BMW i8, el primer coche con cristales Gorilla Glass

BMW i8, el primer coche con cristales Gorilla Glass

Para mucha gente, el mayor prodigio tecnológico de una tablet o un smartphone es la posibilidad de usar redes sociales, ejecutar programas, o realizar videoconferencias. Sin embargo, el mayor hito posiblemente se llame Gorilla Glass. Una capa de protección ultrarresistente, completamente transparente, que no disminuye la calidad de imagen de la pantalla pero la protege de arañazos y golpes.

Una pantalla Gorilla Glass es capaz de resistir el peso de un elefante sin inmutarse... No es extraño que esté instalada en 1500 millones de dispositivos. Ahora, BMW va un paso más allá y lleva Gorilla Glass desde el smarphone y la tablet a las lunas de los coches. ¿Una excentricidad o el futuro de los cristales de automoción?

El BMW i8 es un deportivo híbrido con una potencia de 362 CV que sólo consume 2,5 litros cada 100 kilómetros, gracias a su sistema híbrido enchufable compuesto por un motor de gasolina de tres cilindros y 1,5 litros con tecnología TwinPower Turbo, y un propulsor eléctrico con una batería de ión-litio que se puede recargar en una toma de corriente doméstica. Con el motor eléctrico es posible conducir un máximo de 35 kilómetros a una velocidad máxima de 120 Km/h. Con el motor de gasolina acelera de 0 a 100 en 4,5 sg, y alcanza una velocidad limitada electrónicamente de 250 Km/h. Puedes leer un completo análisis del BMW i8 en Autobild.

Este prodigio de la técnica aún no está a la venta (lo hará a lo largo del año) y el fabricante aún sigue añadiendo novedades. Ahora, vía Autoevolution descubrimos que BMW acaba de confirmar el uso de Gorilla Glass en la luna trasera del BMW i8. Puede parecer una decisión chocante, pues es un lugar poco propenso a arañazos, y en un accidente ni siquiera una luna con Gorilla Glass resistiría el impacto. Pero tiene su explicación. Además de proteger, Gorilla Glass también aisla del ruido. Y esa será su función en el BMW i8: reducir el ruido que proviene de la parte trasera del vehículo.

Este cristal con Gorilla Glass será laminado, pues vendrá con dos capas de 0,7 milímetros con un aislante acústico entre medias. La ventaja de usar Gorilla Glass es que pesará un 50% menos que una luna convencional.

Corning, el fabricante de esta tecnología, sigue innovando de forma constante. Ya tiene a punto su Magic Glass que elimina los bordes inservibles de las pantallas, y experimenta con cristales antirreflectantes y antibacterianos.