Aprobado el decreto que encarece el autoconsumo eléctrico

Aprobado el decreto que encarece el autoconsumo eléctrico

Aunque ha levantado ampollas y multitud de organizaciones y colectivos se han quejado y han tratado de frenarlo, el Gobierno ha hecho oídos sordos a todas las reivindicaciones y ha aprobado hoy el decreto que regula el autoconsumo eléctrico, dando luz verde al llamado impuesto al sol que encarece el autoabastecimiento de luz. 

Paradójicamente, José Manuel Soria, ministro de Industria, considera que esta medida pretende impulsar la producción y generación de electricidad a través de fuentes renovables, aunque las asociaciones de energías limpias, las de consumidores, grupos ecologistas, sindicatos y los partidos políticos de la oposición han manifestado estar completamente en contra del decreto debido a que protege los intereses de las grandes compañías eléctricas poniendo dificultades al autoconsumo. 

El gobierno encarecerá el autoconsumo de luz con una tasa

Uno de los puntos más polémicos de la nueva normativa que ha sido aprobada hoy por el Consejo de Ministros es que aplica unos cargos adicionales a los usuarios que, además de contar con una instalación de autoconsumo eléctrico, por ejemplo paneles solares, no produzcan suficiente energía y necesiten también conectarse a la red eléctrica. El Gobierno indica que esta tasa es necesaria porque estos abonados tienen que hacer una contribución para costear las infraestructuras eléctricas que también utilizan. 

El real decreto establece dos categorías de usuarios que cuentan con instalaciones de autoconsumo y también necesitan conectarse a la red. Por un lado, los pequeños, que tienen que tener instalaciones de menos de 100 kilovatios, y los grandes, que son aquellos que sobrepasan esta limitación. Los pequeños tendrán la posibilidad de donar a la red la energía sobrante que generen, de forma gratuita y sin que se les pague nada, mientras que a los grandes sí se les abonará la electricidad que entreguen atendiendo al precio estipulado en el mercado. 

No obstante, en una de las últimas modificaciones se han mejorado las condiciones que se recogían en el borrador del decreto para los consumidores de Canarias, Ibiza, Formentera, Ceuta y Melilla, así como a los usuarios que tengan contratada una potencia inferior a 10 kilovatios, a quienes no se les cobrará la parte variable del impuesto al sol y gozarán de menos trabas burocráticas. 

[Fuente: El País]