Apple hace nuevas contrataciones para el proyecto iWatch

Nuevas contrataciones de Apple

Apple no quiere perder el posicionamiento que ha adquirido después de anunciar las mejoras en algunos de sus productos insignia como el MacBook Air y el Mac Pro durante el WWDC 2013, además de todos los rumores que circulan con relación al posible lanzamiento en el mes de septiembre del iPhone 6 o iPhone 5S, junto con un esperado modelo low-cost. 

Reportes recientes de The Financial Times aseguran que la compañía norteamericana estaría contratando a una serie de expertos en las áreas de diseño e ingeniería para apoyar el desarrollo de su nuevo producto, conocido como iWatch.

Éste sería el primer reloj inteligente desarrollado por Apple, además de ser el primer producto nuevo en el cual trabaja la compañía desde la muerte de su fundador Steve Jobs. 

Sin embargo, el hecho que traigan a nuevas personas a trabajar en el desarrollo del dispositivo pondría en duda la capacidad de los propios ingenieros de Apple para la creación y el desarrollo exitoso de productos diferentes a los ya introducidos en el mercado.  

Todo parece indicar que el lanzamiento de la creación más reciente de la compañía de la manzana no estará listo sino hasta finales del año que viene, un golpe bajo para los inversionistas que quieren ver si la capacidad de Apple por producir nuevos productos, que destaquen por su diseño y capacidades técnicas aún se mantiene vigente. 

Tim Cook, el representante máximo de la compañía, ha dicho que Apple promete una serie de lanzamientos en lo que queda del 2013 y a lo largo del próximo año, y que la compañía está interesada en desarrollar dispositivos que se puedan portar y que puedan controlar un smartphone sin tener que tocarlo. Estos serían los motivos que habrían propiciado la contratación del CEO de Yves Saint Laurent, Paul Deneve. 

Su interés tendrá que darse prisa, pues Apple no es la única compañía que está trabajando en relojes de este tipo. Sony ya ha presentado el SmartWatch 2 para plataforma Android y Dell le apuesta fuertemente al mercado de la computación vestible debido a la caida que ha sufrido en el mercado de los ordenadores de escritorio y portátiles. 

Fuente: Financial Times