El procesador del iPad causa problemas a Intel o Qualcomm

a8x apple

El chip A8X integrado en el iPad de Apple estaría causando serios problemas a compañías que viven de esto, de la fabricación de procesadores, como Intel, Qualcomm, Samsung o Nvidia. Y cuando hablamos a problemas nos referimos a pérdidas económicas que llegan a ser billonarias.

Hace cuatro años, cuando el iPad iba a lanzarse al mercado, nadie pensaba que el alabado procesador de la serie A, como el A8X que podemos encontrar el iPad Air 2, sería el que regiría todo su procesamiento. En su lugar, se pensaba que sería un chip de Intel el que lo haría, más concretamente se apuntaba al que ahora conocemos como Intel Atom. Pero cuando Jobs presentó el iPad por primera vez se anunció que venía con un procesador propio de Apple, el A4.

El iPad se convirtió pronto en un éxito en ventas, superando con creces a las tablets con Windows que vendían compañías como Samsung. La tablet de Apple ha podido con tablets de HP, de BlackBerry o de Motorola, pocas se le han resistido.

Si seguimos avanzando en el panorama de las tablets y nos posicionamos unos años atrás, en 2011 lanza Amazon su nuevo Kindle Fire y en 2012 (a finales) Microsoft saca al mercado su primera tablet con Windows, la Microsoft Surface. Pero todo apunta a que los resultados que están teniendo estas tablets no son mucho mejores que los de las tablets de HP, BlackBerry o Motorola con las que el iPad ya acabó en su momento.

Apple no lanzará más iPad Mini, apuesta por el iPad Pro  

Intel sería el fabricante que más habría perdido a causa del iPad de Apple y su chip. Las tablets con chip Intel no prosperaron y el iPad también ha hecho que las ventas de PCs, donde Intel es el fabricante de procesadores rey, mermen.

Nvidia también ha salido perdiendo. Su chip Tegra regía el Microsoft Zune HD, pero también crearon procesadores para tablets de Motorola y de Dell. Ahora sus procesadores son empleados en la Surface y en algunas tablets con Android, donde para estas últimas disponen de un chip ARM de 64 bits. También rigen el Nexus 9, pero que no llegaría a conseguir el mismo rendimiento que el iPad Air 2.

El mayor problema de Qualcomm ha sido que ha quedado relegado a crear procesadores para las tablets más baratas que se fabrican en China. Se usan sobre todo en dispositivos Samsung y tablets y teléfonos con 4G.

Samsung lucharía ahora por crear un procesador ARM de 64 bits alternativo al A7, A8 y A8X de Apple, pero tiene que optar por diseños ARM que son menos eficientes y potentes que los de Apple.

¿Es ésta una batalla perdida para Intel, Qualcomm, Nvidia y Samsung?