Dell: un ordenador del tamaño de una memoria USB por US$100

Dell: un ordenador del tamaño de una memoria USB por US$100

Últimamente todo el mundo parece estar interesado en las soluciones de cómputo de bajo costo. Gracias a la desaceleración del mercado de ordenadores de escritorio, el costo es un factor que ha adquirido mucha importancia; apenas un día después de que HP ofreciera una tablet por 99 dólares, la última propuesta de Dell  -Ophelia -busca ser un reemplazo para los ordenadores de escritorio con un precio extremadamente bajo: tan sólo 100 dólares.

Ophelia se parece mucho en forma y tamaño a una memoria USB, y al conectarse al puerto HDMI de una pantalla o un televisor, promete convertirlo en un ordenador o un reproductor de medios vía streaming. El mini ordenador de Dell está basado en el sistema operativo Android y de esta manera permite que sus usuarios ejecuten aplicaciones, accedan archivos almacenados en la nube o lo utilicen como una máquina barata y sencilla para ejecutar tareas que no requieren mucha potencia de cómputo.

En el punto de precio al cual Dell ofrece su producto, lo ve como un reemplazo extremadamente económico a los ordenadores de escritorio cuyo mercado se ha visto sometido a una compresión acelerada en los últimos años; el hecho de que mucha de la información necesaria se encuentre disponible en la red a través de servicios de sincronización como Dropbox, así que Dell tenga mucha fe en Ophelia.

Un mercado en el cual el producto de Dell puede tener acogida es el de las compañías que están tratando de recortar costos o que quieren evitar la actualización forzosa de sus ordenadores a Windows 8. Gracias a que está basado en Android los administradores de tecnología de las compañías podrían ejecutar tareas de monitoreo y borrado remotos de una manera simple. En consecuencia, Ophelia podría ser atractivo para personal de ventas, mantenimiento, o en general para los empleados que tengan un estilo de trabajo eminentemente móvil.

Dadas sus características y el momento de su anuncio, es inevitable comparar Ophelia con el Chromecast de Google. A pesar de que los enfoques son nominalmente distintos, y que el precio del producto de Google lo haga mucho más atractivo para los consumidores en el hogar, las similitudes resultan demasiado obvias como para ignorarlas.

¿Qué crees? ¿Piensas que Ophelia puede ser competencia para el Chromecast?