Cinco drones impiden apagar un incendio masivo en una autopista

Cinco drones impiden a los helicópteros apagar un incendio masivo en una autopista de Los Ángeles.

A medida que bajan de precio y aumentan sus prestaciones, los drones se están convirtiendo en vehiculos voladores cada vez más comunes. Y los problemas que ocasionan por culpa de la poca cabeza de algunos de sus dueños, segúramente obligará a endurecer la ley que regula el uso y el alcance de los drones.

Tal como está ocurriendo en España, en California llevan días sufriendo una ola de calor que está batiendo récords de temperaturas. Esto ha provocado incendios masivos, el más grave de los cuales ha atravesado una de las autopistas más concurridas de Los Angeles, obligando a la gente a abandonar sus vehículos en la carretera y, literalmente, salir corriendo:

Docenas de coches y camiones han sido calcinados por el fuego, en plena autopista:

Piloto de drones, una profesión con futuro

Las autoridades californianas han comunicado que los helicópteros de los bomberos cargados con agua para extinguir el fuego han tenido que regresar a la base debido a la presencia de cinco drones sobrevolando la autopista. Los helipcópteros están obligados a aterrizar cuando detectan drones en las cercanías, pues podrían chocar con sus hélices y provocar un accidente, doblemente peligroso porque el helicóptero podría caer sobre la carretera llena de gente.

Preguntado por la cadena NBC, el oficial al mando ha confirmado que los drones ha retrasado el uso de los helicópteros unos veinte minutos, por lo que algunos vehículos que se han calcinado podrían haberse salvado si los drones no hubiesen hecho su aparición. Aún no se sabe quienes son sus dueños, pero las cadenas de noticias americanas ya utilizan drones con cámaras para cubrir noticias, y es posible que particulares hayan acudido al incendio con sus drones para grabar vídeos y después colgarlos en YouTube, o venderlos al mejor postor.

Es la tercera vez en un mes que las autoridades de Estados Unidos se ven obligadas a desviar sus helicópteros y aviones en una operación de emergencia, por culpa de los drones. 

El departamento de Bomberos de San Bernardino ha comenzado a colgar carteles como éste en donde avisa que los drones impiden a los helicópteros apagar los incendios:

Drones e incendios

En España los drones tienen prohibido volar en lugares en donde esté ocurriendo una emergencia, así como en zonas con población (como una carretera) y a menos de 8 kilómetros de un aeropuerto.

Sin duda, a los bomberos californianos les hubiese ido muy bien este robot humanoide que apaga incendios:

 

[Fuente: Gizmodo]