Skip to main content

China controlará (aún más) los videojuegos para proteger a los niños

China videojuegos

03/09/2018 - 14:13

China no es un país en el que las empresas de videojuegos y consolas lo tengan particularmente fácil. Y es que, el gigante asiático es un país tremendamente proteccionista en lo que a la llegada de productos extranjeros se refiere, y el mercado de los videojuegos, en concreto, tiene una fuente censura.

No solo nos referimos a una censura de contenidos (cualquier juego que, por ejemplo, no se adapte a los valores comunistas, no puede pasar el filtro de la censura china, como PUBG en su día), sino también a la censura de las propias plataformas de juego de fuera de China.

A Sony y Microsoft les ha costado mucho esfuerzo y adaptación poder lanzar sus diferentes plataformas en el mercado chino. Y es que, si vas por tu cuenta, es muy complicado lanzar tu producto en China. Sin embargo, si vas con un ''padrino'', como puede ser Tencent, sí es más probable que te dejen atravesar los muros de China.

Tencent, una ballena de los videojuegos y un billete seguro para entrar en China

Ahora habrá otra nueva traba. Y es que, el propio presidente del país, Xi Jinping, ha afirmado que China limitará el número de juegos que llegarán al territorio. El objetivo, en esta ocasión, es el de proteger a los niños. Concretamente, quiere proteger los ojos de los niños para que tengan un futuro brillante.

Se trata de una excusa bastante poco habitual, pero será una nueva forma de regular, como si no hubiera suficientes barreras ya, los juegos que llegan al país. Además, no será la única medida que se adoptará. Y es que, también pretenden modificar el sistema de clasificación por edades para regular el tiempo que juegan los menores de edad.

El objetivo es, como hemos dicho, mejorar la salud visual de los niños. El Gobierno quiere conseguir reducir en un 0,5% anual la miopía en los niños y adolescentes hasta el 2023, para ir aumentando a un 1% anual hasta el 2030. 

Además, quieren la colaboración de los padres, ya que serán ellos quienes tendrán que reducir el tiempo que los menores de edad pasan frente al televisor, garantizar una nutrición y tiempo de sueño adecuado y, en definitiva, mejorar la salud de los niños.

Eso sí, a muchos les suena a excusa y afirman que es un nuevo golpe de China a los videojuegos. Si esto es así, una de las mayores perjudicadas sería la propia Tencent, que ya estaría sufriendo las consecuencias del excesivo control chino en este asunto.

Ver ahora: