Skip to main content

Científicos utilizan carbón para fabricar dispositivos

dispositivos electronicos de carbon

21/04/2016 - 17:58

Científicos del MIT han querido aprovechar las propiedades químicas, eléctricas y ópticas del carbón para fabricar dispositivos electrónicos funcionales.

Tradicionalmente hemos utilizado el carbón como combustible, pero este material tiene una complejidad molecular muy variada que lo convierten en un elemento versátil y con otras muchas aplicaciones. Por ejemplo, podría emplearse para hacer paneles solares, baterías u otros componentes electrónicos con un coste mucho más bajo, ya que el compuesto es abundante y barato.

Teniendo esto en cuenta, un grupo de científicos del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) ha querido aprovechar las propiedades del carbón para utilizarlo en la fabricación de dispositivos. Para ello, los investigadores han analizado las propiedades químicas, eléctricas y ópticas de películas delgadas hechas con cuatro variedades de carbón. En sus experimentos han podido comprobar que la antracita es la variedad más adecuada para los aparatos electrónicos.

El proceso de preparación de la antracita para su uso en la fabricación de dispositivos es similar al que se sigue con otros materiales, como el grafeno o el silicio. En primer lugar, se tritura hasta convertirla en polvo y luego se suspende en una solución. A continuación, la solución se deposita en películas delgadas uniformes sobre un sustrato. 

El primer prototipo que han fabricado los científicos para probar la eficiencia del carbón ha sido un calefactor eléctrico que podría emplearse para descongelar los parabrisas de los vehículos o las alas de los aviones, así como parte de un implante biomédico. En los experimentos, el dispositivo ha demostrado ser completamente funcional. 

Combustible ecológico a base de algas y polvo de carbón

Este avance puede suponer un importante hito para la reducción en los costes de fabricación de los aparatos electrónicos. Además de que el carbón es un recurso muy abundante, tiene la ventaja de que no necesita pasar por un proceso de purificación para aplicarlo en la electrónica. Y es que buena parte de los gastos asociados con los chips de silicio y grafeno derivan de que tienen que ser refinados. 

Los científicos van a seguir trabajando para explorar las propiedades del carbón, ya que cuenta con cientos de variedades con distintas cualidades qeu pueden resultar útiles para todo tipo de aplicaciones.

Ver ahora: