Los coches Tesla abren la puerta y entran y salen solos del garaje

Los coches Tesla abren la puerta y entran y salen solos del garaje

Aparcar el coche en garaje cuando llegas a casa es una de las tareas más tediosas a las que se enfrenta cualquier conductor, especialmente cuando llegas cansado del trabajo o de recoger a los niños del cole.

Algo similar ocurre por las mañanas cuando sales de casa somnoliento o con prisas para ir a trabajar, pero antes debes sacar el vehículo de su guarida.

Imagina ahora esta escena: llegas a casa en tu flamante coche eléctrico Tesla S o Tesla X, y paras en la calle. Pulsas un botón del móvil, y mientras entras en casa puedes ver como el coche abre la puerta del garaje, entra dentro, aparca y cierra la puerta.

Por la mañana, mientras terminas los últimos sorbos del café, vuelves a activar una app en el móvil. Oyes como la puerta del garaje se abre, y a los pocos segundos vuelve a cerrarse. Cuando sales de casa tu flamante Tesla te está esperando en la puerta.

No es ciencia ficción. Es la nueva función Summon del software recién actualizado de los modelos de coches eléctricos Tesla S y Tesla X. Ahora son capaces de abrir y cerrar la puerta del garaje ellos mismos, y entrar o salir cuando se lo pidas, ahorrándote la maniobra y el tiempo dedicado a ella. Puedes verlo en funcionamiento en este vídeo:

El pasado mes de octubre, el fabricante de coches eléctricos Tesla actualizó el software de sus vehículos a la versión 7.0, añadiendo la opción AutoPilot. Un auténtico piloto automático completamente operativo en ciertas situaciones. El coche conduce solo, aunque no hay que separar las manos del volante. Es capaz de conducir en línea recta, tomar las curvas, aparcar o cambiar de carril, tal como puedes ver en este vídeo:

Hoy se ha estrenado Tesla Software 7.1, que añade la mencionada función Summon a los modelos Tesla S y Tesla X. A partir de ahora estos vehículos no sólo entran y salen por su cuenta del garaje, sino que también son capaces de abrir y cerrar la puerta al principio y al final de la maniobra, sin que el usuario tenga que intervenir.

Un paso más hacia el vehículo 100% autónomo, que cada vez está más cerca de convertirse en realidad.

[Fuente: Tesla Motors]

El hyperloop se vuelve real en el desierto de Nevada