Fujifilm X-M1, nueva cámara de objetivos intercambiables

Fujifilm X-M1

Tras meses de rumores y alguna que otra filtración, Fujifilm lanza hoy la X-M1, la que será su tercera cámara compacta de objetivos intercambiables junto a las X Pro 1 y la E-X1. En un cuerpo más compacto que sus predecesoras, la nueva DSC de la marca nipona incorpora su sensor APS-C CMOS de 16 Megapíxeles que, combinado con el procesador EXR II, promete fotografías en ráfaga de hasta 5,6 fotogramas por segundo, y una sensibilidad de 25.600 ISO.

Fujifilm mantiene en la X-M1 el diseño retro que tanto les caracteriza con dos diales de control y botones específicos para funciones tan importantes como el equilibrio de blancos, el modo ráfaga o macro, y añade elementos más actuales como una pantalla LCD de alta resolución inclinable, flash integrado y función de grabación en vídeo Full HD.

Para creativos y amantes de las redes sociales

Pero son dos de sus nuevas características las que llamarán la atención de aquellos que gustan de tomar fotos divertidas y origianales y compartirlas al instante. Y es que la Fujifilm X-M1, a través de una app específica, Fujifilm Camera App, permite la transferencia de imágenes de manera inalámbrica (vía WiFi) para guardarlas en smartphones o tablets y compartirlas en las redes sociales. Además, esta compacta de objetivos intercambiables incluye para los más creativos ocho filtros avanzados, un modo de exposición múltiple y cinco efectos de película antigua.

Estará disponible en tres colores: negro, plata y marrón y el precio, como ya os adelantábamos hace poco no superará en principio los 700 €.

Con un objetivo en kit

La Fujifilm X-M1 se venderá en un kit con un objetivo compacto, el XC 16-50mm F3,5-5,6 OIS, un zoom que ofrece una cobertura de 24-76mm y que la marca japonesa recomienda para interiores y paisajes. Se podrá comprar en negro y plata.