¿Trabaja AMD en una nueva generación de consolas para 2018?

¿Trabaja AMD en una nueva generación de consolas para 2018?

¿Cómo será la PlayStation 5? ¿Qué especificaciones tendrá la Xbox Two? Todavía parece demasiado pronto para responder a estas preguntas, pero durante las últimas semanas se han multiplicado los rumores sobre la fabricación de los chips de las consolas del futuro. Al parecer, AMD estaría en la actualidad trabajando en el desarrollo de chips hasta 5 veces más eficientes que los actuales de cara a 2018, con el foco puesto en la realidad virtual.

Los rumores apuntan a que AMD tendría en su agenda el desarrollo de APUs de nueva generación que estarían listas para los fabricantes en 2018, lo que podría desembocar en la llegada de las consolas de nueva generación.

Por el momento son solo rumores, ya que ni Sony ni Microsoft hablan en público sobre sus futuros proyectos y tampoco han confirmado si seguirán trabajando como hasta ahora con AMD.

AMD prepara una APU con 32 núcleos Zen y 32 GB de memoria

Las fuentes de WCCFTech, sin embargo, sostienen que los chips de las nuevas Playstation y Xbox tendrán cinco veces mayor rendimiento por vatio, lo que en la práctica se traducirá en una apuesta decidida por la realidad virtual, una tecnología hasta ahora muy limitada en las consolas por su hardware, lejos incluso del estándar de las Oculus Rift que se mueven a 2160x1200 píxeles y 90 frames por segundo.

De hecho, AMD ya trabaja desde hace tiempo con la realidad virtual con el bautizado LiquidVR, un conjunto de APIs y herramientas para que los desarrolladores puedan sacarle el máximo partido a esta tecnología, reduciendo la latencia y ofreciendo una experiencia mucho más inmersiva.

Los nuevos chips de AMD se basarán en la arquitectura GCN (Graphics Core Next) que a medio plazo parece una solución perfecta para las gafas de realidad virtual por su alto rendimiento y su eficiencia energética. AMD planea lanzar durante 2016 una nueva iteración de la arquitectura GCN (1.4) que será dos veces más eficiente en comparación con las actuales GPUs.

Otro de los puntos interesantes de cara al desarrollo de las videoconsolas del futuro y los sistemas de realidad virtual gira alrededor de la Ley de Moore y la posibilidad de fabricar chips cada vez más pequeños. En este sentido AMD ha anunciado una alianza con Synopsys para desarrollar chips con tecnología de fabricación de 14 nm e incluso 10 nm.

Una de las principales mejoras de estos chips de las consolas de nueva generación será la sustitución de la memoria GDDR5 por la memoria gráfica de nueva generación, denominada HBM (High Bandwith Memory), que ofrece un importante aumento de velocidad, ahorro energético y la posibilidad de ahorrar espacio físico.

Memoria HBM

Con todo ello parece que estos nuevos chips en los que trabaja AMD se perfilan como el corazón de las futuras consolas PlayStation 5 y Xbox Two en 2018, muy orientadas a los videojuegos de realidad virtual que muchos esperan comiencen a despegar a lo largo del próximo año con la llegada -entre otras- de las PlayStation VR y las Oculus Rift al mercado masivo. El universo gaming entra en una nueva dimensión. 

[Fuente: ExtremeTech]