Dorothy, el discreto wearable de emergencia en tu zapato

Dorothy Wearable

Es una cajita roja. Básicamente es eso, es una cajita roja que se mete en un zapato. Reacciona al movimiento, y cuando golpeamos tres veces nuestros zapatos (como Dorothy en "El Mago de Oz", de ahí le viene el nombre), activa una acción predeterminada en nuestro smartphone. El mundo de los wearables se va haciendo cada vez más grande, y no todo se tiene que limitar a relojes o gafas. A veces, un artefacto aparentemente sencillo pero con una función que a nadie se le hubiese ocurrido antes puede marcar la diferencia. Eso podría suceder con Dorothy

De momento, sólo hay tres funciones preprogramadas en la aplicación que se parea con el dispositivo, aunque en cuanto os las describamos las consideraréis muy útiles. Por ejemplo: la primera hace que al golpear los talones, llegue una llamada a nuestro teléfono desde un contacto falso que previamente hayamos bautizado desde la misma aplicación. Así que si estamos en una situación incómoda, podemos recibir una llamada de "Hospital" o "Jefe", y salir escopetados. 

¿Qué se puede hacer con un zapato? Pues dentro de poco, cargar nuestro smartphone

Otra de las posibilidades del teléfono está relacionada con la seguridad. Si sois el tipo de persona que tiende a ponerse en riesgo, o queréis quedaros más tranquilos con la seguridad de una persona en concreto, os interesará. Al chocar los talones, vuestra ubicación se enviará a tres números de teléfono preseleccionados. Así que si en algún momento os sentís inseguros, sólo tendréis que dar unos discretos golpecitos y la gente sabrá donde estáis. 

La tercera opción... bueno. Es bastante menos práctica, más inspirada en la película. Si activáis la tercera opción y golpeáis los talones... os llevarán a casa. Literalmente. El "Dorothy" contactará con la aplicación Uber, y nos pedirá un taxi basándose en la ubicación que el teléfono proporcione.

La idea viene de un laboratorio llamado iStrategy Labs, y aún es un prototipo. Si os interesa, aquí tenéis un vídeo en el que se demuestra lo que puede hacer.