Islandia quiere acabar con el porno en Internet

Porno en la red

Islandia está estudiando limitar legalmente la pornografía a través de la red con varias medidas  legales como la imposibilidad de pagar con tarjetas de crédito islandesas o incluyendo cortafuegos en las páginas de contenido erótico. Con esta nueva medida el gobierno pone en marcha un nuevo proyecto para acabar con la pornografía y eliminar de la red contenidos e imágenes sexuales y violentas.

La propuesta, a cargo del ministro del interior Ogmundur Jonasson, no ha dejado indiferente a nadie ya que muchos de sus opositores consideran este movimiento como un atentado contra la libertad de expresión y un paso más hacia la censura. Los defensores de esta medida, esgrimen argumentos como salvaguardar los derechos de los menores o de ciertos colectivos.

Según el asesor político del ministro las propuestas están siendo elaboradas por un comité de expertos en la materia y, en ningún caso se pretende restringir o limitar las libertades de expresión de ningún ciudadano islandés, simplemente fijar unos límites  de una legislación imprecisa al respecto.

Desde hace años, la pornografía ha estado prohibida en este país, sin embargo la legislación es bastante laxa al respecto y numerosas publicaciones de este tipo siguen a la venta sin ningún problema, al igual que los denominados “canales para adultos”.

Las opciones que se barajan hasta ahora son la imposibilidad de pagar en sites de carácter pornográfico con tarjetas de crédito de origen islandés o, la más polémica, colocar un filtro o cortafuegos de carácter nacional que impidiera acceder a todas las webs con este contenido.

Pero Islandia no ha sido el primer país en barajar una opción similar. Hace unos años Australia se planteó la posibilidad de filtrar contenidos pornográficos, violentos o de claro carácter terrorista. La medida no tardó en encontrar una fuerte oposición, y tras numerosas protestas, el pasado año, el gobierno abandonó el proyecto. Casos aparte son Irán, Corea del Norte y China, con férreas censuras por parte de regímenes totalitarios que controlan la información de manera absoluta a través de la red. La pregunta es ¿Se trata de proteger y legislar, como defiende el gobierno o de censurar como afirma la oposición?