Bose SoundLink Mini, altavoces de calidad por 199 euros

Bose SoundLink Mini, alta potencia en empaque pequeño

Amar Bose, el fundador de la compañía de altavoces que lleva su nombre, estaría orgulloso de este nuevo lanzamiento.

El SoundLink Mini de Bose es el nuevo producto con el que la compañía norteamericana continua ofreciendo productos de calidad. Sus dimensiones de 5 x 18 x 6 cms esconden un poder acústico similar al de su predecesora, la SoundLink Air. Ambos sistemas de sonido trabajan sin cableado alguno, brindando una portabilidad perfecta ideal para estos tiempos de verano y vacaciones. 

Gracias a la tecnología única en el mercado que utiliza dos radiadores pasivos en posición enfrentada, el sonido que se produce es envolvente y las notas más bajas se escuchan con toda claridad. Al situar los radiadores en esta posición, las vibraciones se eliminan y la energía se convierte en potencia acústica.

Todo este sistema se complementa con dos transductores de rango completo que mueven el doble de aire de lo normal, proporcionando una serie de frecuencias altas y medias muy claras. 

Estos altavoces pueden conectarse via Bluetooth con cualquier dispositivo compatible con este sistema de conexión: smartphones, tablets, entre otros. Su perfil de distribución de audio avanzado (A2DP) permite conseguir una transmisión del sonido con alta calidad. El proceso de conexión se hace de forma fácil y rápida, aunque los altavoces y el dispositivo deberán estar a una distancia no mayor a diez metros para lograr la conexión con éxito.

Y lo mejor de todo es que si tenemos más de un dispositivo o un smartphone y queremos rotar la música que tenemos, el sistema de sonido puede almacenar hasta seis conexiones sin tener que repetirlas: la conexión entre ambos se activa de forma automática cuando se encuentran cerca uno del otro y encendidos. 

Si vamos a pasar un día entero en la playa, la piscina o el campo, la batería del dispositivo no será un problema. Su composición de iones de litio le permiten a los altavoces reproducir música a todo volumen hasta por siete horas y ese tiempo puede llegar hasta las 12 horas continuas cuando se disminuye la intensidad de los decibelios.

En el caso que olvidemos apagarlos, los altavoces detectan la ausencia de señal o de interacciones y se apagan automáticamente después de 30 minutos desde que se detectó el último movimiento. Lo mejor es que podemos seguir escuchando nuestra música preferida mientras se recarga la batería

No hay que leer complicados manuales para saber cómo se maneja. Solamente con cinco botones: dos para controlar el volumen, uno para la conexión Bluetooth, otro para controlar al dispositivo que se encuentre conectado a través de un puerto auxiliar y otro para encender/apagar el dispositivo; tenemos la posibilidad de controlar el mejor sonido con la punta de los dedos. 

¿Y los precios? Los altavoces tienen un valor tan pequeño como sus dimensiones; sólo 199 euros (IVA incluido). También es posible adquirir cubiertas en diferentes colores para darle un toque de color a los finos acabados en plata, por 25 euros, además de una cómoda bolsa de viaje para mantenerlos protegidos de cualquier particula intrusa, por 49 euros.