Napster, la alternativa a Spotify, vuelve a España

Napster llega a España

Este miércoles se ha hecho oficial la firma de un acuerdo por separado entre Rhapsody International con Telefónica y Vodafone, dos gigantes de la telefonía móvil en España. 

De este modo se confirma así la llegada de Napster a España como una alternativa a Spotify, el gran líder de la reporducción de música en streaming en nuestro país.

Con la firma entre Telefónica y Rhapsody International, la española se compromete a impulsar el servicio de música Napster en los países en los que tiene competencia. Se abre, de esta manera un horizonte de posibilidades para Napster, ya que no sólo operará en España sino que lo hará también en diversos países de Latinoamérica como Brasil (donde Rhapsody ya ha instalado una oficina) , Colombia, Chile, Argentina, México y Perú.

Es en América Latina donde Terra (filial de telefónica) sustituirá el servicio Sonora, que ya poseía, por Napster, ofreciendo a sus clientes el acceso a millones de canciones por el mismo o menor precio hasta noviembre. Este trabajo conjunto entre Rhapsody International y las filiales de Telefónica en Europa y América Latina se culminará con el servicio "Napster Premium" que ofrecerá a sus clientes el acceso ilimitado a 20 millones de canciones a través de diferentes dispositivos móviles y fijos.

Los clientes de Vodafone también podrán disfrutar de este servicio gracias al acuerdo entre Napster y la operadora. Por un precio de siete euros (más IVA) al mes, siendo el primer mes gratuíto, Vodafone ofrece a sus clientes en España el servicio multidispositivo Napster Unlimited gracias al cual podrán acceder a un inmenso catálogo de canciones. Además en los próximos 6 meses, los clientes de la operadora podrán disfrutar de Napster Light con acceso a 60 reproducciones en sus terminales por 2 euros al mes.

"De esta manera, nuestros clientes podrán sacar el mayor partido de las tarifas Vodafone y de la mejor red 4G con la mejor oferta del mercado", afirma Blanca Echániz, directora de Servicios de Consumo de la unidad de negocios particulares de Vodafone.

Rhapsody International ha informado también que Napster ya está disponible en la tienda virtual de FireFox para su descarga y está barajando la posibilidad de preinstalar la app en los dispositivos Firefox OS.

 

Napster vs Spotify

El servicio que ofrece Napster es el de la reproducción de música en streaming, un sector en auge hasta ahora liderado por Spotify. Los usuarios de iOS y Android ya pueden descargarse la app tanto en sus smartphones como en sus tablets.

Napster funciona con y sin datos móviles y se puede utilizar a través de WiFi. Permite crear y compartir listas con los contactos, escuchar emisoras de radio y sincronizarlo con todos los dispositivos del usuario. 

La reaparición de Napster promete hacer una fuerte competencia a la que hasta ahora es lider del sector, Spotify, y quizá en esta segunda ocasión tenga más suerte.

La historia de Napster

Y es que si echamos una mirada al pasado y hacemos memoria, de Napster recordamos que fue el primer servicio P2P que permitía a sus usuarios intercambiar archivos de música en formato MP3. Su creador, Shawn Fanning, encontró así la manera de intercambiar música sin tener que acudir a buscadores o enlaces que resultaban aparatosos y en numerosas ocasiones infructuosos.

De esta manera en 1999 lanzó a la red este servidor. El target de usuarios que lo utilizaban se identificaba generalmente con jóvenes menores de 25 años. 

En tan sólo un año, el número de usuarios que utilizaban Napster se multiplicó exponencialmente. La fiebre por la descarga de archivos en formato MP3 fue tal que en tan sólo un año, ya utilizaban este servidor 20 millones de usuarios. Una de las claves del éxito fue la facilidad en su modo de operar. Simplemente había que escribir el nombre de la canción en el servidor y automáticamente se descargaba el archivo en formato MP3. 

Pero este éxito resulto ser tan efímero como su corta historia. Las compañías discográficas pusieron el grito en el cielo ante el "modus operandi" del servicio que ofrecía Shawn Fanning.

Napster perjudicaba de forma directa a los grupos musicales, ya que consideraban que se violaban los derechos de autor. Este perjuicio hizo que el grupo musical Metallica lo demandara en el año 2000. Como respuesta directa y ante la previsión de lo que se le podía venir encima, el servidor P2P bloqueó a 300.000 usuarios que habían acudido a su servicio para descargar música de este grupo. Este fue el comienzo de la interminable disyuntiva existente entre los servicios de descarga en la red y la violación de los derechos de Copyright. 

Tras esta demanda las discográficas se levantaron en armas y decidieron pasar a la acción contra Napster, que vió como le empezaron a llover las demandas. Un año después de la demanda de Metallica, la Corte de Apelaciones obligó a la compañía de Shawn Fanning a cesar en su actividad. Tras el fallo tuvieron que pagar una indemnización de 26 millones de euros a las discográficas.

Esto, unido a diversos fallos de forma como la existencia de un sólo servidor central empujaron a Napster a la quiebra en 2002. 

Desde entonces la marca fue cambiando de manos hasta que en 2011 es adquirida por la compañía estadounidense Rhapsody International, actual propiertaria.