Skip to main content

Un chip implementará Inteligencia Artificial en los móviles

Inteligencia artificial moviles

08/02/2016 - 16:17

Ingenieros del MIT han desarrollado un chip gráfico avanzado que permite que los dispositivos móviles puedan llevar a cabo tareas de Inteligencia Artificial. 

Un equipo de investigadores del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) ha desarrollado un chip gráfico avanzado que permite que los dispositivos móviles puedan llevar a cabo tareas de Inteligencia Artificial. 

El dispositivo, que ha sido llamado Eyeriss, fue presentado la semana pasada en la Conferencia Internacional de Circuitos de Estado Sólido celebrada en San Francisco. Se trata de un chip que ha sido específicamente diseñado para implementar redes neuronales convolucionales, uno de los grandes avances de los últimos años en IA.

En este tipo de red neuronal artificial, las neuronas corresponden a los campos receptivos y su funcionamiento es muy parecido al de las neuronas en la corteza visual primaria de un cerebro biológico. Por tanto, se articula en forma de una gran red virtual organizada en capas con muchas unidades de procesamiento de información simple. 

Para implementar en los dispositivos móviles estas redes neuronales se utiliza la tarjeta gráfica. Una GPU tradicional podría tener hasta 200 núcleos o unidades de procesamiento, lo que hace que este componente sea muy adecuado para la simulación de una red de procesadores distribuidos.

Sin embargo, el chip que han presentado los investigadores ha demostrado que su eficiencia es hasta diez veces mayor que las GPU de los smartphones, lo que haría posible que los móviles pudieran ejecutar potentes algoritmos de Inteligencia Artificial a nivel local, en lugar de cargar los datos a través de Internet para su procesamiento.

Google pone su Inteligencia Artificial a disposición de todos los desarrolladores

La clave de la eficiencia de este chip reside en que reduce al mínimo la frecuencia con la que los núcleos tienen que intercambiar datos con bancos de memoria remotos, una operación que consume mucho tiempo y energía. A diferencia de las GPU, donde cada núcleo comparte una memoria de gran tamaño, en Eyeriss cada core cuenta con su propia memoria. Además, cada unidad de procesamiento puede comunicarse directamente con las que tiene alrededor. 

Además de implementar redes neuronales en dispositivo móviles, este avance también podría impulsar el comienzo del Internet de las Cosas. Con la capacidad para procesar potentes algoritmos de IA, los dispositivos podrían tomar decisiones importantes a nivel local sin depender de la conexión a Internet. 

Ver ahora:

Te recomendamos