipulación de imágenes sin pagar un euro. En Ubuntu forma parte de los programas del sistema, por lo que no tendrás que preocuparte.

Libreoffice

Libreoffice

Se suele decir que todos los programas de pago tienen una alternativa en Linux. Se ha repetido esta frase tantas veces que ya suena a cliché, pero es cierto, o casi. Por ejemplo, Microsoft Office tiene su alter ego de código abierto: Libreoffice.

Es una suite de ofimática muy completa y funcional, con un aspecto claramente similar al del Office de Windows. No hay prácticamente nada que puedas hacer en Word o Excel que no puedas hacer en Libreoffice Writer o sus otros programas.

La compatibilidad con el formato Word o Excel también está garantizada, pues aunque Linux tiene formatos propios, Libreoffice puede abrir los de sistemas operativos ajenos, así como exportar los documentos que crees en él con extensiones compatibles con Windows y OS X.

Documentos de texto y hojas de cálculo son sólo dos de los archivos que puedes crear y manipular con Libreoffice, programa que sin duda está entre los imprescindibles de Ubuntu Linux.

Wine

Wine

¿Te has pasado a alguna distribución de Linux pero no puedes dejar de depender de Windows? Quizás tu mejor opción sea crear una partición dentro de tu disco duro para tener dual boot. Esto te dará la opción de iniciar tu ordenador con Windows o Linux, según tus necesidades.

Pero, por suerte, no es tu única opción. Evidentemente los problemas de compatibilidad entre Ubuntu Linux y Windows existen desde siempre, por lo que también existe una solución OpenSource desde hace tiempo.

Es Wine, el programa emulador de Windows para Ubuntu. Con él podrás ejecutar archivos .exe o programas del sistema operativo de Microsoft. Es muy útil si no tienes más remedio que usar software incompatible con Linux.

Cómo instalar Ubuntu en un equipo con Windows

Una vez que lo hayas instalado desde el Centro de Software de Ubuntu, puedes ir a cualquier archivo y abrirlo con Wine. Evidentemente, la útilidad de este emulador de Windows para Ubuntu se muestra cuando descargas ficheros con extensiones incompatibles con Linux.