Por qué debería preocuparte la subida del precio del silicio

Móviles y ordenadores podrían volverse más caros por la subida del precio del silicio.

Silicon Valley no se llama así por casualidad. Su nombre procede del silicio, uno de los materiales esenciales en la fabricación de componentes informáticos. Actualmente la demanda de este compuesto es cada vez mayor, aunque la oferta se mantiene estable, circunstancia que ha provocado una escalada en el precio del silicio que puede tomar tintes procupantes.

Si estás pensando en cambiar de ordenador o móvil, es mejor que lo hagas ya. A la inflación en el precio de las tarjetas gráficas provocadas por la minería de Bitcoins se le unirá una subida de al menos el 20% en el precio del silicio, ascenso que sin duda acabará trasladándose a procesadores, memorias RAM y GPU, tanto para PC como para smartphones.

Estos son los móviles de menos de 200 euros más vendidos en Amazon España

La alarma la ha hecho saltar la japonesa SUMCO, compañía fabricante del 60% de placas de silicio del mundo. Esta firma ha decidido aumentar en un 20% el precio de dichas placas, decisión que pronto adoptarán el resto de empresas del sector. Este incrementos del coste de producción puede hacer que móviles y ordenadores sean más caros de aquí a un año aproximadamente.

La escasez o carestía de los materiales necesarios para fabricar dispositivos tecnológicos es un hecho que se hará más pronunciado con el paso de los años. Cada vez más millones de personas tienen acceso a un smartphone o un PC, sobre todo en países emergentes como China o India, y eso hace que la demanda crezca mucho más rápido que la oferta.

El problema ha llevado a los fabricantes a crear distintos programas destinados al reciclaje de los dispostivos, ya sea comprándolos directamente o haciendo descuentos al comprar un nuevo móvil si entregas el viejo. Quizás piensas que tu iPhone 4 ya no tiene ningún valor, y puede que como móvil ya esté obsoleto, pero el silicio, el coltán o la casiterita que guarda en su interior si pueden tener una segunda vida.

[Fuente: Kitguru]