Skip to main content

Lo que está haciendo perder dinero a Mercadona no es solo su gasto extra en seguridad

Mercadona

Depositphotos

28/04/2020 - 10:04

Mercadona tenía varios movimientos planificados en 2020 y estaba reformulando los supermercados para potenciar una de sus grandes apuestas: la sección Listo para comer. Sin embargo, como con otros negocios, la crisis del coronavirus ha detenido sus planes y le está provocando importantes pérdidas en estas nuevas áreas de negocio.

El Listo para comer es un nuevo apartado en Mercadona donde se vende comida recién preparada y que cuenta con su propio espacio en la entrada de muchos supermercados. La idea es habilitar esta opción en cada vez más supermercados y dejar mesas, papeleras, microondas, máquinas de café y otros servicios para que cualquier cliente pueda disfrutar de ellos.

Sin embargo, con la pandemia se han detenido estos planes y de momento no se va a recuperar la inversión. Además, el cambio de consumo ha provocado que algunos productos hundan sus ventas durante estos meses.

Unos de los productos que se estaban potenciando para ser ingeridos nada más comprarse eran los sándwiches refrigerados, de los que se había aumentado el número y catálogo, pero sus ventas se han reducido un 30%. Además, también han caído las ventas de snacks y todo tipo de productos que se tomaban en la calle o en la oficina.

Mientras que la repostería y las especias han seguido aumentando en ventas y algunos productos son complicados de encontrar, los clientes prefieren cocinar en sus casas y, evidentemente, comer en ellas. Las zonas Listo para comer están vacías y no se reactivará su actividad hasta que allá pasado la crisis.

Queda por ver cómo cambiará el sector de la hostelería y si no se ve debilitada una de las grandes apuestas de Mercadona para 2020. Que los clientes pudiesen comer en los mismos supermercados exigía un cambio importante en la rutina y la perspectiva de mucha gente, pero tal como se puede entender, estos planes han quedado en pausa, a la espera de saber cómo se modifica el consumo y el modo en que se trata de vender este servicio desde los supermercados.