Despega la primera iniciativa privada de viaje a la Luna

Misión privada Luna

La primera misión privada a la Luna ha salido hoy, aprovechando el viaje del cohete chino Long March, que pasaba por ahí. Esta misión es un proyecto desarrollado por una compañía que tiene base en Luxemburgo, llamada LuxSpace. Han salido del Centro de Lanzamiento de satélites Xichang. Si todo va según el plan, la nave se acercará a la luna y volverá a la Tierra, lanzando una cápsula de pruebas de vuelta el 31 de octubre. El principal propósito es poner a prueba la tecnología que han desarrollado para traer rocas y polvo de la Luna a nuestra atmósfera. 

El módulo ha sido colocado sobre una plataforma del cohete, que también realizará un vuelo cerca de la superficie lunar y volverá a la órbita terrestre. Durante todo el proceso, se estará transmitiendo información sobre el viaje espacial, y LuxSpace espera que los operadores amateurs de radio de todo el mundo puedan estar a la escucha.

Otro proyecto de la NASA: plantar mostaza en Marte

Como aliciente, la compañía ofrecerá premios a la gente que participe. "Uno de nuestros objetivos es incrementar el interés del público en la exploración espacial", declaraba el ingeniero de sistemas de LuxSpace, Hubert Moser. "También queremos impulsar nuestro camino al las misiones espaciales en general, y los microsatélites en particular". 

La infomación recogida por las radioestaciones de aficionados podría ayudar a demostrar que desarrollar un sistema basado en el acceso público al seguimiento de naves espaciales es una buena idea. Además, el microsatélite está equipado con un pequeño aparato fabricado en España por la empresa iC-Málaga, que medirá los niveles de radiación durante la misión.

Lo más curioso es que el coste total de la misión será de seis cifras, bastante barato en comparación con el resto de misiones realizadas hasta el momento.