Samsung podría abandonar el negocio de PCs de escritorio

Samsung podría abandonar el negocio de PCs de escritorio

Se vislumbran cambios en el enfoque de negocios de Samsung. A pesar de que el gigante coreano tiene una gran variedad de líneas de producto, la de ordenadores de escritorio es una que a lo largo de todo el 2.013 ha presentado crecimiento. Sin embargo, esto no ha sido óbice para que Samsung considere el próximo cierre de las líneas de producción y negocio relacionadas.

De acuerdo con reportes provenientes del Korea Times, fuentes anónimas dentro de la compañía habrían anunciado que Samsung enfocará su atención al desarrollo de productos en las líneas de tablets, laptops y "all in ones"

Vista en términos generales, la movida causa algo de curiosidad pues a pesar de que Samsung lleva relativamente poco tiempo en el mercado de los ordenadores de escritorio -al menos cuando se le compara con veteranos de la industria como Hewlett-Packard-, a lo largo de este periodo, la compañía coreana ha logrado mantener un saludable crecimiento porcentual, a pesar que su participación total en el mercado es baja. 

Ahora, si se examina la situación desde una  perspectiva comercial y de estrategia futura, la medida cobra mucho sentido, ya que recientes reportes de la industria han puesto en evidencia la tendencia: en el último año las ventas de PCs se han reducido en un 11% aproximadamente, mientras que en el mismo periodo las de tablets han aumentado en un 68%. Este escenario pinta el peor trimestre en ventas de ordenadores de escritorio en 20 años, y alimenta las predicciones de que es un mercado en descenso, frente a las tendencias a la movilidad que dominan el mundo de los dispositivos electrónicos de consumo.

Un ejecutivo dijo al Korea Times que "Las tablets, los all in one y los híbridos son el foco actual de Samsung. Samsung está acelerando la reestructuración de su negocio de PCs a través de la alineación de productos hacia variables que provean ganancia". Dicho en otros términos, la compañía coreana no pretende malgastar esfuerzos en un área que está destinada a desaparecer, y prefiere enfocarse en áreas con mucho futuro y mucho potencial para la generación de utilidades, como por ejemplo todo lo anunciado en el Samsung Premiere 2013 en Londres.