Tiny Death Star, el primer juego de Star Wars de Disney

Star Wars: Tiny Death Star, el primer juego de Disney basado en Star Wars

LucasArts, cuando aún pertenecía a George Lucas, encontró un filón en la adaptación de juegos de éxito al universo Star Wars.

El más claro ejemplo es Angry Birds Star Wars, una saga que está entre las más vendidas en la historia de iOS y Android.

Ahora repite jugada con Star Wars: Tiny Death Star, basado en el juego de éxito Tiny Tower.

Cuando Disney compró Lucasfilm y sus empresas asociadas a George Lucas, lo primero que hizo fue cancelar todos los proyectos en marcha de LucasArts, su división de juegos. TODOS. Se temió por el futuro de la saga galáctica en el mundo de los videojuegos.

Pero no hay de qué preocuparse. Disney cerró todos los proyectos porque quiere crear los suyos propios desde cero.

Y aquí está el primero. Star Wars: Tiny Death Star, un juego gratuito (con micropagos) para iOS y Android basado en el exitoso Tiny Tower.

En Tiny Death Star tienes que construir tu propia Estrella de la Muerte: una torre de docenas de pisos que vas levantando, uno a uno, si tienes dinero para ello:

Tiny Death Star

Se trata de un juego de estrategia en donde construyes pisos con diferentes funciones: residencias, tiendas, salas de entretenimiento... Y como esto es Star Wars, pues también fábricas de sables láser, salas de interrogatorios, rayos tractores...

Tiny Death Star

A medida que llegan visitantes, tienes que hacer de portero del edificio, llevándolos en ascensor al piso que te indican. Los contratas para trabajar en las tiendas y salas, o son clientes que te dejan dinero en ellas.

Y asi transcurre el juego: vas contruyendo salas para recaudar dinero y aumentar la población, cumples las misiones del Emperador, y armas la Estrella de la Muerte.

Los gráficos muestran un aspecto retro, pixelado, simulando un videojuego de los años 80:

¿Prefieres los juegos con un diseño gráfico cuidado al máximo?
Tiny Thief es una gozada...

Star Wars: Tiny Death Star es un juego divertido, pero lastrado por su formato F2P (Free to Play). Puedes jugar gratis, pero a los 10 minutos te inundan con opciones de pago.

El juego transcurre en tiempo real, y para construir salas o reponer productos en las tiendas tienes que esperar un tiempo, incluso horas.

Nada te impide dejar el juego funcionando en segundo plano y esperar, pero si pagas unos pocos euros podrás obtener las salas y los objetos al instante.

Además, personajes, objetos y salas únicas también cuestan dinero.

Si este sistema no te saca de quicio, verás que Star Wars: Death Star es un juego entretenido, aunque exige paciencia y mucha dedicación.

Puedes descargarlo en versión Android en Google Play, y en versión iOS en iTunes.

Echa también un vistazo a las cinco mejores apps de Android y las cinco mejores apps de iOS para esta semana.