Apple liberó solución a problemas de WiFi de los MacBook Air

Apple liberó solución a problemas de WiFi de los MacBook Air

El lanzamiento de los nuevos MacBook Air de Apple en Junio pasado nos presentó unos portátiles renovados, con procesadores Haswell de Intel, un rendimiento en gráficos 40% mayor, y una batería que dura hasta 12 horas con una carga. Sin embargo, una vez los Air estuvieron en manos de sus usuarios, los problemas comenzaron.

Pocos días después de que los portátiles estuvieran a la venta, informes de dificultades al conectarse a redes WiFi, o de conexiones caídas en cuestión de minutos, se hicieron frecuentes. Poco tiempo después, los usuarios de Photoshop en las máquinas comenzaron a reportar parpadeo en la pantalla del MacBook Air, especialmente al utilizar pinceles grandes en la aplicación. En ese momento, un representante de Adobe hizo notar que la situación seguramente se debía a una cuestión de drivers o a problemas de la GPU.

La solución al problema de parpadeo en la pantalla fue uno en el que Apple trabajó sin descanso, y hace una semana se supo que la versión 10.8.5 de OS X contendría una solución al problema. La solución a las dificultades de conexión a redes WiFi fue más elusiva.

Luego de que los reportes aparecieran por doquier, Apple ordenó a los empleados de las Apple Store que retuvieran cualquier MacBook Air que presentara fallos de conexión, seguramente con el fin de determinar de manera certera si -como se sugirió en algún momento- el problema estaba limitado a un lote particular de los portátiles. Teniendo en cuenta que la nueva versión de los Air ofrece conectividad utilizando el nuevo estándar 802.11ac, era posible también que se tratara de un problema en la implementación del mismo por parte de la compañía de Cupertino.

Sea cual fuere el problema, Apple ha liberado una actualización destinada específicamente a resolver los problemas de conexión y parpadeo de los nuevos MacBook Air, así como un problema por causa del cual el volumen podría subir y bajar de manera aleatoria al reproducir un vídeo. La actualización debe estar llegando de manera automática a los usuarios de MacBook Air, o puede descargarse desde la página de Apple.