Crean un prototipo de pantalla 3D que cambia de forma

Pantallas 3D que cambian de forma dependiendo del contenido

Minority Report está a un paso menos de seguir siendo ciencia ficción. Un grupo de ingenieros de la Universidad de Lancaster ha creado un prototipo de una pantalla 3D táctil que cambia de forma dependiendo de la información que se muestre y cuyos datos se pueden manipualar con los dedos. 

Con la llegada de las pantallas táctiles, la forma de interactuar con los dispositivos móviles ha evolucionado para explotar las nuevas posibilidades que ofrecen.

La tecnología permite que nuestra manera de relacionarnos con los terminales vaya asemejándose cada vez más a la forma natural del ser humano, que incluye en el proceso el sentido del tacto, lo que permite que la comunicación sea más real. 

Sin embargo, según explica Jason Alexander, uno de sus creadores, en un artículo de The Conversation, aunque la interacción ha ido un paso más allá, la información todavía se está mostrando en una pantalla 2D que simula un entorno 3D, por lo que no se está explotando completamente el sentido del tacto. 

Por este motivo, en la Universidad de Lancaster se plantearon la creación de un prototipo de pantalla tridimensional táctil. Este monitor no es plano, cuenta con píxeles que pueden sobresalir físicamente y va modificando su forma dependiendo de los contenidos que se estén mostrando, proporcionando nuevas maneras para transmitir información al tacto.

Gadgets estúpidos, ¿para qué sirven? 

Como se puede ver en el vídeo, el prototipo de pantalla 3D tiene la capacidad de mostrar los datos de una manera muy completa. Por un lado, las barras tienen efectos visuales para ayudar a su comprensión, pero además ofrecen la posibilidad de tocarlas y manipularlas con los dedos. 

Las pantallas 3D con estas características tendrán aplicaciones muy interesantes para diversos sectores, como la arquitectura, el diseño y modelado del terreno para apps de mapas, o la industria del entretenimiento. 

Apple podría desarrollar una pantalla holográfica interactiva

Los dispositivos móviles que equipen una pantalla táctil tridimensional podrán modificar su forma y su función. Con esta tecnología, tendrán la capacidad de modificar su interfaz 3D, generando interfaces diferentes para adaptarse a distintos usos. Por ejemplo, un teléfono móvil podrá emplearse como mando a distancia o como controlador de videojuegos, variando la interfaz. 

Todavía estamos lejos de tener móviles con este tipo de pantallas, pero este prototipo demuestra que la manera de interactuar con los dispositivos nos proporcionará una experiencia cada vez más real en un futuro no muy lejano. 

[Fuente: The Conversation]